Posts tagged ‘Cáparra’

Un día cualquiera en una ciudad romana

Paseo por el yacimiento arqueológico de Cáparra (Cáceres), una ciudad que explica la vida cotidiana en la Lusitania del Imperio

caparra_romana

Vestigios de la ciudad romana de Cáparra, en el norte de la provincia de Cáceres / ANDY SOLÉ

Fuente: CARMEN MORÁN > Cáparra  |  EL PAÍS
4 de agosto de 2016

La antigüedad romana ha dejado suntuosos teatros de mármol, vestigios de templos soberbios, arcos victoriosos y cientos de huellas de ciudades, como Mérida, diseñadas con lujo para una población sobrada de sestercios y de honras bélicas. Así vivían los pudientes, pero por toda la península se extendían pueblos sin más gloria que la cotidianidad. Pongamos la lupa de Astérix en una de aquellas aldeas, Cáparra, al norte de Cáceres. No estaban tan locos aquellos romanos. Vean, si no, a uno de ellos pasando en este preciso instante por un paso de cebra, mientras el carro de trigo espera cívicamente…

Desde la época de Augusto hasta finales del Imperio, entre los siglos IV y V, se acomete en Hispania una organización territorial diseñada con escuadra y cartabón. Se trataba de tender una red de comunicaciones que permitiera viajar de un lado a otro intercalando los descansos oportunos. Cáparra nace con ese cometido en la vía de la Plata, que unía Mérida con Astorga. Su ubicación es perfecta para el objetivo, a 22 millas de otras mansiones en todos los puntos cardinales, es decir, de otras paradas con área de servicios, lo que hoy serían moteles o ventorrillos de carretera.

El yacimiento se ha conservado razonablemente bien, enterrados entre olivares y encinas los restos de las casas, de las tiendas, las calles, los pequeños templos y el salón de reuniones del  Ayuntamiento (la Curia), las termas y el gimnasio (palestra), las canalizaciones de agua, el anfiteatro, en fin, todo un relato, ahora al aire libre, de cómo se desenvolvían aquellos caparenses un día cualquiera. Incluidos los pasos de peatones. Pero lo que más impresiona de esta mediana ciudad de provincias es el gran arco tetrapilo, una construcción de cuatro arcos unidos y enfrentados dos a dos que sostienen una bóveda de arista bajo la cual se cruzaban las dos principales vías de paso de la ciudad, el Kardo y el Decumano. No se conserva en España otra obra de estas características y los siglos no han podido con ella: siempre permaneció en pie y al aire libre. Los dibujos que trazaron los viajeros, desde el siglo XVI al XIX, del imponente arco ya pronosticaban, a ojos expertos, la ciudad que había enterrada a sus pies.

A unos pocos kilómetros de Plasencia, el conjunto ha tenido pocas intervenciones en su larga existencia, más allá de la depredación clásica de los lugareños del entorno que, en algunos casos, ha permitido conservar piezas de valor. Desde un ángulo académico, fue el arquitecto Vicente Paredes Guillén, nacido en el cercano pueblo de Gargüera, quien dirigió la reconstrucción de la bóveda del arco cuadrifonte a comienzos del siglo XX. En 1928 excavó Antonio Floriano, por cuenta de la Diputación de Cáceres, y por 900 pesetas. Tres años después llegó la declaración de monumento nacional, que le concedió alguna protección y en 1963 se encargó del conjunto José María Blázquez, a cargo de la Universidad Complutense de Madrid.

Hoy nos acompaña en este paseo por Cáparra Enrique Cerrillo, el catedrático de Arqueología de la Universidad de Extremadura que inició en 1990 las excavaciones y dio vida de nuevo a estas ruinas tan elocuentes que se inauguraron en 2003. En este periodo, la Junta de Extremadura  ha desempeñado el papel institucional más relevante en la recuperación del conjunto, recuerda Cerrillos, quien ahora ve con satisfacción cómo los muchos años de vida y trabajo que ha entregado a este espacio tienen el reconocimiento de 30.000 visitas al año. No son muchas, para las que el entorno merece, sumido aún en el desconocimiento turístico. El festival de teatro clásico de Mérida podría impulsarlo si instala allí, como está evaluando, su cuarto escenario.

La ciudad conserva un gran arco tetrapilo, una construcción única en España

Las termas, detiene el paso Cerrillo, han sido protegidas de la intemperie con una plataforma que no impide su vista. “Los romanos tenían obsesión con el agua, con el caudal limpio y con el de desecho”, dice señalando las canalizaciones que salen de cada casa hacia el desagüe general. Y muestra los pozos, y los basamentos de las columnas que sostenían el piso ardiente de la sauna. “Eran salutíferas, el médico podía recetar baños de agua fría y caliente como terapia”, afirma Cerrillo. Y sigue la ruta por la ciudad, que adquirió categoría de municipio en los años setenta del primer siglo de nuestra era. El arqueólogo muestra las hileras de piedra que delimitan las casas como si se tratara de un plano sobre el suelo: “Hay algunas construcciones de 1.000 metros cuadrados y otras más modestas. Pero toda la ciudad repite el mismo patrón: filas de viviendas rematadas en su parte delantera con un pequeño local comercial, que podía explotar el dueño o alquilarlo. Estas tabernae, como se llamaban, estaban resguardadas a lo largo de toda la calle con una cubierta porticada, igual que ocurre hoy día en tantas plazas. Es un invento mediterráneo, que protege de las inclemencias estacionales. En paralelo a esos soportales corren las calles”. Y por ellas los carros.

La Junta estudia instalar allí una de las sedes del festival de teatro de Mérida

La ciudad estuvo amurallada, como muestran aún algunos vestigios. No había mucho de lo que defenderse pero siempre se controlan mejor el comercio o las plagas. “El orden siempre era el mismo: intramuros, los vivos; fuera, los muertos”.

El profesor, cubierto con sombrero de gabardina y una mochila al hombro, se detiene ahora en medio de una calzada. La vía esta atravesada por unas enormes losas de granito dispuestas en paralelo… Y ahí está nuestro romano, dispuesto a cruzar… “Esto se llamaba crepídine, que es lo mismo que un paso de cebra, permitía a los peatones pasar a la otra acera sin que les arrollaran los carros y sin embarrarse los pies”. Están locos estos romanos…

EL PROGRAMA ELECTORAL DE LOS ‘EVÉRGETAS’

“Cáparra es una población normal, de gente normal, de vida cotidiana, que empezó siendo una venta de carretera y acabó igual, en el siglo XVIII. En la Edad Media se había fundado Plasencia y las comunicaciones se desviaron…”. Así concluyó lo que quedaba de población. Pero mucho tiempo antes, el municipio romano también había sucumbido: se sabe porque las cloacas colapsaron. No es que hubiera acabado la obsesión por el saneamiento de las aguas fecales; pero sí había decaído el interés, o carecían de medios, para mantener el caserío. En los buenos tiempos, la ciudad estuvo bajo el mecenazgo de los evérgetas locales, que paseaban airosos sus túnicas por el foro. El profesor Cerrillo lo explica así: “Los ciudadanos que tenían posibles pensaban en las necesidades de la ciudad y diseñaban una especie de programa electoral. Financiaban obras públicas, como las canalizaciones o el gran arco que aún se conserva. Con su programa ya ejecutado se presentaban a las elecciones y si los ciudadanos estaban satisfechos les elegían. Más o menos en eso consiste el evergetismo.

Ellos no tenían un sueldo como alcaldes o concejales, pero ganaban honra pública, fama política”. El dinero privado financiaba lo público y daba vida a las ciudades. Si esta fuente se secaba las ciudades desaparecían. Y así ocurrió.

 

Guardar

16 agosto 2016 at 7:37 pm 1 comentario

La ciudad romana de Cáparra, nuevo escenario del Festival de Mérida en 2017

La ciudad romana de Cáparra, nuevo escenario del Festival de Mérida en 2017

Caparra_ED

Cáparra

Fuente: eldiario.es Extremadura
10 de julio de 2016

El yacimiento cacereño de Cáparra se convertirá en la cuarta sede del festival en 2017, tras la extensión del mismo a los teatros romanos de Medellín y de Regina.

El director general de Turismo, Francisco Martín, cerró esta semana con el director del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, Jesús Cimarro, y la Diputación de Cáceres, el acuerdo que permitirá que el yacimiento romano de Cáparra sea la próxima edición otro de los escenario del certamen emeritense ya ha sido rubricado.

La Junta ha recuperado recientemente  los restos arqueológicos y el anfiteatro romano. “Hemos encontrado una perfecta sintonía con la Diputación Provincial de Cáceres, interesada también en extender las representaciones teatrales al norte cacereño, una zona de gran interés turístico, como Mérida”, indicó el director general.

Durante la reunión se avanzó que algunos de los espectáculos que conformen el programa de la sesenta y tres edición del festival de Mérida se lleven a la ciudad romana de Cáparra, probablemente un fin de semana de agosto.

 

11 julio 2016 at 8:45 am Deja un comentario

El yacimiento arqueológico de Cáparra recupera su anfiteatro romano

Tras la inversión de 560.275,37 euros en el yacimiento, los restos recuperados ya pueden ser la escena de diversos eventos, como algunas de las representaciones del Festival de Teatro Clásico

caparra-hoy

Arco de Cáparra. Foto: David Palma

Fuente: EFE  |  Hoy Digital       14/04/2016

La Junta de Extremadura ha invertido 560.275,37 euros en el yacimiento romano de Cáparra (Cáceres), en el marco de una actuación que ha servido para cubrir parte de las termas, consolidar restos arqueológicos y recuperar y poner en valor el anfiteatro de la antigua ciudad.

La secretaria general de Cultura, Miriam García Cabezas, de visita en el yacimiento, ha explicado que las actuaciones desarrolladas en Cáparra facilitan que el yacimiento pueda ser utilizado para otros eventos, como ya ocurre con iniciativas promovidas desde el grupo de acción local y desde la Junta, a las que se incorporará en el futuro la posible ampliación del Festival de Teatro Clásico de Mérida, anunciada este miércoles por el presidente.

La secretaria general ha especificado que este año se intentará que haya una primera intervención, aunque sea de carácter menor que las que puedan desarrollarse en futuras ediciones.

Por su parte, el director general de Desarrollo Rural, Manuel Mejías, ha recordado que esta política “es de carácter transversal y persigue poner en valor los recursos existentes en el ámbito rural, como ocurre con el patrimonio cultural”, ha dicho.

Programa de Desarrollo Rural

Al respecto, ha señalado que dentro del Programa de Desarrollo Rural existe una partida de dos millones de euros específica para recuperación de este patrimonio, a la que pueden sumarse otras inversiones procedentes de los 111 millones destinados a financiar actividades desarrolladas por los grupos de acción local.

Igualmente, con esos fondos pueden apoyarse también iniciativas desarrolladas por emprendedores en el ámbito de la cultura.

Las actuaciones en Cáparra se han ejecutado durante 2014 y 2015 a través de dos proyectos, uno encuadrado dentro de la iniciativa “Ciudades Romanas de Extremadura” y realizado por la empresa Tragsa, y otro encomendado por la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio y llevado a cabo por la empresa Arquepec S.L. En el primero se han invertido 330.254,37 euros y en el segundo, 230.021 euros.

En toda la región, el proyecto “Ciudades Romanas de Extremadura” se ha centrado en los yacimientos arqueológicos de Cáparra (Oliva de Plasencia/Guijo de Granadilla), Mérida, Campamento romano de Cáceres el Viejo (Cáceres), Medellín/Villa romana de la Majona (Don Benito) y otros yacimientos del entorno, Regina (Casas de Reina), Nertóbriga (Fregenal de la Sierra) y Contributa Iulia (Medina de las Torres).

14 abril 2016 at 8:06 pm 1 comentario

Cáparra recuperará su anfiteatro romano

La Junta invierte 230.00 euros en el acceso y anillo interior del espacio, ubicado entre los términos municipales de Guijo de Granadilla y Oliva de Plasencia

caparra

Fuente: EFE  |  Hoy Digital   26/03/2015

La Junta de Extremadura ha adjudicado en 230.021 euros las obras de recuperación y puesta en valor del anfiteatro romano de Cáparra, concretamente en su acceso y anillo interior.

Con un plazo de ejecución de seis meses, los trabajos serán ejecutados por las empresa extremeña Arquepec, según publica hoy el Diario Oficial de Extremadura (DOE).

El proyecto se refiere a una serie de intervenciones que se llevarán a cabo sobre el yacimiento arqueológico de Cáparra, propiedad del Gobierno regional y que está ubicado en los términos municipales de Guijo de Granadilla y Oliva de Plasencia.

En la actualidad existe una excavación arqueológica ubicada entre el anillo interior y exterior del anfiteatro en la zona este, comienza en una de las entradas del anfiteatro (la del eje menor) y trasciende hacia el sur en un recorrido de aproximadamente un tercio entre este y el sur del eje mayor.

Sobre la huella de los restos arqueológicos, y al objeto de marcar sobre el territorio la presencia de lo que en su momento debió ser el edificio del anfiteatro, se ha proyectado una estructura hecha con obra seca a modo de “un castillo de arena” que en cualquier momento puede llegar a ser deshecho y dejar los restos tal y como estaban.

El resultado de la obra una vez concluida en su totalidad permitirá entender sobre el territorio cuál fue la ocupación en planta del edificio primitivo.

26 marzo 2015 at 6:51 pm Deja un comentario

El yacimiento arqueológico de Cáparra (Cáceres) recuperará su anfiteatro romano

La Junta de Extremadura destina 296.000 euros para las obras. Se recuperará el acceso y el anillo interior

campamento-romano-Cáparra

El Arco de Cáparra, que daba entrada al Foro de Capara desde la vía decumana de la ciudad

Fuente: EFE  |  La Crónica de Badajoz   18/11/2014

La Junta de Extremadura ha destinado algo más de 296.000 euros para la contratación de las obras de recuperación y puesta en valor del anfiteatro romano de Cáparra, concretamente en su acceso y anillo interior, según el anuncio que publica hoy el Diario Oficial de Extremadura (DOE).

El proyecto se refiere a una serie de intervenciones que se llevarán a cabo sobre el yacimiento arqueológico de Cáparra, propiedad del Gobierno regional y que está ubicado en los términos municipales de Guijo de Granadilla y Oliva de Plasencia.

En la actualidad existe una excavación arqueológica ubicada entre el anillo interior y exterior del anfiteatro en la zona este, comienza en una de las entradas del anfiteatro (la del eje menor) y trasciende hacia el sur en un recorrido de aproximadamente un tercio entre este y el sur del eje mayor.

Sobre la huella de los restos arqueológicos, y al objeto de marcar sobre el territorio la presencia de lo que en su momento debió ser el edificio del anfiteatro, se ha proyectado una estructura hecha con obra seca a modo de “un castillo de arena” que en cualquier momento puede llegar a ser deshecho y dejar los restos tal y como estaban.

El resultado de la obra, una vez concluida en su totalidad, permitirá entender sobre el territorio cuál fue la ocupación en planta del edificio primitivo.

Con un presupuesto base de licitación que alcanza los 296.106,76 euros y un plazo de ejecución de seis meses, la empresas interesadas tienen hasta el 15 de diciembre para presentar sus ofertas.

18 noviembre 2014 at 7:21 pm 1 comentario

Cuando éramos romanos: Floralia

Israel J. Espino | HOY.es

Floralia

Esclavas y matronas se unían en los bailes de Floralia (A. Briz)

Cuando éramos romanos no nos perdíamos una fiesta. Y ahora tampoco. Algunas las hemos customizado. Otras las hemos adaptado al cristianismo y las pocas que hemos perdido las estamos recuperando.

Y eso es lo que hemos hecho con Las Floralias (en latín Floralia), recuperada desde hace dos años entre las ruinas romanas de Cáparra, restos mudos de un esplendor pasado que una vez al año resucita con la invocación que nobles y plebeyos lanzan a la diosa Flora:

–  Madre de las flores, ven, que has de ser festejada con juegos y regocijos.

Y por los dioses que se festeja, aunque no con la misma intensidad que nuestros ancestros.  Hace un par de milenios comenzaban a finales de abril y terminaban en mayo, y se jugaba, se bailaba y se bebía como si no hubiese un mañana.

Ahora dura sólo un día, pero a ella acuden arqueólogas, peluqueras, camareros y abogados, sociólogos y electricistas con sus mejores galas romanas. Como antes. Son parte de una asociación llamada Emérita Antiqua que recrea como nadie la sociedad romana de Mérida. Senadores, taberneras, soldados, centuriones, esclavos y esclavas, todos con su nombre, ropaje y espíritu romano.

Y eso era Floralia, una fiesta democrática que aunaba a libertos y esclavos, a matronas y prostitutas quienes, por cierto, y según Juvenal, bailaban desnudas y luchaban en simulacro de combates como gladiadoras.

Ofrecíamos rosas a la diosa y bebíamos menta y miel (símbolos de Venus), las mujeres vestíamos ropas multicolores para imitar la policromía del campo y todos (hombres, mujeres y niños) nos adornábamos con coronas de flores y cintas de colores.

Ovidio señala que liebres y cabras (considerados animales especialmente fértiles y lascivos) eran liberados ceremonialmente como parte de estas fiestas. Persio afirma que la multitud recibía una lluvia de guisantes, habas o altramuces, también símbolos de fertilidad.

Como diosa de las flores, la vegetación y la fertilidad, a ella se dedicaban los juegos florales que se abrían con actuaciones teatrales y terminaban con competiciones y espectáculos y un sacrificio a Flora. Cuentan los historiadores que en el año 30 los espectáculos de  Floralia ofrecían hasta un elefante en la cuerda floja. Nosotros no hemos llegado a tanto, pero voy a proponer que ofrezcan, el año que viene, el espectáculo de ver a algún banquero sin vergüenza o algún político sin palabra en la cuerda floja.

Después de todo, la primavera siempre ha sido tiempo de flores, pero también de revoluciones.

15 mayo 2013 at 4:12 pm Deja un comentario


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

junio 2017
L M X J V S D
« May    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente