Posts tagged ‘Circo máximo’

Russell Crowe regresará al Coliseo en junio con un espectáculo de «Gladiator»

Russell Crowe volverá el 6 de junio a pisar la arena del Coliseo de Roma con un espectáculo que revivirá al general romano Máximo de «Gladiator» (2000), con la proyección de la oscarizada película y un concierto que interpretará la banda sonora.

Fuente: EFE  |  LA VANGUARDIA

Roma, 15 may.-  La estrella hollywoodiense asistirá a este evento como invitado especial y también estará presente el compositor Hans Zimmer, autor de la banda sonora, confirmó hoy a Efe la compañía sinfónica Orchestra Italiana del Cinema, organizadora del espectáculo junto con CineConcerts.

Los organizadores además han extendido la invitación al actor Joaquin Phoenix, que dio vida al cruel Cómodo, y al director de la película, Ridley Scott, quien no podrá asistir por compromisos laborales.

Se trata de una iniciativa solidaria que permitirá a solo 300 amantes de esta cinta, ganadora de cinco premios Óscar (entre ellos mejor película y actor protagonista), volver a disfrutar de las épicas luchas de Máximo Décimo Meridio, el leal general romano traicionado por Cómodo, hijo bastardo del emperador Marco Aurelio.

Pero además de ver la película en un escenario privilegiado, los asistentes disfrutarán de la banda sonora en directo con un concierto de la Orchestra Italiana del Cinema, dirigido por el maestro Justin Freer y con la participación extraordinaria de la cantante Lisa Gerrard, intérprete vocal de la película.

El espectáculo revivirá los combates entre gladiadores en el Anfiteatro Flavio por una buena causa.

Los fondos recaudados irán destinados a la Campaña «End Polio Now», un programa de erradicación de la poliomielitis apoyado por Rotary International, la Fundación Bill y Melinda Gates, la Organización Mundial de la Salud, Unicef y los Centros estadounidenses para el control y la prevención de enfermedades.

Además, financiarán la instalación de un nuevo ascensor que permitirá a las personas en silla de ruedas subir hasta el tercer nivel de este anfiteatro, símbolo de Roma y construido en el siglo I.

La directora del parque arqueológico del Coliseo, Alfonsina Russo, celebró esta iniciativa en un comunicado y destacó que gracias a ese ascensor estas personas podrán tener «una visa completa del monumento».

«La cultura es y debe ser siempre un derecho, del que ninguno debe sentirse excluido», dijo.

El evento será de nuevo ofrecido al público los días 8 y 9 de junio en el Circo Máximo, donde más de 200 músicos y coristas de la Orchestra Italiana del Cinema interpretarán la banda sonora, mientras la película será proyectada en alta definición, en una pantalla de más de 20 metros.

 

15 mayo 2018 at 7:06 pm Deja un comentario

Roma no construyó un Arco de Tito… sino dos

Los arqueólogos descubren en el Circo Máximo los restos de esta construcción, mucho más grande que la ubicada en la colina del Palatino

Detalle de la zona donde se han encontrado los restos del segundo Arco de Tito (Sovrintendenza Capitolina ai Beni Culturali)

Fuente: DAVID RUIZ MARULL  |  LA VANGUARDIA
21 de marzo de 2017

Los arqueólogos de Roma han descubierto los restos de un segundo arco triunfal dedicado al emperador Tito tras sofocar la Gran Revuelta de los judíos en el siglo I después de Cristo. El edificio estaba ubicado entre las gradas del Circo Máximo, la extensa arena donde se celebraban carreras de carros, luchas navales y peleas de gladiadores, a menos de un kilómetro de la colina del Palatino, hogar del Arco de Tito que sí ha perdurado en el tiempo.

Ambos arcos -levantados para conmemorar las victorias de Tito, incluido el sitio de Jerusalén (70)- habían sido construidos alrededor del año 82 de nuestra era por Domiciano (81-96), el último emperador de la era Flavia que empezó con su padre Vespasiano (69-79) y continuó con su hermano mayor Tito (79-81).

Los dos Arcos de Tito fueron construidos por su hermano Domiciano alrededor del año 82

El descubrimiento de este segundo arco ofrece, según los investigadores de la Sovrintendenza Capitolina ai Beni Culturali, una visión del tenso clima político de finales del primer siglo y el funcionamiento de la máquina de propaganda imperial. Marialetizia Buonfiglio, la arqueóloga a cargo de la excavación, ha explicado a Haaretz que no recuerda “ningún otro caso” de dos arcos construidos para celebrar la misma victoria militar.

”Los líderes y generales romanos querían jactarse de sus éxitos en la batalla. (Con la construcción de los arcos) quizás se sintió la necesidad de consolidar el poder (de Domiciano) relacionándose con el glorioso pasado de sus predecesores”, especula Buonfiglio.

Reproducción del Arco de Tito que estaba ubicado en el Circo Máximo (Sovrintendenza Capitolina ai Beni Culturali)

”Bajo los emperadores flavianos, y especialmente con Domiciano, se hizo mucha propaganda a través de construcciones e infraestructura, especialmente en lugares muy simbólicos como el Circo Máximo”, añadió la investigadora italiana.

Domiciano, que había visto como su padre iniciaba la construcción del Coliseo en el año 70, aprovechó que un fuego destruyó parte de Roma o que la erupción del Vesubio arrasó Pompeya para iniciar un grandioso plan de reformas y proyectos urbanísticos que incluyó carreteras, circos, palacios y templos.

Bajo los emperadores flavianos se hizo mucha propaganda a través de construcciones

Los restos del segundo Arco de Tito -del que se tenía algunas referencias aparecidas en mapas antiguos- se descubrieron tras una década de excavaciones arqueológicas en el extremo sur del Circo Máximo. Los investigadores creen que esta construcción tendrían unos 17 metros de ancho y 10 de altura. Era un enorme arco triple, mucho más grande que el de una sola puerta que se encuentra en el Palatino. Estaría decorado con una estatua de bronce de Tito conduciendo un carro de cuatro caballos, como los que llevaban los aurigas del circo.

“El arco del Palatino era más un monumento a Tito, marcando su deificación post mortem. El del circo, en cambio conmemoraba su victoria en la Gran Revuelta de los judíos”, considera Marialetizia Buonfiglio. La inscripción dedicatoria del arco, que no ha sobrevivido, fue transcrita por monje suizo del siglo VIII conocido sólo como el Anónimo de Einsiedeln. “Siguiendo el consejo y la dirección de su padre, sometió al pueblo judío y destruyó Jerusalén, algo que todos los demás generales, reyes y pueblos antes de él no habían intentado o no habían logrado”, rezaba el texto.

El segundo Arco de Tito tendría 17 metros de ancho y 10 de alto

Gracias a esta inscripción los arqueólogos deducen que la construcción debía estar en buen estado a principios de la Edad Media y consideran que podría haber sido dañado por un terremoto en el año 847, el mismo incidente que también destruyó parte del Coliseo.

En el siglo XII, el Circo Máximo ya se había convertido en una zona de cultivo y se había canalizado a través del arco un nuevo acueducto para regar los campos y hacer llegar el suministro de agua a la ciudad. Hoy en día sólo quedan unas pocas columnas rotas.

 

21 marzo 2017 at 7:56 pm Deja un comentario

Abre al público el Circo Máximo de Roma, donde se disputaban las carreras de carros

El mayor circo de la antigua civilización romana, de unos 600 metros de largo y 140 de ancho, se ha convertido en un museo al aire libre

circo1_ng

Restos del graderío del antiguo Circo Máximo de Roma, que podía acoger hasta 250.000 espectadores aproximadamente. Foto: Alessandra Ciniglio

Fuente: Alec Forssmann  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
26 de noviembre de 2016

Roma ha recuperado uno de sus lugares más simbólicos: el Circo Máximo, la estructura para espectáculos más grande de la Antigüedad, conocida sobre todo por las carreras de carros en la Antigua Roma. El Circo Máximo, o Circo Massimo en italiano, se remonta a los orígenes de la ciudad: cuenta la leyenda que allí tuvo lugar el Rapto de las Sabinas, es decir, el secuestro de las más bellas mujeres sabinas durante unas pruebas deportivas y por parte de los fundadores de Roma. El área arqueológica del Circo Máximo ha abierto por primera vez al público tras la finalización de los trabajos de restauración y de excavación, que comenzaron en 2009.

El mayor circo de la antigua civilización romana, de unos 600 metros de largo y 140 de ancho, ha acogido todo tipo de eventos públicos a lo largo de la historia: competiciones hípicas, caza con animales exóticos, representaciones teatrales, ejecuciones, procesiones religiosas y triunfales… Por el valle pasó posteriormente un curso de agua conocido como Acqua Mariana, se convirtió en una zona de cultivos agrícolas y de molinos, en la propiedad privada de la familia Frangipane, en un cementerio judío y, a partir del siglo XIX, acogió un gasómetro, almacenes, manufacturas, empresas artesanales y viviendas.

Los visitantes pueden observar lo que queda de las antiguas letrinas o de los lupanares

La zona arqueológica del Circo Máximo se ha transformado en un museo al aire libre, con una terraza panorámica que permite contemplar el antiguo recinto alargado, partido en dos por una spina o muro central que estaba decorado con estatuas, templetes, estanques y dos grandes obeliscos egipcios que en el siglo XVI fueron trasladados a la Piazza di San Giovanni in Laterano y a la Piazza del Popolo. Los visitantes pueden acceder a las galerías que conducían a las gradas de la cávea y pueden observar lo que queda de las antiguas letrinas, tabernas romanas y lupanares, entre otras cosas.

circo5_ng
El Circo Máximo con la Torre della Moletta, un edificio defensivo de origen medieval. Foto: Alessandra Ciniglio

 

circo2_ng
Relieve del Palacio Trinci (Foligno) que muestra una carrera de carros en el Circo Máximo. Foto: Zètema Progetto Cultura

 

circo3_ng
Vestigios arqueológicos hallados durante las excavaciones. Foto: Alessandra Ciniglio

 

circo4_ng
Una de las galerías en buen estado de conservación. Foto: Alessandra Ciniglio

 

circo6_ng
Panorámica del Circo Máximo, el mayor circo de la antigua civilización romana. Foto: Alessandra Ciniglio

 

circo7_ng

Restos arqueológicos pertenecientes al Circo Máximo. Foto: Federico Celletti

 

circo8_ng
Imagen nocturna del Circo Máximo. Foto: Federico Celletti

 

circo9_ng
El mayor circo de la antigua civilización romana tenía unos 600 metros de largo y 140 de ancho. Foto: Federico Celletti

 

26 noviembre 2016 at 8:59 pm 4 comentarios

Roma abre al público el área arqueológica de su Circo Máximo

El Ayuntamiento de Roma abrió hoy al público por primera vez el área arqueológica del Circo Máximo, considerado el edificio de espectáculos más grande de la antigüedad y cuyas ruinas pueden ser visitadas mediante una serie de recorridos.

circo_maximo_roma1

Vista general del Circo Máximo en Roma (Italia) hoy. Después de siete años de excavaciones, restauración y trabajos de paisajismo, el Circo Máximo ha sido reabierto al público. EFE

Fuente: Agencia EFE  |  YAHOO Noticias

Roma, 16 nov.- Las ruinas que han llegado hasta la actualidad y que han sido objeto de adecuación y restauración se sitúan en el fondo sur del monumento, actualmente una enorme explanada de 600 metros de longitud y 140 de ancho entre el monte Palatino y el Aventino.

Del Circo Máximo quedan en pie pocas partes del graderío del fondo meridional y los visitadores podrán recorrer sus casi cien metros de galerías y apreciar los restos de algunas letrinas, de una calzada aledaña al edificio y de un abrevadero de mármol.

circo_maximo_roma2

También ha sido restaurada la torre medieval de la Moletta, datada en el siglo XII, con una intervención para su consolidación estática y la realización de una escalera interior para poder ascender a su planta más alta y disfrutar de la panorámica.

Las obras de habilitación de estas ruinas, hasta ahora rodeadas por barreras de protección, comenzaron en 2009 y la alcaldesa de Roma, Virginia Raggi, destacó hoy «la importancia de haber restituido a la ciudad una zona tan preciada» como esta.

circo_maximo_roma3

Un turista fotografía restos arqueológicos en el Circo Máximo en Roma (Italia) hoy, 16 de noviembre de 2016.  EFE

El Circo Máximo acogió en la antigüedad carreras de cuadrigas y de caballos, así como ejecuciones, luchas de gladiadores, desfiles triunfales o manifestaciones relacionadas con la vida política, social o religiosa de la urbe.

Durante sus 2.800 años de historia sufrió múltiples incendios y reconstrucciones y permaneció en activo hasta las primeras décadas del siglo VI, y a partir de entonces fue una zona agrícola, una propiedad privada o un cementerio judío, entre otras muchas cosas.

La primera versión de este edificio se remonta al reinado de Tarquinio Prisco (616-579 a.C), cuando se erigió un circo con instalaciones de madera, pero no sería hasta la llegada al poder de Julio César (49-44 a.C) cuando se edificó un estadio fijo.

La zona donde se situaba cobra gran relevancia ya que, de acuerdo a la mitología, fue en este lugar donde se produjo el «rapto de las Sabinas», perpetrado por Rómulo, primer emperador y fundador de Roma, para dotar de mujeres a la ciudad.

 

16 noviembre 2016 at 6:26 pm 3 comentarios

Roma: Llegan a su fin los trabajos en el Circo Máximo. Localizada la spina y las metae del circo

  • Los estudios geofísicos han permitido localizar los restos de la spina y las metae del circo, así como el lugar donde se levantaba el templo al dios Conso
  • A partir de verano se abrirán al público distintos itinerarios

circo-massimo

Fuente: SARA GRATTOGGI  |  La Repubblica     07/05/2016

Tras el hallazgo de los restos del Arco de Tito el pasado año, los estudios geofísicos realizados por la Superintendencia Capitolina, en colaboración con el Ispra, han dado lugar a nuevos emocionantes descubrimientos en el Circo Máximo. «La investigación – ha explicado el superintendente Claudio Parisi Presicce- ha permitido localizar en profundidad los restos de la spina del circo», es decir, la larga plataforma en el centro de la pista que en su momento estuvo decorada con estatuas, templetes y los dos grandes obeliscos egipcios que ahora se encuentran en la plaza de San Juan de Letrán y en la Piazza del Popolo, y los probables límites, es decir, las metae, los grandes mojones cónicos en torno a los cuales giraban los carros. Y no sólo esto. «También se ha identificado la zona donde se levantaba el templo del dios Conso, a lo largo de la spina, hacia el Tíber», añade Parisi Presicce, señalando que los datos obtenidos permitirán reconstruir el perfil del valle.

Los resultados de la investigación serán presentados el próximo lunes en el Ara Pacis en una convención centrada en las investigaciones y descubrimientos realizados en los últimos años por la superintendencia en el Circo Máximo. También en la labor de la Universidad de Roma Tres que, después de los hallazgos del pasado año, ha completado la reconstrucción virtual del Arco de Tito. Con un proyecto ya definitivo que podría traducirse en el futuro en una verdadera anastilosis del monumento (es decir, en su recomposición a partir de los fragmentos originales), siempre que el Capitolio sea capaz de encontrar los fondos necesarios, que ascienden a alrededor de un millón de euros.

Mientras tanto, ayer el comisario especial Francesco Paolo Tronca, junto con el superintendente, realizó una visita a las obras que se llevan a cabo en el Circo Máximo, donde ya están a punto de terminar los trabajos de excavación y de restauración, así como también los de preparación de la zona arqueológica, con nuevos recorridos de visita y una terraza panorámica en el extremo sur. El objetivo es que pueda realizarse la apertura al público a finales de junio. «La idea – señala Parisi Presicce – es proponer un calendario de visitas guiadas en días determinados, y una abertura libre, siempre pagando. Pero el sueño, gracias a Roma Tres, es proponer también experiencias de realidad aumentada». Un objetivo – el de la apertura al público-, defendido por el comisario Tronca, que restituya a la ciudad uno de sus lugares simbólicos.

 

7 mayo 2016 at 6:09 pm 3 comentarios

Hallan en Roma los restos de un desaparecido arco en honor del emperador Tito

Un grupo de arqueólogos del ayuntamiento de Roma ha descubierto los restos del gran arco construido en honor del emperador Tito en los aledaños del Circo Máximo de la ciudad y desaparecido con el paso de los siglos

Con este mensaje en Twitter anunciaba la Superintendencia capitolina el hallazgo

Fuente: EFE  |  LA VANGUARDIA

Roma, 28 may.-Los arqueólogos de la superintendencia capitolina, que se afanan en la recuperación del Circo Máximo, informaron hoy en un comunicado de este descubrimiento.

En concreto han sido hallados «algunos grandes fragmentos arquitectónicos» de mármol de Carrara que pertenecían al ático y a la cornisa del arco.

Las investigaciones, aún en curso, han sido «muy complicadas» porque las excavaciones han tenido lugar bajo el acuífero que recorre el área y, además, se ha descubierto el pavimento antiguo en placas de travertino, el plinto frontal y la base de la cuarta columna.

Los arqueólogos señalaron que el descubrimiento será sepultado nuevamente «en pocos días» para evitar daños en las piezas encontradas y mientras, se reunirán recursos para eliminar las infiltraciones del agua y para proceder a la anastilosis, técnica de reconstrucción de ruinas.

Por el momento, los expertos estiman que el arco tenía un altura de 17 metros y 15 de profundidad, mientras que las columnas debían alcanzar una altura de una decena de metros.

Se trata, por ende, de un monumento que «debía impresionar no poco, por su magnificencia y riqueza decorativa», a los visitantes que entraban en Roma por la vía Apia atravesando la cercana Porta Capena.

La reconstrucción virtual del monumento está en la actualidad en fase de realización, en colaboración con el departamento de Arquitectura de la Universidad Roma Tre.

Dedicado al emperador Tito en el año de su muerte, el 81 d.C, para conmemorar su victoria ante los judíos y la destrucción de Jerusalén, el arco se encontraba situado en el centro del hemiciclo del Circo Máximo, entre las colinas del Palatino y del Aventino.

Contaba con tres arcadas intercomunicadas, con una platea y una escalinata situada frente al circo y ejercía un «papel particularmente importante» en las procesiones triunfales que celebraban las victorias de los generales y emperadores de la época.

Estos grandes desfiles de gloria pasaban cerca del Circo Máximo para cruzar entre vítores el arco y proseguir su camino hacia el templo de Júpiter Capitolino en el Campidoglio.

Los arqueólogos consideran que a finales del siglo VIII el arco debía estar aún en pie dado que hay documentos de la época que transcriben las inscripciones de su ático.

Sucesivamente, en el siglo XII, la parte central del arco es elevada y empleada como parte del canal del Agua Mariana, un acueducto de edad medieval mandado construir por el papa Calixto II en 1122.

En la actualidad, Roma aún conserva un arco dedicado a Tito enclavado en los foros romanos, al pie de la colina del Palatino y de frente al Anfiteatro Flavio o Coliseo.

arco-tito

Foto de Giovanna Marinelli en Twitter

28 mayo 2015 at 7:41 pm 1 comentario

El rodaje del remake de ‘Ben-Hur’, bloqueado en Roma

El ministro de Cultura prohíbe al equipo de la película rodar escenas en el Circo Máximo de Roma

Ben-Hur-cuadrigas

Fuente: Ignacio Montalvo  |  Fotogramas     12/03/2015

El Circo Máximo de Roma no servirá de escenario para el remake de ‘Ben-Hur’. La nueva versión de la película de 1959 protagonizada por Charlton Heston, que estos días se rueda en la capital italiana con Jack Huston y Morgan Freeman como protagonistas, no podrá rodar en uno de los escenarios más importantes y reconocibles de Roma.

El Ministro de Cultura de Italia, Dario Francheschini, ha impedido utilizar el histórico estadio como lugar de rodaje. La capital no está contenta, según recogen varios medios italianos, ya que el rodaje de dos semanas de una superproducción de estas características podría haber dejado en la ciudad cerca de 1,1 millones de dólares. El año pasado, Roma alquiló el Circo Máximo para un concierto de los Rolling Stones a 11.100 dólares la hora. Los viejos rockeros consiguieron unas ganancias de mas de 8 millones de dólares, algo que indignó a la opinión pública e impulsó tasas de alquiler más altos. En esta ocasión, parece que el problema no es económico. Si bien no se han dado razones oficiales, expertos arqueólogos aseguran que el rodaje de una carrera de cuádrigas podría dañar el lugar histórico. La ciudad todavía se está recuperando del incidente del pasado mes de febrero en el que un grupo de hooligans holandeses del Feyenoord destrozaron parte de la famosa fuente Barcaccia de la Plaza de España.

Este pequeño embrollo no impedirá que el rodaje del remake de ‘Ben-Hur’ continúe en la capital italiana, eso sí, en los gigantescos estudios Cinecittà, a las afueras de Roma, después de rodar varias escenas en la localidad italiana de Matera. Fuentes de la producción aseguran que la escena de la carrera de cuádrigas se rodará en los Estudios Dino de Cinecittà y que el equipo permanecerá allí debido al acuerdo entre Paramount y Metro Goldwyn Mayer.

La nueva versión de ‘Ben Hur’ está dirigida por Timur Bekmambetov (‘Guardianes de la noche’) a partir de un guión escrito por Keith Clarke y revisado por John Ridley. El elegido para encarnar al protagonista es Jack Huston, el actor que da vida a Richard Harrow en la serie ‘Boardwalk Empire’. Por su parte, Toby Kebbell será Messala, el amigo de la infancia y enemigo en la madurez de Ben-Hur. Además, Morgan Freeman encarnará al mentor que enseña al aristócrata judío el arte de las carreras de cuadrigas y Pedro Pascal se pondrá en la piel de Poncio Pilato. Completan el reparto confirmado hasta la fecha Sofia Black D’Elia, Ayelet Zurer, Marwan Kenzari y Nico Toffoli. 

El estreno está previsto para febrero de 2016.

12 marzo 2015 at 10:31 am Deja un comentario

Tarquinio, el último rey de Roma

Dio muerte a su suegro para acceder al trono, persiguió a sus rivales en el Senado y libró cruentas guerras de conquista. Tarquinio el Soberbio pasó a la historia como el tirano que causó la caída de la monarquía romana

Por Elena Castillo Ramírez. Universidad Complutense (Madrid) – Universidad La Sapienza (Roma), Historia NG nº 127

tarquinio-templo-Júpiter

En el monte Capitolino, la más pequeña de las siete colinas sobre las que se asienta Roma, Tarquinio el Soberbio erigió un gran templo dedicado a Júpiter, el dios tutelar del Estado. El edificio estaba orientado hacia el Foro, el centro cívico y político de la Urbe

La historia tradicional de los orígenes de Roma gira en torno a una fecha crucial: el año 509 a.C., en que fue derrocado el último de los siete reyes que gobernaron la ciudad desde la época de Rómulo, dos siglos y medio atrás, para dar paso a la República. Ese último rey de Roma se llamaba Tarquinio, pero la tradición histórica romana le dio el apodo de «el Soberbio», diferenciándolo así de otro Tarquinio que había reinado en Roma unas décadas antes, Tarquinio Prisco. En efecto, en la memoria histórica de la Roma republicana Tarquinio el Soberbio encarnó los peores vicios de la monarquía y fue visto como un modelo de tirano y enemigo de la patria.

Sin embargo, durante el gobierno de su último rey etrusco, Roma vivió un gran auge económico y cultural, un gran desarrollo urbanístico y una expansión territorial sin precedentes. El prestigio militar de Tarquinio, la fuerza política de su monarquía y el apoyo de las ciudades etruscas más poderosas garantizaron la supremacía de Roma en el Lacio y contribuyeron a que la ciudad se convirtiese en la máxima potencia en la región del mar Tirreno. Resulta difícil determinar cuál de las dos visiones antagónicas de Tarquinio se aproxima más a la realidad. De hecho, conocemos muy poco sobre su gobierno y a veces las noticias están cubiertas por el velo de la fantasía.

El crimen original

Los historiadores Tito Livio y Dionisio de Halicarnaso narran con gran detalle el ascenso de Lucio Tarquinio al poder. El rey Servio Tulio, ejemplo de gobernante honrado y benefactor del pueblo, tenía dos hijas, ambas de nombre Tulia, pero de personalidades contrapuestas: si una era de carácter dulce, la otra destacaba por su arrogancia. Ambas fueron entregadas en matrimonio a Lucio Tarquinio y a su hermano Arrunte, también de temperamento opuesto; sólo que la joven apacible se casó con el Soberbio y la arrogante se convirtió en esposa de Arrunte. Pronto Tarquinio y su cuñada eliminaron a sus respectivos cónyuges y contrajeron matrimonio. Instigado por su nueva esposa, Tarquinio comenzó a desacreditar a su suegro, hasta que en una ocasión se rodeó de un grupo armado y, sentado frente a la Curia, se proclamó heredero del trono de su antepasado Tarquinio Prisco, que había muerto asesinado. Servio Tulio, sin escolta y privado del apoyo del Senado, fue asesinado por los sicarios de Tarquinio. Su cuerpo quedó abandonado en una calle vecina al foro, el clivus urbius. Su hija Tulia dio muestras de su impiedad arrollando con su carro el cadáver de su padre.

Livio presenta el gobierno de Tarquinio como una auténtica tiranía. El rey, escribe, «hizo matar a los senadores más importantes que sospechaba habían sido partidarios de Servio» y gobernó sin aceptar más consejo que el de sus propios familiares. Él mismo decidía las causas que implicaban la pena capital, de modo que «estaba en su mano ejecutar, desterrar y privar de bienes». Iba siempre rodeado de guardaespaldas, pues sabía que «tenía que afirmar su poder sobre el miedo».

Hoy día, los historiadores interpretan la entronización de Tarquinio de diversas formas. Por ejemplo, se ha planteado que existían en Roma dos facciones, una factio Tarquinia partidaria de los ideales aristocráticos, y otra favorable a los innovadores movimientos sociales y políticos de Servio Tulio, quien, entre otras cosas, organizó al pueblo romano en tribus, dando así una base popular al ejército. Asimismo, se ha comparado el gobierno de Tarquinio con las tiranías griegas arcaicas, con todas sus luces y sombras. Se trataba de un despotismo basado en un poder absoluto, en el que los reyes estaban protegidos por un amplio aparato de seguridad y manifestaban un particular amor al fasto. También era característico de estos tiranos el empeñarse en aventuras internacionales y en grandes programas urbanísticos.

En cuanto a esto último, se sabe que Tarquinio el Soberbio impulsó en Roma el desarrollo de infraestructuras urbanas y de numerosos edificios civiles y religiosos. Ejemplo de ello fue la construcción del gran templo de Júpiter Óptimo Máximo en el monte Capitolino, en la que participaron los mejores artesanos etruscos y la plebe romana. Tarquinio hizo erigir también las tribunas del Circo Máximo, que ya se había comenzado a edificar en tiempos de Tarquinio Prisco. A fines del siglo VI a.C. se terminó asimismo la excavación de la Cloaca Máxima, una imponente obra de ingeniería hidráulica que permitió resolver definitivamente el peligro de las inundaciones a las que el foro estaba expuesto, dado que se hallaba en una zona pantanosa en la que confluían las aguas de los montes circundantes.

Un rey guerrero

En relación con la política exterior, Tarquinio continuó el proyecto de expansión territorial diseñado por su predecesor. Su principal objetivo fue el control de las ciudades latinas y etruscas que se hallaban en territorio fronterizo o en zonas de importancia estratégica, para así contener el avance de volscos, sabinos y ausonios, considerados enemigos de Roma. Primero conquistó Pomezia, que lindaba con territorio volsco; con su botín se inició la construcción del templo de Júpiter en Roma. Después, el monarca emprendió la conquista de Gabii, ciudad que defendía de los sabinos el lado oriental del Lacio. Para ello, al parecer Tarquinio se sirvió de una atrevida estratagema. Su hijo menor, Sexto Tarquinio, buscó asilo político en Gabii, fingiendo huir de las atrocidades de su padre. Tras ser acogido en la ciudad y convertirse en un hombre prominente, reveló sus verdaderas intenciones: eliminó a los representantes de la ciudad, confiscó sus propiedades y esquilmó al pueblo. La ciudad, exhausta, se entregó a Roma sin resistencia. Tampoco sabemos hasta qué punto esta historia sucedió como la contaron los cronistas romanos. En todo caso, los privilegios legales de los que gozó Gabii en los siglos posteriores parecen apuntar a que la ciudad fue anexionada a Roma más o menos amigablemente en época monárquica.

Para cerrar el anillo de protección del Lacio, Tarquinio se aseguró asimismo el control de Tusculum mediante el matrimonio de una de sus hijas con el tusculano más destacado, Octavio Mamilio, que se decía descendiente de Ulises. Además de Pomezia, Gabii y Tusculum, Roma dominaba Circeo y Signa, y contaba con la alianza de los pueblos latinos de Aricia, Lanuvio, Laurentium, Cori, Tíbur y Ardea.

La expulsión de Roma

Tradicionalmente, el fin de Tarquinio el Soberbio se relaciona con un episodio violento protagonizado por su hijo Sexto: la violación de Lucrecia, una patricia romana casada con un pariente del propio rey. El suicidio de la joven tras el ultraje suscitó tal indignación que los romanos, liderados por Bruto, un sobrino de Tarquinio, decidieron prohibir el regreso del rey –que en esos momentos se encontraba en una campaña militar contra Ardea– y expulsar de la ciudad a todos los miembros de su familia. Según la tradición, Lucio Junio Bruto y Tarquinio Colatino, convertidos en libertadores del pueblo, se proclamaron cónsules, una nueva magistratura anual que sustituía a la figura del monarca. Quedaba así abolida la monarquía y daba inicio el sistema republicano. Naturalmente, éste es un relato legendario, elaborado mucho después de los acontecimientos. Los historiadores actuales han propuesto diversas hipótesis sobre la caída de Tarquinio: una revolución interna, la amenaza de otro líder etrusco, la reacción latina a la supremacía etrusca, o una evolución más gradual por la que la vieja aristocracia fue sustituida por la nobleza de corte que se desarrolló en torno al «tirano».

Tras su expulsión de Roma, los Tarquinios buscaron refugio en ciudades etruscas aliadas. Sexto Tarquinio acudió a Gabii, donde fue asesinado; dos de sus hermanos se refugiaron en Caere, y Tarquinio el Soberbio buscó asilo en su tierra natal, Tarquinia, donde empezó a tramar la restauración de la monarquía en Roma. Inicialmente, Tarquinio trató de organizar una conjura por medio de legados enviados a Roma a reclamar las propiedades de la familia real. En el complot se involucraron numerosos jóvenes contrarios al nuevo sistema republicano, entre ellos los hijos del cónsul Junio Bruto. Pero la intriga fue denunciada, las propiedades reales fueron confiscadas y se condenó a los conjurados a ser azotados y decapitados públicamente.

Recuperar el trono perdido

El monarca exiliado organizó entonces un ejército con tropas de Tarquinia y Veyes y atacó Roma. Sin embargo, fue derrotado y en la batalla perdió la vida uno de sus hijos, Arrunte Tarquinio, aunque por parte de la República también falleció el cónsul Junio Bruto. Los Tarquinios pidieron asilo y apoyo a Lars Porsena, rey de Clusium. Porsena marchó con sus tropas contra Roma, pero la heroica resistencia de Horacio Cocles, Mucio Escévola y de la joven Clelia lo llevó a firmar la paz con Roma y a negar su ayuda a Tarquinio. De nuevo en el exilio y ya anciano, el Soberbio se refugió en Tusculum, en la corte de su yerno Octavio Mamilio, quien instigó a treinta ciudades latinas a coaligarse contra Roma. En la batalla del lago Regilo, la caballería y la infantería romanas, guiadas por Aulo Postumio y Tito Ebucio, vencieron a las tropas etruscas y latinas, comandadas por Mamilio, Tarquinio y uno de sus hijos.

Fue el golpe final para el viejo rey. Cuenta Dionisio de Halicarnaso que ni latinos, ni etruscos ni sabinos quisieron acoger a Tarquinio, quien, cumplidos ya los 90 años, encontró refugio en la corte de Aristodemo el Malvado, tirano de Cumas. Allí murió y fue sepultado a los pocos días.

Para saber más

La monarquía romana arcaica. J. Martínez-Pinna. Universidad de Barcelona, 2009.
Historia de Roma desde su fundación. Libros I-III. Tito Livio. Gredos, Madrid, 2006.

16 agosto 2014 at 11:27 am Deja un comentario

Se cumplen 1950 años del gran incendio de Roma


Durante la noche del 18 de julio del año 64 d.C. Roma fue sorprendida por el mayor incendio visto hasta entonces. El fuego comenzó en la zona comercial de la ciudad, cerca del actual Circo Máximo y se expandió con rapidez por los barrios vecinos.

No está claro qué provocó el incendio, porque los testimonios de su tiempo son contradictorios. La versión popular lo atribuye a un ataque de locura del emperador Nerón, que lo vio mientras tocaba el arpa. Pero en aquel entonces el emperador estaba en otro lugar.

Otros dicen que el emperador culpó a los cristianos para justificar las persecuciones. La tercera versión es que se debió a un accidente.

En cualquier caso, Roma fue pasto de las llamas durante seis días. Se calcula que el fuego provocó miles de víctimas, y que 200.000 personas tuvieron que irse a vivir a otro lugar. Destruyó al menos 4.000 edificios y 132 villas. Una tragedia imperial.

Fuente: ROME REPORTS

18 julio 2014 at 10:41 pm Deja un comentario

Roma: El Circo Variano era originalmente 9 metros más largo que el Circo Máximo

Obelisco-de-Antinoo

El Obelisco de Antínoo, hoy en en la colina de Pincio en Roma, y que en época romana se encontraba en la spina del Circo Variano

La planta original del Circo Variano en Roma era más larga que la del Circo Máximo. El complejo, iniciado por el emperador Septimio Severo en la zona de la Basílica de la Santa Cruz de Jerusalén y completado por Heliogábalo, medía al menos 9 metros más de longitud que el Circo Máximo. Esta es la novedad más significativa que acompañará a la cuarta edición del Festival ‘Santa Croce Effetto Notte’ que, desde el viernes al 27 de julio, ofrece visitas guiadas gratuitas – a las 19 horas- al área imperial que rodea a la Basílica de la Santa Cruz de Jerusalén. El espectáculo, presentado hoy por Mariarosaria Barbera, Superintendente para los Bienes Arqueológicos de Roma, y Daniela Porro, Superintendente del Polo de Museos Romanos, entre otros, se ha enriquecido con importantes novedades arqueológicas.

Concretamente, a principios de 2014, en el curso de una prueba para una intervención de la ACEA, salió a la luz en el Circo Variano una parte de la torre occidental: el hallazgo de la estructura revela también la posición de las jaulas de salida de los carros (carceres), que estaban junto a la torre. Es así como ha sido posible establecer que la estructura original del Circo tenía una longitud mayor que la del Circo Máximo (aproximadamente 630 metros, al menos 9 metros más que el Circo Máximo). Su extensión fue después reducida por Heliogábalo, sucesor de Caracalla.

Fuente: Adnkronos | Arezzo Web: Roma, il Circo Variano batte il Circo Massimo per 9 metri

Crédito de la imagen: Maus-Trauden, vía Wikimedia Commons

16 julio 2014 at 9:23 pm Deja un comentario

Entradas anteriores


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

enero 2022
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Archivos

RSS Blogs en Χείρων·Chiron

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente