Posts tagged ‘Soria romana’

Objetivo: la Numancia de Escipión

Arranca la nueva campaña arqueológica en el yacimiento soriano con la misión de datar los restos encontrados en la manzana XXIV, que podrían ser los de la ciudad del 133 a.C.

Varios jóvenes participan en la campaña arqueológica de del yacimiento soriano de Numancia – ICAL

Fuente: ABC
18 de julio de 2018

Comienza la nueva campaña la nueva campaña arqueológica en Numancia (Soria), en la que quince estudiantes tendrán como misión buscan datar los restos encontrados en la manzana XXIV del yacimiento, y que, según su director, Alfredo Jimeno, todo apunta que son los de la ciudad celtibérica destruida por Escipión en el 133 antes de Cristo (a. C.).

Jimeno detalló ayer en el inicio de los trabajo los pormenores planteados para esta nueva campaña arqueológica en Numancia, cuya primera edición se remonta a 1992. El equipo arqueológico destinado en el yacimiento soriano, en el marco del Plan de Investigación de la Junta de Castilla y León, ha comenzado la campaña de trabajos arqueológicos que se prolongará durante un mes, financiada por el Gobierno autonómico con casi 18.000 euros, informa Efe.

El director de los trabajos explicó que ya el año pasado se pudo determinar en la manzana XXIV el nivel romano y, debajo, un nivel celtibérico. «Todavía tenemos que determinar, de las dos ciudades celtibéricas que conocemos -una que corresponde a la destruida por Escipión en el año 133 a.C y otra posterior, del año 72 a.C., construida por los pelendones, que lucharon junto al ejército romano-, cuál de ellas es», detalló

Si bien, Jimeno reconoció que todavía no se sabe con seguridad el nivel celtibérico a que fecha corresponde, aunque avanzó que él se inclina porque sea de la Numancia destruida por Escipión en el año 133 a.C., lo que se quiere confirmar con esta nueva campaña de excavaciones.

1.600 metros cuadrados

Esta campaña de excavación se centra en la manzana XXIV, que ocupa aproximadamente unos 1.600 metros cuadrados, y se ha planteado como continuación de los trabajos iniciados en 2017, encaminados a valorar las posibilidades que puede ofrecer una manzana completa. En la campaña actual se excavará una superficie de unos 400 metros cuadrados.

Los trabajos de esta campaña pretenden solucionar una serie de problemas relacionados con aspectos tan importantes, para hacer una lectura social, como la diferenciación de casas y edificios, así como el uso al que estaban destinados y su organización interna. «En el sitio más profundo de las excavaciones que estamos realizando, creo que esa ciudad es la del 133», señaló el director.

Por su parte, el secretario territorial de la Junta, Rafael Medina, informó de que en la primera quincena de agosto se desarrollará en Garray el campo de voluntariado juvenil de ámbito nacional «La Numancia Celtibérica», con la participación de veintiún jóvenes, nueve de ellos de Castilla y León y el resto de otras comunidades.

 

18 julio 2018 at 11:46 am Deja un comentario

La cerámica hallada en Tiermes desvela los nombres celtíberos y romanos de sus habitantes

Dos arqueólogos han publicado un estudio en el que reúnen y estudian de forma sistemática los grafitos del yacimiento soriano.

Pablo Arribas, coautor de la investigación enseña algunas de las piezas a alumnos de IE University | Roberto Arribas

Fuente: Europa Press – Soria  |  Heraldo de Soria
21 de abril de 2017

El estudio de las palabras y símbolos grabados sobre la superficie de la cerámica hallada en el yacimiento de Tiermes ha desvelado algunos nombres propios de los habitantes celtíberos y romanos que un día poblaron este territorio, desde el siglo I a.C hasta el siglo V d.C.

Nombres celtíberos como Elaesus, Indebilis, Surus o Talaus, y otros cuyo origen hispano-latino no ofrece dudas, como Primus, Rufus, Sextus, Antonia o Lanuaria son algunos de los antropónimos identificados por miembros de la Unidad de Arqueología de IE University, tras el análisis de 156 grafitos descubiertos en Tiermes.

Los grafitos son las marcas grabadas de manera intencionada con la ayuda de un objeto punzante sobre los recipientes cerámicos, según ha indicado a Europa Press fuentes de la institución universitaria.

Los arqueólogos Pablo Arribas y Cesáreo Pérez han publicado un estudio en el que reúnen y estudian de forma sistemática los grafitos de Tiermes. Ponen de manifiesto la importancia que el estudio de estos grabados sobre cerámicas tiene para avanzar en el conocimiento de la onomástica de los habitantes de las ciudades del Duero, y de la vida cotidiana de la sociedad hispanorromana.

Según las mismas fuentes, por primera vez se ha sistematizado y recopilado lo aportado a lo largo de 100 años de excavaciones por los distintos arqueólogos que han intervenido en el yacimiento soriano, considerado uno de los más importantes de la Península Ibérica y objeto de estudio por expertos de diversos países del mundo.

Los investigadores sostienen que, en los estudios sobre cerámica indígena y romana, “apenas” se ha prestado atención a “la onomástica reflejada en los distintos recipientes cerámicos”. El volumen de grafitos hallados sitúa a Tiermes como una de las “fuentes principales” de información arqueológica en una ciudad indígena-romana del interior de la península y con uno de los “mayores conjuntos singularizados”, como ha asegurado el profesor Pérez Gónzález.

El estudio señala que los grafitos de Tiermes pueden dividirse en dos grandes grupos. Por un lado, los epigráficos, que incluyen algún tipo de inscripción, ya sean textos, palabras completas, abreviaturas o numerales. Y por otro, y los anepigráficos, que corresponderían a elementos figurativos o geométricos, símbolos y grafías, como aspas, cruces o dibujos de árboles.

El primer tipo supone “más del 65%” del total de los grafitos de Tiermes y son, en su mayoría, alusiones al propietario o usuario de la cerámica, “en nominativo o genitivo”, según han indicado los expertos de IE University. Asimismo, creen que muchos de los grafitos anepigráficos fueron realizados por personas que no sabían escribir, pero que deseaban dejar constancia de su propiedad. Esto, además, era una manera de evitar los robos, han agregado.

Las marcas sobre la cerámica podían ser realizadas antes de la cocción y, en este caso, el grafito suele identificar al fabricante del molde, al dueño del taller o al alfarero. Otra de las opciones –la mayoría de los casos– era grabar una palabra o símbolo con un objeto punzante una vez cocida la cerámica. Una acción llevada a cabo por los propietarios o usufructuarios del recipiente.

La investigación ha constatado que la mayoría de los textos se caracterizan por su brevedad y por un amplio uso de abreviaturas y siglas, y cuya identificación completa es sumamente dificultosa. No obstante, los arqueólogos han podido apreciar algunos nombres de los habitantes arévaco-romanos de Tiermes, que se pueden unir a otros ya conocidos, como los de Retugenus, Rufinus, Medugenus o Carvicius.

Los grafitos revelan el origen, situación o condición social del propietario o benefactor de la cerámica. De esta manera, señalan si es ciudadano, militar, libre o esclavo. El coautor del estudio, Pablo Arribas, ha apuntado que, en Tiermes, “como en otros lugares similares del orbe romano”, existía un modelo social “estratificado y desigual”, con un “amplio abanico” comprendido entre un escalafón inferior y una “capa acomodada de carácter minoritario”, además de clases de individuos claramente diferenciados como esclavos, libertos, peregrinos, campesinos o comerciantes, entre otros.

Los grafitos epigráficos conservados en las cerámicas de Tiermes testimonian su empleo por una “amplia base popular, fundamentalmente hispanolatina”, como ha añadido Arribas, que subraya que permiten conocer el “grado de integración cultural” de los habitantes de Tiermes entre los siglos I a.C y el V d.C.

 

21 abril 2017 at 7:39 pm Deja un comentario

Numancia, una gesta del pasado con futuro

La conmemoración de los 2.150 años de la caída de la ciudad celtíbera, símbolo de la lucha por la libertad, pretende impulsar su candidatura a Patrimonio de la Humanidad

La muralla celtíbera reconstruida en Numancia – RODRIGO MUÑOZ CORTÉS

Fuente: MÓNICA ARRIZABALAGA  |  ABC
17 de abril de 2017

El aire hiela hasta los huesos en este paraje de Garray, a poco más de 7 kilómetros al norte de Soria, donde hace 2.150 años los numantinos escribieron con sangre y dignidad una de las páginas más memorables de la Historia. Apenas quedan vestigios de la indomable ciudad celtíbera de Numancia. Los romanos la asolaron por completo cuando ésta al fin claudicó, tras casi veinte años de lucha y once meses de terrible asedio. Los restos visibles hoy sobre el terreno pertenecen en su mayor parte a la etapa posterior, como ciudad romana, pero en la colina donde debieron de diseminarse antes las chozas de aquellos duros celtíberos, no resulta difícil imaginar el frío que sufrieron, el hambre atroz que les llevó a comerse a sus propios muertos y la desesperación con que mirarían desde su muralla hacia el cerco romano que la aisló por completo del exterior. No había ayuda ni escapatoria posible. Eran ellos, solos y pocos, frente al mejor ejército de la época al mando de Escipión, uno de los más destacados generales del Imperio Romano. Sucumbieron, claro está. Pero fue tan grande su entereza, que hasta sus enemigos admiraron la gesta de esta modesta ciudad que «resistió durante tanto tiempo con sus solas fuerzas a la nación que disponía de todas las del universo», en palabras del historiador romano Floro.

«Los numantinos lucharon hasta la muerte por su libertad y eso se ha convertido en un símbolo histórico para toda la humanidad. Hay otros casos de lucha por la libertad, pero ninguno que sea tan acrisolado, tan simbólico como Numancia. Por eso ha pasado a ser una página, no de la Historia, sino del ideario colectivo de toda la humanidad», subraya Martín Almagro Gorbea, académico anticuario de la Real Academia de la Historia. Antes de inaugurar en Soria los actos que conmemoran los 2.150 años de la caída de Numancia, el reputado catedrático ya jubilado de la Universidad Complutense recorrió el yacimiento arqueológico el pasado 5 de abril, invitado por Amalio de Marichalar, presidente del Foro Soria 21 y principal impulsor de que sea declarado en un futuro Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

«Numancia ha pasado a ser una página, no de la Historia, sino del ideario colectivo de toda la Humanidad». Martín Almagro Gorbea

En el interior de una reproducción de una vivienda celtíbera, Martín Almagro explicaba a ABC que la conquista de Hispania por los romanos «duró dos siglos (la de la Galia por Julio César, seis años), lo que da idea de las dificultades que tuvo Roma aquí». Citando a Floro, que describió a los celtíberos como el pueblo más fuerte y resistente de la Península Ibérica, el reputado historiador destacaba que Numancia fue «probablemente la ciudad celtibérica más importante», es decir, el centro de esta recia gente, el hueso más duro de roer por los romanos.

Almagro relataba cómo Numancia «se convirtió en el pavor de Roma», que trató de doblegarla sin éxito durante casi dos décadas hasta que finalmente envió a Escipión para que resolviera la situación. El general romano, que venía de tomar Cartago, «preparó un ejército muy numeroso, de más de 60.000 personas, frente a 4.000-6.000 que serían los numantinos, y los encerró en un cerco que se ha convertido en un ejemplo en toda la historia militar».

Martín Almagro y Amalio de Marichalar, durante su recorrido por Numancia– RODRIGO MUÑOZ CORTÉS

Los romanos levantaron siete campamentos en los cerros que rodeaban Numancia, unidos entre sí por un muro de unos 9 kilómetros de perímetro reforzado por torres. Controlaron además con fortines la confluencia del Duero con los ríos Tera y Merdancho, impidiendo toda comunicación con la ciudad celtíbera. Aunque los numantinos incitaron a los romanos a entablar batalla, «Escipión, que era un gran general, nunca quiso enfrentarse directamente a ellos porque sabía de su enorme fuerza como guerreros. Estableció el cerco y quiso rendirlos por hambre. No fue el combate, sino el hambre la que mató a los celtíberos», resaltaba el miembro de la Real Academia de la Historia.

Durante los once meses de cruel asedio, nadie salió ni entró en Numancia, salvo el valiente «Retógenes, que con cinco compañeros logró eludir el doble cerco, pero no consiguió que ninguna otra ciudad se atreviera a desafiar a Roma», recordaba Almagro. Los 400 jóvenes de la vecina ciudad de Lutia que quisieron prestarle ayuda fueron apresados por los romanos, que les cortaron la mano derecha.

La situación se hizo tan insostenible en Numancia que llegaron a comerse a los muertos. Escipión, «un hombre frío, un profesional de la guerra» exigía una paz sin condiciones, inaceptable para los numantinos. Muchos se quitaron la vida antes de rendir la ciudad, que fue «destruida de raíz», según Cicerón. El territorio se repartió entre los pueblos vecinos que ayudaron a conquistarla y sus supervivientes fueron vendidos como esclavos. Cincuenta de ellos viajaron con Escipión a Roma para el desfile triunfal que se celebró al año siguiente, en el 132 a.C.

Un símbolo necesario

En el 2.150 aniversario de aquellos hechos, el Foro Soria 21 para el Desarrollo Sostenible, la Fundación Científica Caja Rural de Soria y la Federación de Organizaciones Empresariales Sorianas (FOES), en colaboración con el Instituto de Historia y Cultura Militar, han organizado una serie de actos conmemorativos, dentro del programa «Numancia 2017», que inauguró Martín Almagro con una conferencia en Soria sobre el futuro del yacimiento, vinculado a una anhelada candidatura para ser Patrimonio de la Humanidad.

Para el conde de Ripalda, el aniversario es doble ya que se cumplen 110 años de la cesión al Estado de las ruinas de Numancia por parte de su abuelo, Luis de Marichalar. «En mi familia creímos que había que defender Numancia para el presente y para el futuro de la Historia de España y la Historia Universal», señalaba en el recorrido por el yacimiento. Marichalar instó a «unir fuerzas entre todos para destacar Numancia como ese símbolo que necesita hoy la humanidad» y «recobrar esos valores de libertad, dignidad y honor» para que «sean la base esencial de la construcción del presente y futuro».

Los valores históricos, arqueológicos y paisajísticos de Numancia «son únicos» y «los inmateriales de la defensa de un pueblo por su libertad, su dignidad y su independencia recobran más que nunca una enorme trascendencia en un mundo global como en el que estamos», destacó el presidente del Foro Soria 21, que quiso agradecer especialmente el apoyo de Portugal en la «carrera de fondo» por la candidatura a Patrimonio de la Humanidad, al ser símbolo común de la resistencia de la Península Ibérica a la invasión romana.

«Podríamos hablar de una serie de años, seis, siete, ocho años. Ojalá me equivoque y sean menos, pero lo importante es empezar un proyecto de todos». Amalio de Marichalar

Al recordar la celebración este año del Tratado de Roma, Marichalar destacó la necesidad de Europa «de símbolos irrenunciables y Numancia, como bien dijo en su día el Parlamento europeo, representa el origen más remoto de la historia y cultura común europea».El camino hacia la candidatura aún tiene por delante diversas etapas, como la inclusión de Numancia en la lista de los bienes susceptibles en toda España de proponer a la Unesco como patrimonio de la humanidad y la posterior redacción de una «tesis doctoral cuádruple» para argumentar su defensa, antes de competir a nivel internacional con otras propuestas. Por ello, Amalio de Marichalar no se atrevía a señalar plazos: «Podríamos hablar de una serie de años, seis, siete, ocho años. Ojalá me equivoque y sean menos, pero lo importante es empezar un proyecto de todos».

El viaje más largo se hace dando el primer paso y para éste «ya se han dado muchos con la concurrencia de todos», destacó el presidente de Foro Soria 21 que no alberga ninguna duda de que «lo lograremos porque lo merece. Numancia es parte de la Historia y del alma de España».

Numancia – RODRIGO MUÑOZ CORTÉS

«Acontecimiento de excepcional interés público»

Con 14.000 firmas y el apoyo de instituciones como el Parlamento europeo, el portugués, las Reales Academias de Bellas Artes e Historia, la de Ciencias Morales y Políticas, la de Historia de Portugal, el Instituto Arqueológico alemán, las Universidades Autónoma, Complutense, Oberta de Cataluña, Exeter, Hannover… y personalidades como sir John Elliott, ¿que falta para que el Gobierno plantee la candidatura a Patrimonio de la Humanidad? El Gobierno ha declarado la conmemoración del 2.150 aniversario «acontecimiento de excepcional interés público», pero aún falta que la Junta de Castilla y León y el Gobierno formalicen su voluntad, que ya existe, para incluir a Numancia en la lista indicativa de los bienes que son susceptibles en toda España de proponer a la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.

 

17 abril 2017 at 10:36 am Deja un comentario

Las obras de la Autovía del Duero destapan en Soria dos tramos de calzada romana

La delegación Territorial de la Junta de Castilla y León asegura que el descubrimiento no supondrá un retraso en los trabajos

Fuente: Radio Televisión de Castilla y León
22 de febrero de 2017

El avance de las obras de la autovía del Duero, a su paso por el municipio de Blacos, ha dejado al descubierto dos tramos de calzada romana. Se trata de la vía que unía las ciudades de Numancia y Uxama. Desde la Delegación Territorial de la Junta aseguran que no va a suponer un retraso en la ejecución de las obras. Pero desde el Ministerio de Fomento no descartan esta u otras medidas.

Son dos tramos de calzada que los romanos construyeron hace más de 2.000 años y el paso del tiempo se encargó de enterrar. Ahora, las obras de la autovía del Duero los han sacado a la luz. Unos 30 metros de historia que, según han aclarado desde la Delegación Territorial de la Junta en Soria, no van a suponer un nuevo retraso en la ejecución de las obras.

Se asegura que las obras continuarán con el ritmo habitual, pero también se ha señalado que un equipo de arqueólogos datará y documentará este hallazgo.

Los resultados del estudio serán los que determinen si el estado de conservación de esta calzada romana merece tener en cuentas otras opciones entre las que no se descartan, según fuentes del Ministerio de Fomento, paralizar los trabajos o incluso modificar el trazado de la A-11.

 

23 febrero 2017 at 6:32 pm Deja un comentario

Concluyen las reparaciones de la muralla celtibérica y la casa romana de Numancia

La Consejería de Cultura y Turismo ha invertido 17.000 euros para potenciar estos elementos didácticos de cara a la celebración de Numancia 2017

numancia_muralla

Muralla y casas del yacimiento de Numancia. / Cadena SER

Fuente: Cadena SER
3 de noviembre de 2016

El delegado territorial, Manuel López, ha visitado esta mañana el yacimiento de Numancia, en el que la Junta de Castilla y León ha concluido las obras de reparación de varios de los espacios reconstruidos, concretamente la casa romana y los tramos oriental y occidental de muralla celtibérica. En esta intervención, ejecutada por la empresa soriana de arqueología experimental Areco, la Consejería de Cultura y Turismo ha invertido 17.000 euros, con cofinanciación de fondos FEDER (Fondo Europeo de Desarrollo Regional).

La Junta de Castilla y León ha realizado esta actuación, enfocada a potenciar los elementos didácticos del yacimiento de Numancia, con motivo de la conmemoración del 2.150 Aniversario de Numancia, independientemente de las labores de investigación, excavación y la consiguiente consolidación de lo exhumado que cada verano se llevan a cabo por el equipo arqueológico habitual que dirige Alfredo Jimeno. La Consejería de Cultura y Turismo, consciente de la importancia que tienen los yacimientos en el patrimonio cultural de Castilla y León, y que uno de sus mayores problemas, al encontrarse expuestos a la intemperie, es su conservación y adecentamiento periódico para la presentación a los ciudadanos de la manera más adecuada posible, realiza cada año campañas de mantenimiento en las zonas arqueológicas. Precisamente, una de las necesidades de este tipo en los yacimientos expuestos a la visita es la actuación periódica en los inmuebles realizados para recrear el pasado histórico y contribuir a su comprensión.

En el caso del yacimiento celtíbero-romano de Numancia, a los trabajos de adecuación habituales en el resto de los yacimientos visitables, hay que sumar las actuaciones de los espacios reconstruidos, ya que al haberse realizado desde los planteamientos de la arqueología experimental, empleándose materiales tradicionales y técnicas artesanas que los hacen más frágiles al paso del tiempo y la dura climatología, conllevan un mayor mantenimiento. Este tipo de reconstrucciones dan un valor añadido al yacimiento, ya que permiten comprender los procesos técnicos de la época por parte del visitante, obteniendo una experiencia más auténtica del lugar.

Reconstrucciones con arqueología experimental

Entre los años 1998 y 2000 la Junta reconstruyó en el yacimiento de Numancia, con técnicas de arqueología experimental, una casa romana, una celtibérica y dos tramos de muralla. El carácter frágil de los elementos utilizados (adobe, madera, barro y paja) y las inclemencias de una meteorología en ocasiones extrema, requiere un mantenimiento periódico y hace necesario realizar arreglos puntuales para conservar en buen estado las construcciones.

Estos levantamientos, concretamente la muralla celtibérica en los dos tramos reconstruidos, tanto en el nordeste como el suroeste, así como la casa romana, presentaban los deterioros habituales en las construcciones elaboradas mediante técnicas tradicionales, por lo que resultaba necesario acometer una intervención para preservar su integridad estructural y mantener su estética de origen. En las reparaciones se han seguido utilizando técnicas de arqueología experimental que ya fueron empleadas en el momento de su construcción, ajustándose a premisas consistentes en el empleo de prácticas constructivas documentadas en ese momento histórico, con el uso de materiales utilizados tradicionalmente en la zona y acabados encaminados a lograr una ambientación adecuada. Los trabajos han consistido en la reparación de los tramos oriental y occidental de la muralla mediante el picado de los revocos de revoltón de barro y posterior aplicación manual de un mortero de barro nuevo, colocándose una albardilla tradicional de lajas de piedra para su protección frente a los agentes atmosféricos.

En la casa romana se han realizado dos tipos de actuaciones. Por un lado se ha añadido un nuevo manto de paja de centeno al existente en la cubierta, con el fin de recuperar su grosor óptimo. Para ello se ha empleado una técnica recuperada de la tradición, el engavillado, consistente en empleo de haces de paja ya cortados y atados entre sí, un método que en la actualidad casi ha desaparecido. Además, se han efectuado reparaciones en el interior de la casa, donde se han encalado los paramentos al mismo tiempo que se ha reparado el zócalo, y se ha mejorado el drenaje del patio para evitar la entrada de agua. Por último, se ha adecuado y reparado el mobiliario existente. Está prevista la continuidad de los trabajos siguiendo con la reparación y adecuación de la casa celtibérica y la realización de otras mejoras para que el yacimiento presente un estado de conservación óptimo, en consonancia con los eventos que se prevén.

Estos trabajos que acaban de concluir se suman a los ya realizados en años anteriores en estas reconstrucciones, también encargados a Areco. En 2013 se invirtieron 36.100 euros en su reparación y mantenimiento, centrándose fundamentalmente en tres aspectos que sirvieron de laboratorio de experimentación de materiales tradicionales para obtener pautas para un mantenimiento correcto: el barro, para la reparación de suelos y revocos en la casa celtibérica y muralla; la paja, para reformar techados en las casas celtibérica y romana; y el recebado de zahorra, para adecuar las pasarelas de acceso. En el año 2014, además, con una inversión de 15.592 euros, se intervino en la casa celtibérica, realizando un saneamiento integral de la cubierta.

 

3 noviembre 2016 at 6:53 pm Deja un comentario

Alfredo Jimeno desvela las cuatro ciudades que poblaron Numancia

El arqueólogo desgrana las últimas interpretaciones en las conferencias de Caja Rural

trabajos_numancia

Trabajos arqueológicos en el yacimiento de Numancia / VALENTÍN GUISANDE

Fuente: Antonio Carrillo  |  Diario de Soria
21 de septiembre de 2016

Numancia no fue una ciudad, ni siquiera dos teniendo en cuenta a celtíberos y romanos. Ayer, el director de las excavaciones y veterano arqueólogo Alfredo Jimeno desgranó en el Círculo Amistad Numancia cómo las nuevas interpretaciones permiten hablar de hasta cuatro ciudades sobre el cerro de San Juan de Garray.

Gracias al ciclo de conferencias ‘Hablemos de nuestra querida Soria’, promovido por Caja Rural de Soria con motivo de su 50 aniversario, Jimeno disertó en ‘Las Numancias de Numancia’ sobre «cómo a lo largo de años de investigación ha cambiado la interpretación del yacimiento». Con los trabajos de este verano aún recientes se corroboró que el enclave «presenta más ciudades de las que hasta ahora se conocían y se habían transmitido al gran público».

Así, el arqueólogo detalló cómo las excavaciones iniciales, que descubrieron las 7,5 hectáreas visitables en la actualidad, mostraron las superposición de dos ciudades. Pensaron que abajo estaba la ciudad celtíbera e inmediatamente encima la romana». Sin embargo Numancia no tiene una historia, sino muchas acompasadas a los devenires del tiempo.

La primera ciudad, de pobladores celtíberos, quedó destruida tras el cerco romano en el año 133 antes de Cristo. «Escipión cedió la ciudad a los indígenas que le habían ayudado» y de hecho está documentado en escritos de la época como de forma «inmediatamente posterior» se volvió a poblar el cerro. No obstante, no duró.

«Fue destruida» -de nuevo- «en las Guerras Sertorianas. Entre el año 75 y el 72 antes de Cristo esa ciudad fue destruida, pero esta vez por problemas internos». Sertorio se enfrentó a Pompeyo y se impuso el segundo, arrasando la segunda Numancia y dejándola de nuevo vacía, esta vez para más tiempo.

Hubo que esperar hasta el 29 antes de Cristo para que se erigiese la tercera, esta vez por mandato de Augusto. «Hubo levantamientos con las Guerras Cántabras y Astures». Para que las legiones pudiesen llegar desde Tarraco hasta el Cantábrico hubo que crear la «Vía XXVII del Itinerario Antonino» y con ella, ciudades que brindasen «a las legiones y a los viandantes en acogimiento necesario. Y alimento, claro».

Esta nueva Numancia «va a ser una ciudad peregrina, no tienen el derecho romano, no son ciudadanos romanos». La situación cambió en el año 69, cuando los numantinos ya sí que pudieron llamarse romanos. «En las zonas a las que la ciudad no había llegado se amplía, con un aumento de la población no sólo en la plataforma del cerro sino en la ladera sur». Este nuevo empuje permitió configurar una cuarta ciudad sobre el cerro de San Juan.

«Viene a mejorar las características. Hay restos de un arco honorífico -que hemos recreado- un templo, curia, dos termas para hombres y para mujeres…» desgranó el director de las excavaciones. «Al ser una ciudad romana se dotó con los monumentos característicos». Ayer, de la mano de Caja Rural, todos aquellos asentamientos volvieron a la vida con cuatro historias en apenas dos siglos que marcaron para siempre a Soria.

 

21 septiembre 2016 at 1:12 pm 1 comentario

Una “gran casa romana de lujo” es el último hallazgo en el yacimiento de Numancia

Se trata de varias estancias descubiertas que parecen ser de una edificación nunca antes vista en la zona.

numancia-excavaciones

Jornada de trabajo en el yacimiento de Numancia. Luis Ángel Tejedor

Fuente: Ana Solís  |  Heraldo de Soria
22 de agosto de 2016

La campaña de excavaciones sobre el histórico territorio numantino que comenzó en el mes de julio llegaba a su fin el pasado 14 de agosto. Casi un mes de trabajo en el que se ha podido ampliar la zona de exploración para realizar estudios más exactos sobre los niveles romanos y poder llegar definitivamente a la ciudad celtíbera que se esconde bajo ellos.

Empezando, “como es lógico”, por el nivel romano ya que es el más superficial para, definitivamente, adentrarse en los restos celtíberos, pudieron encontrar para su sorpresa una serie de estancias descubiertas que parecen pertenecer a una “gran casa de lujo romana”, explicó Alfredo Jimeno, director del equipo arqueológico.

Aunque todavía no se han podido clarificar la pertenencia de los restos hallados por la falta de tiempo, “muestra bastantes diferencias con respecto a las casas romanas conocidas hasta ahora en el yacimiento”, añadió. Gracias a la ayuda de más de una treintena de jóvenes pertenecientes al campo de trabajo ‘La Numancia celtíbera’, desarrollado previamente en Garray, y estudiantes de la Universidad Complutense de Madrid, principalmente junto con otras universidades, los arqueólogos pudieron, durante la primera quincena de agosto, acelerar y mejorar los resultados de sus búsquedas en el campo de trabajo.

“Después de adecuar la manzana XXIV, colindante a la ya excavada, comenzamos a investigar con más profundidad”, afirmó.

Las tareas realizadas en esta nueva manzana, se hicieron “a consecuencia de controlar la estratigrafía que ya teníamos localizada en el yacimiento en los trabajos realizados anteriormente”, señaló.

Objetivo definitivo

La finalidad sigue siendo la misma que cuando comenzaron a adentrarse este verano en la superficie: descubrir la ansiada ciudad celtíbera, destruida en el año 133 antes de Cristo por el emperador romano Escipión.

Todas las investigaciones están dirigidas, más que a descubrir restos pertenecientes a esta época, a encontrar las estructuras necesarias para “poder reconstruir la organización urbanística que tenía la ciudad”, señaló.

Para ello, cuentan con un proyecto que se desarrollará a partir de 2017 y que se prolongará durante cuatro años. Estas investigaciones permitirán seguir avanzando en los estudios sobre el pasado histórico de Numancia.

Las excavaciones quedan finalizadas, de momento, pues los trabajos continuarán durante todo el año. El equipo se trasladará hasta el Laboratorio Arqueológico de la Complutense donde, a partir de septiembre, seguirán trabajando con las piezas halladas hasta el momento, continuando durante todo el próximo curso académico.

“Tenemos material suficiente para seguir con los estudios”, matizó.

 

22 agosto 2016 at 6:15 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

noviembre 2019
L M X J V S D
« Ago    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente