Posts filed under ‘yacimientos arqueológicos’

El castillo de Sagunt comienza su rehabilitación tras años de abandono

  • El Consejo de Ministros acuerda una serie de actuaciones por valor de un millón de euros
  • El Ayuntamiento lamenta que el deterioro actual se podría haber impedido mucho antes

Parte de la fortificación del Castillo de Sagunt. / JOSÉ CUÉLLAR

Fuente: DIEGO A. SAN JOSÉ – CRISTÓBAL TOLEDO > Valencia  |  EL MUNDO
19 de junio de 2017

Hablan de él como un castillo romano, pero sin embargo, su origen es mucho anterior. Podría tratarse de una fortificación creada por los íberos en su primer asentamiento allí, la llamada Arse, o ser un enclave de los griegos. Siglo arriba, siglo abajo, sus paredes datan de en torno al siglo V o VI antes de Cristo, es decir, más de 2.500 años de antigüedad. Sin embargo, la falta de estudios en profundidad -un hecho que sorprende al tratarse de uno de los emblemas de la ciudad saguntina- dificulta saber exactamente en qué fecha se levantó y cuál fue la civilización responsable de dicho monumento.

Su actual estado no muestra ni mucho menos la importancia que ha tenido a lo largo de historia. De hecho, el Gobierno central ha tenido que ponerse manos a la obra (nunca mejor dicho) para poder salvarlo después de años de deterioro continuado. Años atrás, el castillo era el bastión de la ciudad, el punto clave por el que todo pasaba y cuya toma por parte de los cartagineses comandados por Aníbal acabó desencadenando la ira del Imperio romano y el comienzo de la II Guerra Púnica que enfrentó a las dos grandes potencias del Mediterráneo.

Han pasado los años y aunque su degradación con el paso del tiempo no ha provocado ningún conflicto armado, sí que ha generado quejas y alguna que otra tensión entre el Ayuntamiento, la Generalitat y el Ministerio de Cultura, responsable y titular de la fortaleza declarada Monumento Nacional en 1931. Así, aunque esta semana se anunciaran medidas de restauración que asumirá el departamento liderado por Íñigo Méndez de Vigo, aún había ciertas rencillas entre administraciones.

«Damos gracias por la reparación, pero las obras son consecuencia del estado de abandono del castillo por la falta de acciones preventivas», expresaba el alcalde de la localidad, Francesc Fernández. Para el primer edil es como si se estuviera curando una enfermedad que se podía haber prevenido, aunque admite la velocidad con la que se ha gestionado en los últimos meses desde la reunión de febrero, sobre todo tras las inclemencias meteorológicas de diciembre, enero y marzo que han degradado especialmente el monumento.

La concreción de las ayudas se anunció el viernes 9 de junio en el Consejo de Ministros quienes autorizaron un importe cercano al millón de euros (993.821, 40 euros) y se materializó con una visita al castillo del delegado del Gobierno en la Comunidad, Juan Carlos Moragues junto al alcalde del municipio, la directora del Museo y los técnicos encargados de la obra. Durante el encuentro, Moragues explicó que las actuaciones se centran en cinco puntos y su objetivo «es preservar el esplendor de este monumento declarado Bien de Interés Cultural». Según los cálculos del Ejecutivo, el plazo de desarrollo de estas actuaciones se estima en 10 meses.

El delegado de Gobierno indicó que el martes se iniciaron un de los trabajos en uno de los puntos críticos, la Puerta de Almeanara, donde habían quedado afectados los arcos y se corría riesgo de colapso. «Esta actuación implica tanto inversión en patrimonio como en turismo. No sólo se conseguirá restaurar este monumento sino que además, se aumenta la seguridad de los visitantes y se potencia su atractivo turístico», añadió Moragues.

Precisamente la seguridad para los turistas que se acercan al castillo es uno de los puntos que llevan reivindicando varias asociaciones del municipio saguntino. La falta de una dotación presupuestaria en el Plan Director aprobado en 2001 y la falta de una serie de actuaciones continuadas y con seguimiento por parte de las administraciones forma parte también de las reivindicaciones de los grupos de defensa del patrimonio saguntino. De hecho, el propio alcalde expresó la posibilidad de crear una especie de comisión de trabajo que vigilase la evolución de las obras de restauración y sirviera además para comprobar el deterioro a lo largo de los años.

Por otra parte, el delegado destaco que los criterios de la intervención de restauración «seguirán las pautas establecidas por el Plan Director del Castillo de Sagunt para mantener el conjunto histórico y emplear materiales similares y compatibles con los existentes. Además, por su condición de BIC, los trabajos que impliquen vaciado de tierras se desarrollarán con metodología arqueológica dirigida por arqueólogo».

Centro de interpretación

Además de las inversiones por parte del Gobierno que sirven para evitar que el castillo acabe derruyéndose, la Generalitat Valenciana va a invertir otros 400.000 euros en el edificio que será el centro de interpretación del Castillo de Sagunto. Esta actuación tendrá un plazo de ejecución de seis meses y su inicio se prevé para el próximo otoño, según explicó el alcalde de Sagunt a principios del mes de junio cuando se reunieron el primer edil, el secretario autonómico de Cultura, Albert Girona; el subdirector de Patrimonio Cultural, Antonio Bravo; el jefe de servicio de Cultura, Ximo López, y el responsable de Patrimonio de la localidad, Pablo Abelleira.

Además la ciudad recibirá otras inversiones de la Generalitat Valenciana para la adecuación y mejora del patrimonio histórico, tanto monumental como industrial. El objetivo es que el centro de interpretación no sea sólo un lugar de acceso sino un sitio que sirva para explicar la historia que hay detrás de los más de 2.600 años con los que cuenta el castillo y que quiere seguir teniendo futuro.

 

19 junio 2017 at 8:34 pm Deja un comentario

El foro de Lucentum volverá a la vida

Los trabajos para recuperar este espacio, con una partida de 400.000 euros de la Diputación, se centrarán en la reconstrucción parcial del templo

Imagen virtual de cómo quedaría el foro una vez recuperada y reconstruida en parte la zona del templo, al fondo, y dónde se ubicarían las butacas, según el anteproyecto de Rafael Pérez.

Fuente: CRISTINA MARTÍNEZ  |  Diario Información
19 de junio de 2017

Para los romanos el foro era el locus celeberrimus, el lugar más concurrido, donde se celebraban espectáculos y los gladiadores luchaban si no había anfiteatro en la ciudad. El foro de Lucentum volverá a tener vida y recuperar el espíritu original que adquirió durante el primer siglo de nuestra era y lo hará gracias a los más de 400.000 euros que la Diputación va a destinar a la reconstrucción parcial de este espacio.

El anteproyecto ya está listo, aunque queda mucho por hacer antes de que pueda disfrutarse, ya que el espacio será visitable pero también se dedicará a albergar actuaciones, con un aforo para unas 400 personas. Los trabajos, que vuelven a unir al tándem formado por los arqueólogos del MARQ y el arquitecto de la Diputación Rafael Pérez, ya se ha puesto en marcha.

«El foro ocupa unos 3.500 metros cuadrados y lo conocemos perfectamente, sabemos cómo era, sus construcciones, cómo era el templo, que estaba dedicado a Augusto divinizado y que se hizo en época de Tiberio, entre los años 15 y 25», asegura Manuel Olcina, director técnico del MARQ.

Ese templo, del que hoy apenas se ha conservado el suelo, que al ser de mármol se encuentra cubierto para evitar su deterioro, es la parte en la que más se trabajará en este proceso que más que una reconstrucción es una «consolidación y musealización», de tal manera que el visitante «va a reconocer un templo romano pero sin que se reconstruya del todo, siguiendo el espíritu de todos los trabajos que hemos hecho en el yacimiento».

Y es que, asegura, «nosotros estamos en contra de la reconstrucción total, hay que implementar los elementos que existían pero sin desvirtuar los restos originales, dar la idea de lo que era». El reto, afirma, «es hacer algo para que se entienda y sea bonito y elegante sin ser un mazacote… y Rafael Pérez lo ha conseguido».

Además, se trata de un edificio «muy raro para la época, con las columnas muy pegadas a la fachada, con una explanada delante elevada que no es normal».

Los mármoles del suelo del templo son importados, procedentes de países mediterráneos. «Los mármoles indican mucho lujo, denotan que el edificio era importante», afirma Olcina. De hecho, ya hay un proyecto de restauración de esas piezas.

Desde que las excavaciones comenzaron en el foro en 2005, «hemos estado pensando en que había que intervenir para consolidar esta zona, con los mismos criterios con los que hemos trabajado siempre». Para Rafael Pérez, «es una pieza clave de la ciudad romana» y faltaba actuar sobre el área religiosa.

Los datos obtenidos en los trabajos realizados apuntan a que la planta del templo tendría unos 30 metros cuadrados y la altura del podium sería de un metro y medio. «Las basas de las columnas que encontramos nos dan la medida, ya que se usaba el diámetro de la basa como módulo y como rondan los 60 centímetros, según los módulos que se utilizan para construir, nos sale un templo con cuatro columnas en el frente, de unos 6 metros de altura, con desarrollo vertical, es decir más alto que ancho, con unas escalinatas delanteras y una plataforma exterior de unos 80 metros cuadrados, que es donde se harán las actuaciones».

En base a todo esto, el arquitecto propone una reconstrucción de la plataforma del podium y de las paredes de los muros que delimitan el interior del templo, «pero no en toda su altura, sería hasta la altura de la vista de una persona más o menos». Además, para proteger el mármol del suelo, se colocará una cubierta a dos aguas «que se elevará a la altura real, pero con un sistema de sujeción ligero sin que afecte a las partes antiguas pero que dé idea de la configuración de las paredes del templo».

El proyecto, una vez finalizado, tendrá que pasar por el filtro de la Conselleria de Cultura que es la institución que debe dar el permiso para realizar esta intervención al tratarse de un BIC. Después la ejecución del proyecto se prolongará durante seis meses.

 

Guardar

19 junio 2017 at 8:28 pm Deja un comentario

Los combates de gladiadores vuelven al teatro romano de Itálica

Este sábado se celebra la exhibición «Gladivs de Itálica», cuya entrada es gratuita

Una exhibición en el anfiteatro romano – Vanessa Gómez

Fuente: NATALIA ORTIZ > Santiponce  |  ABC de Sevilla
14 de junio de 2017

El conjunto arqueológico de Itálica volverá al pasado este sábado 17 y acogerá una exhibición de combate entre gladiadores, una recreación histórica que mostrará fielmente cómo era esta disciplina en el Imperio Romano. El espectáculo, que forma parte del ciclo ciclo «Gladivs de Itálica», será a las 11 de la mañana en el teatro romano del conjunto arqueológico y la entrada es gratuita, únicamente hay que reservar plaza en la dirección http://lajunta.es/13sd0.

La representación llevada a cabo por miembros de la asociación de recreación histórica «Hispania Romana» pretende dar a conocer al público cómo eran las costumbres de la sociedad romana, y en especial la gladiatoria, cuyo origen tiene que ver con el mundo funerario y evolucionó hasta convertirse en uno de los mayores divertimentos de los romanos e, incluso, un método de promoción política y social.

«No son combates coreografiados, son lo más parecido a la realidad que se puede», explica Javier Santana, presidente de la asociación y uno de los recreadores que actuará este sábado. «Es obvio que las armas no son reales, pero son idénticas a las que se usaban en el siglo I a. C., al igual que las vestimentas, que hemos llegado a saber cómo eran a través de los textos e iconografías que se han conservado desde la época romana», asegura.

Ademas, mostrarán los distintos tipos de gladiadores que había y las diferencias entre las creencias populares sobre ellos, alimentadas por el cine, la literatura y la televisión, y la realidad. «Lo más parecido que tenemos en la actualidad a los antiguos gladiadores son los futbolistas:profesionales que compiten en distintas categorías», detalla.

Otro de los mitos desmentidos por esta asociación de recreadores es que los gladiadores que perdían los combates siempre morían. «El organizador del combate, llamado editor, era el que decidía si el luchador moría o no y, si lo hacía, tenía que pagar lo que valía».

El valor del yacimiento

Precisamente para desmentir mitos y que el público tome conciencia de cómo eran los espectáculos en Itálica, la actividad del sábado tiene dos partes diferenciadas: por un lado, se explicará en qué consistía la gladiatoria, cómo eran los los luchadores y quiénes eran los que asistían a dichos espectáculos, considerado uno de los entretenimientos más apreciados por los romanos. Después de dicha introducción, se llevarán a cabo los combates, en los que participarán tres parejas de gladiadores y un editor.

«Para los miembros sevillanos de Hispania Romana es muy especial hacer este tipo de recreaciones en Itálica, que es uno de los conjuntos arqueológicos más impresionantes de España», reconoce Javier Santana. «Llevamos muchos años contribuyendo a pone poner en valor el yacimiento y, en especial, el teatro romano, que es una de las partes más desconocidas del enclave», afirma Santana el presidente de «Hispania Romana».

 

14 junio 2017 at 8:31 pm 1 comentario

El legado de Adriano en Sevilla

El segundo emperador hispano de origen itálico del Imperio romano y cuyo ascenso se produjo hace 1900 años, también benefició al desarrollo de la antigua ciudad de Híspalis

Espacio interior de la cisterna que mandó construir el emperador en la ciudad hispalense y arriba a la derecha, espacio exterior de la misma en la plaza del Pescadería. / Mariñas arquitectos

Fuente: FRANCISCO J. CÁRCELES > Sevilla  |  El Correo de Andalucía
13 de junio de 2017

El 1900 aniversario del ascenso al poder de Adriano, el emperador nacido en Itálica, uno de los más reconocidos por el Imperio Romano –junto al Emperador Trajano– y que pasaría a la posteridad en el transcurso de la historia universal, fue la excusa perfecta escogida por la Universidad Pablo de Olavide para trazar un ciclo de conferencias que quiso denominar como Adriano, de Itálica al Imperio.

Celebrado en el marco de los proyectos que tienen lugar en la Casa de los Poetas y las Letras del Instituto de la Cultura y las Artes de Sevilla (ICAS), una de las lecciones más reveladoras de estas jornadas estuvo en las manos de Juan Manuel Cortés Copete, profesor titular de Historia Antigua, y de Rafael Hidalgo Prieto, profesor titular de Arqueología, ambos de la Universidad Pablo de la Olavide. La pericia de los docentes logró trasladar a los presentes hasta la Hispalis que en su día se vio agraciada por las obras del emperador.

«¿Qué nos lleva a relacionar Adriano con Sevilla?», reflexionaba Hidalgo Prieto antes de realizar una radiografía arqueológica por, la hasta ahora descubierta, Sevilla romana. Por un lado, el profesor afirmó que Itálica, situada en las inmediaciones de Santiponce, fue favorecida por un programa urbanístico excelente por parte directamente del emperador Adriano. Sin embargo, actualmente, y a partir de las excavaciones que se han realizado, «podemos saber que Itálica no fue la única beneficiada por Adriano», por lo que ese interés del emperador que hasta ahora se limitaba a esta ciudad, afecta también a las capitales de Conventus más cercanas como el Conventus Astigi (en Écija) o el Conventus Hispalensis (en Sevilla).

La cisterna romana

La evidencia arqueológica, que permite afirmar que la antigua Hispalis «fue objeto de un programa de transacción del emperador Adriano» a la ciudad de Sevilla, es la cisterna que en el año 2005 apareció en la Plaza de la Pescadería, cuando se estaba llevando a cabo la renovación del pavimento de la zona de La Alfalfa. Aunque está compuesta por tres grandes cisternas, la excavación se limitó solo a la mitad de la construcción. Este tipo de estructura, en el mundo de la arquitectura hidráulica romana era muy frecuente, ya que el agua no se conduce bajo presión sino a partir de la gravedad. El agua se llevaba a un «grandísimo depósito» que estaba siempre junto a la ciudad (el castellum aquae), y mediante tuberías se acometía el transporte por un triple circuito para abastecer a los edificios y fuentes públicas, mientras que otro recorrido llevaba el agua a las casas. Este depósito, según el profesor Hidalgo Prieto, «se ha podido fechar en la época de Adriano y tipológicamente coincide con la gran ampliación adrianea», que conlleva que la ciudad donde nace su tío Trajano, Itálica, triplique sus dimensiones. No obstante, el castellum aquae de la plaza de la Pescadería mide 45 metros de longitud por 20 de anchura, y el de Itálica mide 30 metros de longitud por 15 de anchura, por lo que, siendo sustancialmente más pequeño, «¿qué no abastecería este de la plaza de la Pescadería si el de la ciudad de Adriano abastecía a una de las poblaciones más importantes del Imperio?», se pregunta Hidalgo Prieto, a la misma vez que afirma que este gran contenedor de agua, que normalmente se colocaba a extramuros, esta vez al encontrarse situado en el centro de la ciudad, significaría «que existió una demanda de agua inmensa en esta localización». Por lo cual, «se puede afirmar que es un proyecto de época adrianea que conllevaba la utilización de una cantidad de agua descomunal», que se va a utilizar desde la plaza de la Pescadería –casi con total seguridad– a la calle Sierpes, plaza del Pan, Salvador y los alrededores más cercanos, y «que por otra parte es dónde tradicionalmente se ha situado el foro de la ciudad», uno de los espacios públicos más importantes de Hispalis.

La calle Mármoles

En la calle Mármoles aparecieron entre seis y ocho columnas, de las que «tres actualmente se encuentra en la misma calle in situ, dos se llevaron a la Alameda de Hércules y otra a los Reales Alcázares, la cual que se rompió en el transporte».

Tradicionalmente los arqueólogos han defendido que, al encontrarse en la parte más alta de la ciudad, se trataba de la zona del foro romano, pero un reciente estudio del profesor de Arqueología Carlos Márquez, de la Universidad de Córdoba, ha diseccionado el material de estas columnas para justificar su función y procedencia. De los capiteles solo se conservan los dos situados en la Alameda de Hércules y, por una parte, uno de ellos, desde un punto de vista estilístico, es claramente de la época de Adriano, ya que se encuentra directamente emparentado con el Traianeum de Itálica –que es el gran centro de culto de la ciudad y uno de los templos más importantes de la península ibérica–, y que contribuye a visualizar la arquitectura oficial de Adriano presente en Hispalis. Del otro se ha corregido su datación y «se plantea que sea un capitel que procede directamente de la basílica Ulpia de Roma, de las maestrías romanas», fabricado por los mismos artesanos y artistas que se encontraban haciendo la basílica en esta ciudad entre el 110 y 112 después de Cristo.

Todo ello indica que la ciudad hispalense no solo se beneficia por Adriano, sino también de Trajano, y que el emperador envía desde los talleres sus propios materiales a Sevilla, con los que además se estaba construyendo la basílica Ulpia. Los fustes igualmente «nos trasladan a la arquitectura de Adriano», porque en este caso el material de construcción utilizado es un granito muy característico en sus obras, procedente del centro de Turquía. Las basas, que indiscutiblemente pertenecen a esta época, están emparentadas con el Traianeum de Itálica. Las dos basas de la Alameda y dos de la calle Mármoles son corintias, y la que está más cerca del acerado es de basa ática, algo bastante extraño en la arquitectura de aquel entonces. La diferencia de basas corintias y áticas, junto con el intercolumnio de diferente longitud –la separación entre las columnas es dispar–, constatan que esas columnas «no son colocadas ahí en tiempos de Adriano, porque la arquitectura era geométricamente exacta y nunca se hubiera aplicado un criterio en el que se utilizasen diversas basas e intercolumnio diferente, aunque si pertenecen esta época», afirma Hidalgo Prieto. Todo ello permite plantear que son materiales procedentes del Traianeum de Itálica. La suposición que estos investigadores barajan es que estas columnas fueron traídas por un obispo de Sevilla de época tardoantigua y llevadas hasta la calle Mármoles para construir uno de los edificios más importantes del episcopado de aquel entonces.

Los fustes menos conocidos

Otras maneras de buscar a Adriano en Sevilla es «por las esquinas», afirma convencido el experto en arqueología. En el casco histórico de Sevilla hay bastantes guardacantones conformados por fustes monolíticos de columnas romanas, y entre estos se encuentran materiales de granito que nos permiten identificar claramente a Adriano. No obstante, muchos de los actuales guardacantones pueden proceder tanto de Adriano como de Trajano.

Perímetro de la Catedral

En el entorno de la Catedral se observa una gran cantidad de fustes que sujetan las cadenas que la rodean y que pertenecen a la época romana. Muchos de ellos son de granito, pero también se observa, entre los fustes, otro tipo de material, un mármol de tipo cipollino, caracterizado porque se compone de varias capas y otro componente, en este caso localizado en las tiendecitas de la Plaza del Pan –en la trasera del Salvador–, compuesto por granito y caracterizado por la presencia de un tipo de brecha en su estructura y que es muy frecuente en Itálica.

 

14 junio 2017 at 8:27 pm Deja un comentario

Un nuevo hallazgo en La Alcudia que desmonta parte de la historia de la Ilici Ibérica

  • Un ánfora romana asociada a un fragmento de tinaja ibérica cuestiona la datación asignada hasta ahora por los expertos
  • El descubrimiento evidencia la importancia de la arqueología de campo para renovar las fuentes sobre las que construir y conocer la historia

La vasija hallada en el yacimiento de Elche /  E.M.

Fuente: EL MUNDO
8 de junio de 2017

El descubrimiento de una ánfora romana junto a un fragmento de tinaja ibérica en el yacimiento arqueológico de La Alcudia, en Elche, podría desmontar un trozo de la historia de la Ilici ibérica.

El miembro del equipo del Proyecto “Damas y Héroes. Tras la Ilici ibérica” que realiza excavaciones en La Alcudia y especialista en iconografía ibérica, Héctor Uroz, ha explicado que, por la cronología que aporta el ánfora, “la fase histórica a la que se podría asociar el hallazgo es a la primera fundación colonial romana de Ilici, a finales de los años 40 del siglo I a.C.”.

Una fecha que “contrasta con la datación barajada tradicionalmente para estos vasos ibéricos, localizados en un momento ibérico algo más antiguo y previo a la fundación romana“, y que se empezaba a ver refrendada por recientes revisiones de la documentación de las excavaciones antiguas llevadas a cabo desde la Fundación La Alcudia”, ha expuesto.

El descubrimiento, ha señalado, “abre una nueva perspectiva, más amplia y compleja, en la que el factor Roma va adquiriendo más importancia en la gestación de, al menos, algunos de estos vasos”.

De esta forma, ha asegurado Uroz, “se pone de manifiesto la necesidad y la relevancia del trabajo de campo, de la excavación arqueológica“, porque “proporciona nuevas fuentes sobre las que construir la Historia”.

Aun así, ha afirmado, “el hallazgo no significa que haya que desmontar de un plumazo todo lo que pensamos sobre la iconografía ibérica final de La Alcudia“.

En términos genéricos, ha explicado, “los especialistas suelen asociar estos vasos y su iconografía a una especie de propaganda de la aristocracia ibérica, que basa la legitimidad de su poder en la conexión con un pasado mítico y heroico”.

El proyecto “Damas y Héroes. Tras la Ilici ibérica” lleva a cabo una excavación en el sector 11 de La Alcudia, donde se halló la Dama de Elche hace 120 años, financiado por la Universidad de Alicante (UA) y el Ayuntamiento de Elche.

 

8 junio 2017 at 11:29 pm Deja un comentario

Localizan el posible puerto industrial romano de la cantera de El Mèdol (Tarragona)

Investigadores del Institut Català d’Arqueologia Clàssica (Icac) han localizado el posible puerto de la cantera romana de El Mèdol en la Roca Plana (entre la Platja Llarga y Punta de la Móra, Tarragona), ha informado este jueves el centro en un comunicado.

Muelle romano, sumergido, con el corte artificial de la Roca Plana bien visible. Foto: ICAC

Fuente: EUROPA PRESS  |  EL PERIÓDICO
1 de junio de 2017

“Se trataría del primer muelle propiamente industrial de época romana detectado en Catalunya” y uno de los pocos del Occidente mediterráneo, de gran importancia para la arqueología, ha destacado el Icac.

Las evidencias halladas son los recortes artificiales de la roca, especialmente el lado septentrional del muelle, que conforman un corte rectilíneo de unos 40 metros de longitud; encajes cuadrangulares en el muelle para grúas de carga; y un sillar de piedra de El Mèdol abandonado.

Otros indicios que refuerzan esta idea son la presencia de un yacimiento romano a solo 150 metros del muelle, en la playa Calabecs, con abundante cerámica del segundo tercio del siglo I dC, que coincide con uno de los momentos álgidos de explotación de la cantera y con la construcción de los monumentos principales provinciales de la acrópolis de Tárraco.

También lo indicaría el hecho de la proximidad con la cantera de El Mèdol, situada a solo un kilómetro de distancia, y con un camino bastante plano, donde solo hay que salvar un suave desnivel de diez metros de altura en los últimos 300 metros.

El muelle configura un pequeño puerto de unos 50 metros de longitud y de cinco metros de ancho, y en buena parte se encuentra bajo el agua debido al ascenso del nivel del mar en los últimos 200 años.

Según el Icac, el periodo de explotación de la cantera de El Mèdol se sitúa entre lo siglos II aC y II dC, y ésta es la cronología que tendría que atribuirse a la infraestructura.

METODOLOGÍA

La metodología de esta investigación, que completa la excavación del Icac en El Mèdol en 2013, ha consistido en reconocer el sector de la costa, prestando especial atención a los recortes artificiales de la roca y a posibles recortes antiguos para encajar elementos de madera.

Los investigadores han realizado un levantamiento topográfico de todo el sector además de la documentación fotográfica, y han estudiados las corrientes marinas y los vientos para comprobar la idoneidad de la infraestructura desde el punto de vista de la navegación.

La prospección ha contado con un equipo de arqueólogos, un geólogo y un topógrafo bajo la dirección de Jordi López, del Icac, y Anna Gutiérrez, de Iramat-CRP2A-Université de Bordeaux Montaigne.

 

Guardar

1 junio 2017 at 5:29 pm Deja un comentario

El pecio ‘Bou Ferrer’, ejemplo de conservación del Patrimonio Cultural Subacuático

  • El proyecto ‘Un naufragio romano para la sociedad’ ha sido incluido en el Registro de Buenas Prácticas en materia de protección, conservación y difusión del Patrimonio Cultural Subacuático
  • El proyecto ha sido presentado por el Gobierno español, tras la aprobación por parte de la Comisión Científica del Plan Nacional y del Consejo de Patrimonio Histórico

Ánforas localizadas en el pecio Bou Ferrer de La Vila. / E.M.

Fuente: EUROPA PRESS – Alicante  |  EL MUNDO
30 de mayo de 2017

La VI Reunión de Estados Partes de la Convención de Patrimonio Cultural Subacuático ha aprobado, en la reunión celebrada este martes en París (Francia), la inclusión del proyecto ‘Un naufragio romano para la sociedad, el pecio de Bou Ferrer, localizado en aguas de Vila Joiosa, en el Registro de Buenas Prácticas en materia de protección, conservación y difusión del Patrimonio Cultural Subacuático.

Según ha informado el Ministerio de Educación y Cultura, el proyecto ha sido presentado por el Gobierno español, tras la aprobación por parte de la Comisión Científica del Plan Nacional y del Consejo de Patrimonio Histórico.

Junto a él han sido aprobados otros tres proyectos españoles: ‘Protección jurídica del patrimonio arqueológico subacuático en Andalucía’, ‘Prospección y excavación arqueológica del pecio Deltebre I (Cataluña) y ‘Investigación arqueológica en los pecios Cala Cativa I/Cap del Vol (Port de la Selva), Cataluña’.

Los cuatro proyectos –junto con dos proyectos de México y un proyecto presentado por Portugal– constituyen la primera inclusión que la Convención realiza en este nuevo Registro, tras la aprobación en 2015 de un nuevo procedimiento por el que invitaba a los Estados parte a proporcionar ejemplos de buenas prácticas en este campo, con el fin de fomentar la sensibilización y la difusión del patrimonio cultural subacuático.

Con el respaldo a estos cuatro proyectos, España demuestra, según el Ministerio, su compromiso “permanente” con la defensa, estudio y valoración del Patrimonio Cultural Subacuático que asumió en 2005, tras la ratificación de la Convención de la UNESCO para la Protección del Patrimonio Cultural Subacuático de 2001.

El pecio ‘Bou Ferrer’ es una gran nave mercante romana, naufragada a mediados del siglo I d.C. frente a las costas de Vila Joiosa. Tiene una eslora de unos 30 metros y aproximadamente 230 toneladas de porte. Fue un gran velero de comercio que transportaba un cargamento principal de unas 2.500 ánforas, producidas en alfares como el de Villanueva de Puerto Real en Cádiz.

En la actualidad, el pecio Bou Ferrer es el único gran mercante del periodo romano, en todo el Mediterráneo, que combina un inigualable estado de conservación, junto con una profundidad bajo el mar asequible a los arqueólogos subacuáticos.

Se trata de una intervención realizada con técnicas poco invasivas y conexcelentes garantías de protección legal y física del yacimiento. Es además un ejemplo de accesibilidad, tanto del sitio, por medio de visitas dirigidas, como de los materiales recuperados, por la futura exposición en el ‘VilaMuseu’.

“Un sello de calidad”

El delegado de Gobierno en la Comunitat Valenciana, Juan Carlos Moragues, ha señalado que es una “gran noticia”, ya que con este reconocimiento por parte de la UNESCO el pecio Bou Ferrer adquiere “un plus de calidad y singularidad” que revertirá en beneficio de la Vila Joiosa ya que se convierte en un atractivo turístico más para Alicante y para toda la Comunitat.

Moragues ha añadido que estas decisiones evidencian el apoyo del Ejecutivo central al patrimonio cultural de la Comunitat Valenciana y su defensa en foros internacionales. En este sentido, ha recordado que el Gobierno promovió las Fallas para su declaración como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad y está impulsando la candidatura de las Tamboradas. “València, Castellón y ahora Alicante. El Gobierno está apoyando, dentro y fuera del país, el patrimonio de nuestras tres provincias”, ha dicho el delegado.

Además, el pecio de Bou Ferrer “tiene el honor de formar parte de la primera inclusión que la Convención realiza en este nuevo Registro tras su aprobación en 2015”, ha concluido.

 

31 mayo 2017 at 1:34 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

junio 2017
L M X J V S D
« May    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente