Posts tagged ‘arqueología romana en Hispania’

En el año 97 ya existía el teatro Romano de Guadix

Los trabajos del campo de voluntariado fechan a partir del año 97 la inundación de los jardines del Teatro Romano ACCI.

Chicos que han trabajado en excavación de este año. / Rodrigo Molero

Fuente: RODRIGO MOLERO – Guadix  |  Cadena SER
30 de julio de 2018

El arqueólogo Antonio López ha anunciado que, gracias a los trabajos desarrollados en el campo, ya se puede fechar que la inundación y posterior reconstrucción en los jardines del “porticus post scaenam” es posterior al último trimestre del año 96 de nuestra era. El hallazgo de un sestercio del Emperador Nerva así lo acredita. Ha querido agradecer al Ayuntamiento la apuesta de este tipo de iniciativas, ya que “la excelencia de los resultados de las excavaciones” muestran que la meticulosidad con la que han trabajado ha hecho posible la recuperación de casi media tonelada de material arqueológico entre vidrios, metales, monedas y cerámica. Lo que habla de la calidad que el voluntariado ha ofrecido con su trabajo.

En nombre del voluntariado juvenil, Raquel Cámara López, ha agradecido el trabajo de los coordinadores y ha remarcado el gran aprendizaje que le ha aportado la experiencia en el campo y la convivencia con jóvenes de toda España. Ha felicitado al ayuntamiento de Guadix por la calidad del programa de actividades lúdicas, que les ha permitido conocer más a fondo Guadix. Y ha finalizado su valoración afirmando que “se llevan una parte del patrimonio de la ciudad y el orgullo por contribuir a crear su Historia”.

Campo de Voluntariado

En total han sido 25 los jóvenes de entre 18 y 30 años los que han tomado parte en este campo sobre arqueología, que ha repetido tras el éxito de la primera edición del verano pasado. De nuevo con la Dirección de Antonio López y la coordinación de Francisco Brao.

El Campo de Voluntariado se ha desarrollado en esta segunda quincena de julio y ha sido diseñado por el área de Cultura bajo el título “Redescubriendo el Teatro Romano de Guadix II: la antesala de la casa romana”. Los trabajos han servido para seguir sacando a la luz el Teatro Romano Acci. Los jóvenes han tenido cubiertos alojamiento – que en este caso ha sido en cueva – , pensión completa, materiales, equipos profesionales y seguros).

La inversión del Ayuntamiento en esta actividad ha sido de 6.500 euros, mientras que la de la Junta asciende a 10.500 euros (lo que supone un coste total de 17.000 euros).

La concejala de Cultura, Beatriz Postigo, el director arqueólogo del Teatro Romano ACCI, Antonio López, y voluntariado del Campo de Trabajo han hecho balance de los trabajos y actividades realizadas durante los quince últimos días.

Beatriz Postigo ha calificado el balance de “altamente positivo”, por los avances en la excavación y por las experiencia y grado de conocimiento que ha tenido el voluntariado sobre Guadix, la Comarca y su tejido social y empresarial. Las actividades paralelas que han podido desarrollar, convierten a estos jóvenes en verdaderos embajadores de los potenciales de nuestra tierra. Ha agradecido al Instituto Andaluz de la Juventud la apuesta por haber repetido este verano en Guadix, con la línea de apoyo económico. Y ha destacado que singularidad de este campo de voluntariado radica en el espacio en el que se ha desarrollado, un yacimiento arqueológico de un altísimo nivel patrimonial; y por otro lado, la experiencia que han tenido los jóvenes de alojarse en cueva.

 

31 julio 2018 at 11:43 am Deja un comentario

Localizan restos de un edificio de época romana fuera de las murallas de Tarragona

Una vez terminada la intervención arqueológica, en el solar del antiguo cuartel de la Guardia Civil, se empezará la construcción de viviendas

El solar del antiguo cuartel de la Guardia Civil de Tarragona excavado. (Sílvia Jardí / ACN)

Fuente: ACN – Tarragona |  LA VANGUARDIA
25 de julio de 2018

La segunda fase de la intervención arqueológica en el solar del antiguo cuartel de la Guardia Civil de Tarragona ha permitido documentar la existencia de un extenso edificio de época romana situada extramuros, en el suburbio noroccidental de Tarraco. El edificio data de una cronología inicial del siglo II dC, de época flavia, aunque también hay evidencias de actividad anterior. La actividad constructiva y funeraria, con hasta cuatro enterramientos detectados, se reanuda a partir de época bajo imperial, entre los siglos IV y VI. Uno de los hallazgos destacados es la documentación de una estructura bajo imperial destinada a la captación de aguas subterráneas.

La directora de la excavación, Judith Siurana, explica que “los indicios llevan a pensar que no es un espacio residencial, sino un espacio productivo y de almacenamiento muy bien ubicado, cerca de una de las puertas de la muralla de la ciudad“. Pasado el verano se comenzará la construcción de un edificio con 30 viviendas a precio social ya vendidos, 27 aparcamientos, 31 trasteros y dos locales comerciales en la planta baja. La construcción no afectará los restos arqueológicos.

Los trabajos en el antiguo cuartel de la Guardia Civil, situada en el número 1 de la calle López Peláez, se han desarrollado en dos fases. La primera, iniciada a mediados de 2016, permitió localizar un gran edificio rectangular levantado en época flavia, del siglo I en el siglo II. La segunda fase, iniciada a finales del 2017 y que se dio por finalizada hace dos semanas, ha permitido definir toda la zona perimetral y acabar con la exhumación de otros restos. Así, se ha acabado documentando que este es un asentamiento importante extramuros.

Imagen de los restos en el antiguo solar del cuartel de la Guardia Civil en Tarragona, con la directora de excavación en el fondo. (Sílvia Jardí / ACN)

La segunda fase ha sido la que ha conseguido localizar una serie de estructuras asociadas a la captación de vetas acuíferas en la zona, datadas del siglo IV o V. Concretamente, según explicó la arqueóloga municipal Pilar Bravo, se ha encontrado una galería excavada en la roca, con peldaños y cubierta de bóveda de cañón. En su tramo final se encuentra recortando el nivel natural de márgenes, por lo que queda condicionado el espacio con acceso a la veta acuífera natural.

Por otra parte, se ha documentado otra cavidad subterránea, del siglo II, con acceso mediante un arco de medio punto abierto en el muro que delimita el gran edificio del siglo II por su Limira oeste. Al fondo de esta cavidad se ha encontrado otra surgencia de aguas naturales, aunque su funcionalidad no parece asociada al aprovechamiento de aguas sino más bien al control de las humedades que provoca la veta acuífera.

La directora de la excavación ha explicado que el espacio queda ordenado con una serie de habitáculos, con zonas orientadas al noroeste, sureste, en la que destacan “dos grandes naves dedicadas al almacenamiento de productos y una serie de pequeñas cámaras perimetrales “pavimentadas con opus caementicium ‘, el cemento romano, utilizado en cisternas, almacenamiento de líquidos o espacios de trabajo. Por todo ello, se apunta a que el edificio podría corresponder a un espacio productivo o de almacenamiento, junto a una de las puertas de la muralla.

Construcción de un promotor con mucho poder económico

“Avanzar esto es atrevido, pero parece una construcción si no de carácter público de un promotor con mucho poder económico”, explica Siurana, que justifica su opinión señalando que la edificación parece que tenía más de una planta de altura, además de estar construida con opus caementicium ‘y reforzada con grandes sillares de piedra. “Hace pensar en construcciones que encontramos dentro de las murallas, como el foro provincial”, detalla.

Por otra parte, se aventura que a mediados del siglo III, el edificio comienza a ser abandonado y acaba degradándose y se reciclan elementos, como los sillares, que son extraídos. Este siglo registra una importante crisis: “hay invasiones bárbaras e incendios, situaciones muy convulsas”, explica el arqueólogo municipal, Joan Menchón.

A partir del siglo IV, el edificio se vuelve a recuperar y se reanuda la actividad, con muros que definen nuevas cámaras. Es en este contexto en que se produce “otra manera de pensar”, según Menchón: “la convivencia entre los espacios de los muertos y de los vivos”. “En la época tardorromana encuentras viviendas junto con enterramientos”, a diferencia de lo que se hacía hace unos años y que también se hace ahora. En el solar del antiguo cuartel se registran cuatro enterramientos.

A partir del siglo V y VI, ya no disponen de los acueductos en condiciones óptimas: “esta estructura habla de que los recursos hídricos son difíciles de encontrar y se construye este elemento”, con al menos una cavidad, “para aprovechar el agua de esta zona“, explica Siurana.

La concejala de Patrimonio de Tarragona, Begoña Floria, celebra como se han llevado a cabo los trabajos en este espacio en el marco de los conjuntos arqueológicos de Tarragona como Patrimonio Mundial para la Unesco: “el hallazgo que tenemos es el exponente de integración del urbanismo contemporáneo, del siglo XXI, con edificios con 2.000 años de historia”.

De hecho, se garantiza que las obras de construcción de una treintena de viviendas, de entre 65 y 105 metros cuadrados, no tendrán ningún efecto en los restos. Así, se pondrá una losa de cimentación que quedará sustentada con pilotajes que sortearán los restos, por lo que prácticamente “todo quedará cubierto”, según Bravo. El espacio será accesible, pero sólo para los investigadores.

En este espacio, hace dos años se recuperaron también dos piezas escultóricas de cabezas de équido, consideradas de alto valor, en bronce de época romana. También hace dos años se encontró la tumba con el esqueleto de un chico joven.

 

25 julio 2018 at 8:48 pm 1 comentario

El mosaico romano de Noheda se podrá contemplar en su totalidad

El pueblo de Villar de Domingo García ya tiene todo listo para la celebración de las VII Jornadas Romanas de la Villa de Noheda

Detalle del mosaico de la villa romana de Noheda, en la provincia de Cuenca – ABC

Fuente: ABC
23 de julio de 2018

El pueblo de Villar de Domingo García ya tiene todo listo para la celebración de las VII Jornadas Romanas de la Villa de Noheda, que tendrán lugar del 26 al 29 del presente mes de julio con el patrocinio de la Diputación Provincial de Cuenca con una edición en la que por fin el mosaico será visitable en su totalidad.

A la presentación han acudido el presidente de la Diputación de Cuenca, Benjamín Prieto, y el alcalde de la localidad y diputado provincial, Javier Parrilla, acompañados de la concejal de Cultura, Carmen Ballesteros y el licenciado en Historia, Iván González. En la misma, Prieto ha destacado de estas jornadas su efecto divulgador, dando a conocer al público en general una parte destacada del importante legado del Imperio Romano en la provincia, ha informado la institución provincial en nota de prensa.

Es por ello que ha mostrado su deseo de que sean todo un éxito, algo, a su juicio, casi garantizado en parte por la implicación de los vecinos y voluntarios en la organización de este evento cultural.

Unas jornadas que el presidente de la Diputación espera que sean las últimas con el yacimiento arqueológico sin estar abierto al público de manera permanente. Para ello, ha instado a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha a dejar de «entorpecer» este objetivo y apoyar, «de una vez por todas y de manera decidida, a este impresionante yacimiento».

El alcalde de Villar de Domingo García, por su parte, ha hecho hincapié en una de las grandes novedades de este año, que no es otra que el público asistente va a tener la posibilidad de disfrutar del mosaico al completo.

Y es que se han programado visitas guiadas para todo el fin de semana con las que se podrá admirar los cerca de 300 metros cuadrados de este mosaico figurativo, el segundo más grande de este tipo de todo el Imperio Romano Occidental, después del existente en Sicilia.

Una buena noticia que, además, en esta edición va ligada a una acción solidaria, puesto que, tal y como ha explicado el primer edil, se ha fijado para las visitas guiadas una entrada voluntaria de 3 euros para los adultos y de 1 para los niños de hasta 12 años, que se destinarán íntegramente a Manos Unidas con el fin de financiar un proyecto de cooperación internacional al desarrollo de formación pre-profesional de algo más de un centenar de jóvenes de Maputo (Mozambique) con el fin de que puedan poner en marcha fuentes de autofinanciación que les permita salir de la pobreza.

Jornadas romanas

Al igual que en ediciones anteriores, estas jornadas tendrán un carácter tanto lúdico como cultural y darán comienzo este jueves, 26 de julio, a partir de las 19.00 horas, con la conferencia titulada ‘Época tardo romana y visigoda en la provincia de Cuenca’ y la presentación de la novela ‘Flor de almendro: principio et finis’, ambas a cargo de Carmen María Dimas, en un escenario novedoso, como es el futuro Centro de Interpretación de Noheda, ahora en ejecución, que se encuentra ubicado en el antiguo silo del SENPA, y donde se llevarán a cabo el resto de conferencias.

Ya en el grueso de la jornada, indicar que, además de varias ponencias, también se tienen contemplados desde diversos talleres, como por ejemplo de peinados romanos, masajes y excavaciones simuladas, hasta la representación teatral del viernes de la obra ‘¡Todos a tierra!’, a cargo del grupo de teatro de Villar de Domingo García dirigido por Visi González, pasando por el mercadillo romano, la carrera las II Millas Romanas, la gran cena y posterior verbena del sábado.

Una edición en la que a priori, tanto Prieto como Parrilla, tienen puestas muchas esperanzas en que sea todo un éxito y se superen el millar de visitantes del pasado año.

Entre tanto, desde el Ayuntamiento de Villar de Domingo García y con el respaldo de la Diputación se sigue reivindicando la necesidad de abrir al público este yacimiento romano. No en vano, según el primer edil, la restauración del mosaico con fondos del Programa 1,5% Cultural de la anualidad 2017 está a falta de los últimos flecos administrativos del nuevo Gobierno central con el fin de sacar a licitación cuanto antes el proyecto.

 

24 julio 2018 at 9:09 am Deja un comentario

Un perro del siglo I en Titulcia

El pueblo está edificado sobre un enclave romano y allí donde se excava aparecen restos arqueológicos

El consejero de Cultura, Jaime de los Santos (de negro), visita el jueves pasado el centro de interpretación de Titulcia. VÍCTOR SÁINZ

Fuente: ESTHER SÁNCHEZ – Madrid  |  EL PAÍS
22 de julio de 2018

Los restos de un perro, que vivió probablemente en el siglo I d. C. en la ciudad romana que era entonces Titulcia, reposan en una mesa del centro de interpretación arqueológico del municipio a la espera de que los investigadores acaben sus pesquisas. El esqueleto del can, que apareció junto con cerámica hace un mes en las obras que se acometieron en la calle Grande del pueblo para arreglar una tubería, es el último hallazgo del importante yacimiento arqueológico de Titulcia.

Nada extraño, dado que el actual Titulcia (1.258 habitantes) está edificado encima de la ciudad romana de nombre homónimo. «Es un bomboncito y allí donde excavas aparecen restos», describió Carmen Valenciano, arqueóloga honorífica del pueblo del sur de Madrid, en la inauguración de la segunda fase del centro de interpretación. Al acto acudió el consejero de Cultura, Jaime de los Santos, que aseguró que las excavaciones van a continuar.

Bajo las viviendas del municipio se localiza un yacimiento que abarca desde la edad del Bronce hasta la actualidad, siendo las etapas carpetanas (prerromana) y romana las más destacables. Se han llevado a cabo numerosas intervenciones arqueológicas desde los años 70, que han cobrado fuerza en los últimos 12 años. En 2012 el enclave arqueológico fue declarado Bien de Interés Cultural debido a su riqueza y el municipio se considera como lugar de alto potencial histórico-arqueológico.

José Polo, arqueólogo compañero de Valenciano, sostiene que se trata de «una de las ciudades más importantes de la Hispania romana». De momento han estudiado el 10% del enclave y queda por determinar el perímetro de la antigua ciudad. «Tenemos localizadas las zonas industriales, la necrópolis y el santuario», explica. Pero todavía desconocen dónde se encuentran elementos principales como el foro o las termas.

Las excavaciones de la zona carpetana han sacado a la luz un enclave (oppidum) de grandes dimensiones (12 hectáreas), que cuenta con dos zonas, explican desde la Dirección General de Patrimonio. En la más elevada, conocida como El Cerrón, se estableció la acrópolis de asentamiento. Y, en la otra, una plataforma situada más abajo, se han documentado restos de estancias que pueden pertenecer a un centro productivo, con un horno, zonas de molienda de cereales, superficies de trabajo con herramientas y grandes contenedores y toneles. En la actualidad está tapado y no se puede visitar. Está abierto, sin embargo, el centro de interpretación, aunque antes de acudir es necesario llamar al Ayuntamiento.

Los carpetanos abandonaron de forma precipitada el lugar a mediados del siglo II a. C. dejando tras de sí numerosos vestigios. Entre las piezas encontradas, destaca una excepcional pátera —plato de poco fondo que se usaba en ceremonias y ritos religiosos—. Está decorada con la imagen de un animal fantástico con serpientes. En la Península Ibérica han aparecido cinco, pero la de Titulcia es la única localizada en un contexto arqueológico, lo que permitió datar la última vez que se utilizó en el siglo II a. C.

La alcaldesa, Fuencisla Molinero, pide a los particulares que tengan alguna pieza en casa “que la traigan”. Sabe de lo que habla. A ella le dejaron delante de su vivienda una urna funeraria, que ahora reposa para el disfrute de los visitantes en una vitrina del centro de interpretación. Allí está también el esqueleto de Fabricia Domitina de 33 años que se halló en la necrópolis con una placa en la que se lee: “Aquí reposa. Que la tierra te sea leve”.

 

23 julio 2018 at 8:30 am Deja un comentario

Cuando el Templo Romano de Córdoba era una ecuación imposible de resolver

Hace 60 años el arqueólogo Antonio García y Bellido fue capaz de adivinar el sentido de los restos hallados

Excavaciones en el Templo Romano de Córdoba en los años 50 – ARCHIVO MUNICIPAL

Fuente: Rafael Verdú – Córdoba  |  ABC de Sevilla
22 de julio de 2018

A mediados de la década de los 50 del pasado siglo XX, nadie sabía a ciencia cierta qué eran todos aquellos restos que estaban apareciendo en el solar sobre el que se edificaría el antiguo Ayuntamiento de Córdoba. Durante siglos, aquella zona había sido utilizada como cantera arqueológica para otros monumentos, aprovechando los arquitrabes, basas, losas de mármol y hasta enormes sillares de piedra labrados. Pero las obras del Consistorio de aquella época -ese edificio ya no existe; fue derribado para construir el actual- sacaron a la luz los cimientos profundos de una construcción gigantesca que no se dejaba interpretar. Eran los restos del Templo Romano, pero por entonces nadie lo sabía.

Probablemente aquellas piedras, «enormes terrones de azúcar» como los llamó el arqueólogo Antonio García y Bellido, fueran vistas como un engorro, una pus de la historia supurante entre los muros de los edificios más modernos. Y quizás hubieran corrido la misma suerte, o parecida, que el yacimiento de Cercadilla, arrasado sin remedio para levantar encima la estación del AVE.

Hallazgos en la excavación del Templo Romano de Córdoba – ARCHIVO MUNICIPAL

Pero en el otoño de 1958, hace ahora 60 años justos, se produjo un hecho fortuito que cambió el futuro del Templo Romano y permitió que hoy pueda ser objeto de deleite para cordobeses y foráneos. De no haber sido por una extraordinaria coincidencia, quizás hoy no se levantarían esas esbeltas columnas romanas -una reconstrucción, eso sí- junto al actual Ayuntamiento. En esa fecha, García y Bellido (1903-1972) viajó a Córdoba para estudiar un maravilloso sarcófago romano hallado en la Huerta de San Rafael que hoy puede verse en el Alcázar. Y fue entonces cuando el alcalde, Antonio Cruz Conde, aprovechó para rogarle al reputado arqueólogo que dedicara su tiempo a investigar las ruinas de la calle Capitulares para «despejar en lo posible el enigma», tal como recordaba el investigador en un artículo de ABC de Sevilla en marzo de 1960.

García y Bellido ya se había asomado a las ruinas antes, pero como tantos otros terminó aburrido del puzzle. «Aquella colosal y laberíntica acumulación de sillares no se dejaba interpretar por más que subía y bajaba por su accidentada topografía, buscando o ensayando una interpretación que pusiese un orden lógico en aquel desorden. Ello hizo que, desanimado, acabase con disgusto desinteresándome de ellas». En poco tiempo, las excavaciones ordenadas en la zona ofrecieron a los investigadores nuevos hallazgos que confirmaron la hipótesis de García y Bellido. «Pude ver pronto que aquel conjunto indescifrable de cimientos, muros irregulares de sillería, frogones [fraguas] de hormigón, hondonadas cúspides ilógicas no eran otra cosa que el resto de un gran templo», decía el arqueólogo.

En un principio el Ayuntamiento quería crear una gran plaza arqueológica desde allí hasta Orive

En un principio, la intención del Ayuntamiento era construir en ese punto de encuentro una plaza arqueológica en la que se ubicarían, si no todos, buena parte de los hallazgos de la zona. Incluso estaba previsto abrir una nueva avenida entre las actuales calles San Pablo y Rodríguez Marín, aprovechando espacios por entonces en desuso como la actual Delegación de Cultura y los jardines del Palacio de Orive. Ya en los años 60, el arquitecto Félix Hernández (1889-1975) propuso el alzado de las seis columnas del frontis, totalmente reconstruidas; también se había previsto colocar encima el arquitrabe y el friso hasta donde se pudiera, una idea que sería recuperada en varias ocasiones pero que nunca llegó a ejecutarse.

Construcción de las columnas actuales – ARCHIVO MUNICIPAL

La falta de recursos económicos lastró las obras. En 1960, Antonio Cruz Conde anunciaba que el Ayuntamiento cargaría con los gastos de la restauración del Templo Romano, lo que resultó una falsa promesa; el Consistorio no tenía el dinero suficiente para eso. En 1963, el Ministerio de Educación Nacional concedía la «friolera» de 150.000 pesetas; no debían tener mucho interés en el Templo los gerifaltes del Movimiento, porque aquello daba para comprar un par de Seat 600. En 1968 aún no habían terminado. Tras una década de trabajos, finalmente se liberaron los andamios de las columna para que el Templo Romano ofreciera el aspecto que ahora tiene, o muy parecido.

La siguiente intervención arqueológica tardaría en llegar 15 años. Entre 1985 y 1987, coincidiendo de nuevo con la construcción del Ayuntamiento actual, el arquitecto José Luis Jiménez Salvador dirigió unas excavaciones que sacaron a la luz nuevos muros y partes de la cella y el posticum, además de determinar a ciencia cierta que el Templo Romano se hallaba extramuros. Ahora, el monumento afronta su última gran intervención para hacerlo visitable. Eso ocurrirá, si no hay más retrasos, a finales de este mismo año.

 

22 julio 2018 at 10:51 am Deja un comentario

Romanos bajo los antiguos juzgados de Barcelona

El derribo del edificio por reformas hace aflorar una necrópolis

Restos arqueológicos en los extremos del desescombro de los antiguos juzgados de Barcelona. A. GARCIA

Fuente: JOSÉ ÁNGEL MONTAÑÉS – Barcelona  |  EL PAÍS
19 de julio de 2018

La existencia de restos romanos bajo el edificio que ocuparon los antiguos juzgados de Barcelona antes de su traslado a la Ciudad de la Justicia de L’Hospitalet de Llobregat era un hecho conocido por algunos responsables políticos. Siendo ya presidente de la Generalitat, entre 2003 y 2006, el exalcalde de Barcelona Pasqual Maragall comentó a una autoridad judicial con ironía: “No se os ocurra excavar nunca bajo los juzgados porque está lleno de restos romanos”. Y no se equivocó porque los trabajos de demolición de los edificios judiciales situados al comienzo del paseo Lluís Companys (iniciados el pasado 14 de junio) habrían detectado restos de una necrópolis romana. Fuentes del Departamento de Justicia que coordinan los trabajos de demolición y las excavaciones no desmienten el hallazgo, si bien remiten a que los detalles se harán públicos la semana próxima. Aun así, los restos que han aflorado “no solo son romanos” y se deduce su importancia porque admiten que “pueden condicionar el resto de trabajos”.

Las obras ya empezaron con un grupo de arqueólogos al lado ante la alta posibilidad de que la zona conservara restos arqueológicos, como así ha sido. Los edificios dieron paso pronto a montañas de escombros que están siendo retirados de forma constante desde entonces. Ayer había tan solo tres obreros: el conductor de una excavadora, el de un camión que recogía los escombros y un operario que controlaba el acceso de vehículos. Pero había más operarios: en concreto, seis arqueólogos que, tras excavar en la esquina de la calle Picasso y paseo de Pujades (sector que se mantiene cubierto con plásticos), trabajaban ahora en el extremo superior del solar, junto a la calle Comerç.

En los trabajos han aparecido restos de la historia de Barcelona, como construcciones vinculadas a la Exposición Universal de 1888, en concreto el Palacio de las Bellas Artes, que acabó derribado para aprovechar sus vigas. Están encima de restos de edificios del barrio de la Ribera de los siglos XIV al XVIII. Y por debajo, los restos romanos, tal y como vaticinó Maragall.

Zona rica en restos

Fuentes del departamento de Justicia no quieren aportar datos sobre la cantidad y la época exacta de los restos hallados, si bien todo apunta a la continuación de la necrópolis tardorromana que se extiende por esa zona.

La arqueología barcelonesa cuenta desde hace unos años con una herramienta excepcional: la Carta Arqueológica de Barcelona, en la que se recoge toda la documentación patrimonial sobre las excavaciones realizadas hasta la fecha en la ciudad, con más de 3.000 puntos de interés. Por eso, a los arqueólogos no les ha extrañado la aparición de restos romanos, parecidos a los que se hallaron en sendas excavaciones en el paseo Pujades, 1 en 1995, antes de construir nuevas dependencias para la Universitat Pompeu Fabra, y en 1997, cuando se llevó a cabo la construcción de 30 viviendas de protección oficial. En total fueron localizadas 38 tumbas del periodo tardorromano datadas entre los siglos VII y IX que presentaban características parecidas como estar cubiertas por losas y los cuerpos de los enterrados orientados en sentido este-oeste, con la cabeza hacia poniente.

También se excavaron muros de época medieval y otros del siglo XVIII, así como cráteres ocasionados por las explosiones realizadas por los técnicos de Felipe V para derribar el millar de casas de la Ribera para poder construir la enorme ciudadela militar, después de 1714.

 

20 julio 2018 at 10:34 am Deja un comentario

Objetivo: la Numancia de Escipión

Arranca la nueva campaña arqueológica en el yacimiento soriano con la misión de datar los restos encontrados en la manzana XXIV, que podrían ser los de la ciudad del 133 a.C.

Varios jóvenes participan en la campaña arqueológica de del yacimiento soriano de Numancia – ICAL

Fuente: ABC
18 de julio de 2018

Comienza la nueva campaña la nueva campaña arqueológica en Numancia (Soria), en la que quince estudiantes tendrán como misión buscan datar los restos encontrados en la manzana XXIV del yacimiento, y que, según su director, Alfredo Jimeno, todo apunta que son los de la ciudad celtibérica destruida por Escipión en el 133 antes de Cristo (a. C.).

Jimeno detalló ayer en el inicio de los trabajo los pormenores planteados para esta nueva campaña arqueológica en Numancia, cuya primera edición se remonta a 1992. El equipo arqueológico destinado en el yacimiento soriano, en el marco del Plan de Investigación de la Junta de Castilla y León, ha comenzado la campaña de trabajos arqueológicos que se prolongará durante un mes, financiada por el Gobierno autonómico con casi 18.000 euros, informa Efe.

El director de los trabajos explicó que ya el año pasado se pudo determinar en la manzana XXIV el nivel romano y, debajo, un nivel celtibérico. «Todavía tenemos que determinar, de las dos ciudades celtibéricas que conocemos -una que corresponde a la destruida por Escipión en el año 133 a.C y otra posterior, del año 72 a.C., construida por los pelendones, que lucharon junto al ejército romano-, cuál de ellas es», detalló

Si bien, Jimeno reconoció que todavía no se sabe con seguridad el nivel celtibérico a que fecha corresponde, aunque avanzó que él se inclina porque sea de la Numancia destruida por Escipión en el año 133 a.C., lo que se quiere confirmar con esta nueva campaña de excavaciones.

1.600 metros cuadrados

Esta campaña de excavación se centra en la manzana XXIV, que ocupa aproximadamente unos 1.600 metros cuadrados, y se ha planteado como continuación de los trabajos iniciados en 2017, encaminados a valorar las posibilidades que puede ofrecer una manzana completa. En la campaña actual se excavará una superficie de unos 400 metros cuadrados.

Los trabajos de esta campaña pretenden solucionar una serie de problemas relacionados con aspectos tan importantes, para hacer una lectura social, como la diferenciación de casas y edificios, así como el uso al que estaban destinados y su organización interna. «En el sitio más profundo de las excavaciones que estamos realizando, creo que esa ciudad es la del 133», señaló el director.

Por su parte, el secretario territorial de la Junta, Rafael Medina, informó de que en la primera quincena de agosto se desarrollará en Garray el campo de voluntariado juvenil de ámbito nacional «La Numancia Celtibérica», con la participación de veintiún jóvenes, nueve de ellos de Castilla y León y el resto de otras comunidades.

 

18 julio 2018 at 11:46 am Deja un comentario

Hallado un pene de oro en una excavación arqueológica en Zaragoza

La pieza, fechada entre los siglos I y II, es un colgante de 1,5 centímetros de longitud

El amuleto fálico de oro encontrado en la excavación de Uncastillo (Zaragoza). COMARCA CINCO VILLAS

Fuente: EL PAÍS
16 de julio de 2018

La campaña de excavación en el yacimiento de Los Bañales, en la localidad zaragozana de Uncastillo, ha sacado a la luz un amuleto fálico de oro de época tardo Imperial (siglos I o II). Se trata de un colgante de 1,5 centímetros, «singular por su temática y por el material con el que está hecha», informa en su cuenta de Facebook la web Comarca de las Cinco Villas, que agrupa a varias localidades de la zona. La pieza ha sido localizada en una habitación de una casa que se está excavando en la zona norte del yacimiento.

«En un principio creímos que se trataba de una cornucopia, habitual es la iconografía de la época, pero luego vimos que era un pene de oro, también singular, porque los amuletos solían hacerse de bronce», ha explicado Javier Andreu, director de la excavación y del proyecto pedagógico de Los Bañales. La figura va acompañada de un puño cerrado. “Esta combinación se utilizaba como amuleto contra el mal de ojo, era el símbolo de la buena suerte”, ha añadido Andreu.

El colgante fue hallado por María Campoy, una de las 37 estudiantes de diferentes partes del mundo que han recibido una beca este verano para excavar en la zona, una oportunidad que se da a futuros arqueólogos y en la que colabora la Comarca de las Cinco Villas.

Hace unos días se halló en la misma excavación otra pieza de oro singular, un fragmento de un pendiente con lo que parece ser una esmeralda. La aparición de oro en esta zona desvela «la importancia de la ciudad en aquellos años», ha subrayado Andreu, ya que el yacimiento de oro más próximo se situaba en los Pirineos.

Estas piezas y la labor realizada en este yacimiento se podrán contemplar en una jornada de puertas abiertas el próximo domingo, 22 de julio. Todo ello se completará con la realización de diferentes talleres de cantería, cerámica, acuñación de monedas y de arqueología para niños.

 

16 julio 2018 at 4:46 pm Deja un comentario

Descubren una sepultura vacceo-romana con piezas de guerra en Pintia (Valladolid)

El grupo de arqueólogos que trabaja en la Zona Arqueológica de Pintia (Valladolid) ha descubierto una sepultura en «magnífico estado de conservación» que incluye más de cuarenta objetos cerámicos y metálicos con 2.000 años de antigüedad, que corresponden a la época vacceo-romana.

Fuente: EFE  |  eldiario.es
11 de julio de 2018

Este descubrimiento coincide con la celebración del 150 aniversario del descubrimiento de Pintia, un yacimiento arqueológico localizado a orillas del río Duero, entre Peñafiel y Padilla de Duero, que corresponde a las culturas vacceas, romanas y visigodas, y atesora una «gran riqueza patrimonial» pero con aún limitada visibilidad.

El hallazgo representa uno de los «diez mejores conjuntos recuperados» en las excavaciones de la Necrópolis de Las Ruedas, descubierta hace cuarenta años en este yacimiento, y que ha sumado también otra tumba con trece piezas cerámicas y otro par de sepulturas peor conservadas, según ha explicado el director del Centro de Estudios Vacceos Federico Wattenberg, Carlos Sanz Mínguez.

El conjunto mencionado está siendo procesado en los laboratorios, pero Sanz Mínguez ha avanzado que incluye una excepcional pieza de bronce que podría corresponder a un báculo de autoridad, además de un completo ajuar guerrero y artilugios con función ritual.

 

11 julio 2018 at 8:18 pm Deja un comentario

Porcuna retoma la exhumación de su gran anfiteatro

El Ayuntamiento monumentalizará los restos y pide colaboración para recuperar el coliseo, similar al de Mérida

Restos del anfiteatro de Obulco exhumados durante la primera fase del proyecto – ABC

Fuente: Javier López – Jaén  |  ABC de Sevilla
5 de julio de 2018

El Ayuntamiento de Porcuna acometerá en septiembre la segunda fase de exhumación de su anfiteatro. Tras el hallazgo del coso, similar en tamaño al de Mérida, el consistorio ha asumido en solitario la recuperación de esta infraestructura, aunque el alcalde del municipio, Miguel Moreno, confía en que contribuya económicamente la Junta de Andalucía por la gran relevancia del monumento, acorde con la que tuvo durante la etapa de dominación romana la ciudad de Obulco.

La inversión prevista por el Ayuntamiento servirá para monumentalizar los restos hallados, a fin de preservarlos de la intemperie y el expolio, factores que inciden negativamente en otras zonas arqueológicas de Porcuna, como las viviendas y calzada romana descubiertas en el sector de San Benito, de propiedad privada, lo que obstaculiza la intervención pública y, en consecuencia, facilita la labor de quienes buscan piezas arqueológicas con detectores de metales.

Aunque hasta ahora los restos de anfiteatro descubiertos no han sufrido episodios de expolio, el consistorio pretende evitarlos con la recuperación del espacio, si bien el coste aproximado de la exhumación superaría los 3 millones de euros, cantidad de la que no dispone la administración local, que ha librado una partida de 165.000 euros para llevar a cabo la segunda fase de los trabajos, que servirán para apuntalar la estructura.

El proyecto requiere de la cooperación del conjunto de las administraciones públicas, dado que, a juicio del regidor, es un gran hallazgo, como acredita que los muros descubiertos, en buen estado de conservación, tengan más de 6 metros de altura. A partir de este dato, los arqueólogos deducen que es uno de los mayores coliseos construidos en Hispania, lo que revela la importancia de Obulco en la época de dominación romana, cimentada en su respaldo a Julio César en la guerra contra Pompeyo.

Con todo, la exhumación del coliseo de Obulco resultará compleja porque una parte del mismo esta bajo una serie de viviendas. También existen por esta causa problemas para la recuperación de la cisterna de La Calderona, uno de los mejores exponentes de este tipo de infraestructura en la Península Ibérica. En concreto, tres viviendas se alzan sobre esta magnífica obra de ingeniería, que abastecía de agua a una parte de la población, para cuya recuperación el Ayuntamiento ha solicitado fondos a cargo del programa 1,5% cultural del Ministerio de Fomento.

El anfiteatro, las casas romanas del sector San Benito, la necrópolis de Cerrillo Blanco y la cisterna aclaran que Porcuna es una de las poblaciones de España con más restos arqueológicos de la época romana. Así lo acredita también las numerosas piezas procedentes de la excavaciones pendientes de catalogación que se almacenan en depósitos municipales, equivalentes algunas de ellas en valor a la que se exponen en la torre de Boabdil y en una galería del Ayuntamiento.

 

5 julio 2018 at 6:47 pm Deja un comentario

Entradas anteriores Entradas siguientes


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

enero 2022
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Archivos

RSS Blogs en Χείρων·Chiron

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente