Posts tagged ‘arqueología romana en Britannia’

Un mosaico romano con representaciones de Hércules y Cupido sale a la luz en Inglaterra

El mosaico, perteneciente a una villa romana de tamaño relativamente modesto, está decorado con personajes y criaturas de la mitología grecorromana, entre ellos Belerofonte y la Quimera

Mosaico romano de Boxford. El magnífico mosaico de más de seis metros de longitud durante las excavaciones arqueológicas de 2017 en Boxford, al oeste de Londres. FOTO: COTSWOLD ARCHAEOLOGY

Fuente: ALEC FORSSMANN NATIONAL GEOGRAPHIC
14 de septiembre de 2017

Unas excavaciones arqueológicas realizadas este año en Boxford, al oeste de Londres, han ido revelando unos hallazgos romanos cada vez más espectaculares: un brazalete de niño y unas monedas, cerámica y una baldosa con la huella de un animal, los restos de una villa, un probable granero y una piscina pequeña. Y, sobre todo, un magnífico mosaico de más de seis metros de longitud y decorado con personajes y criaturas de la mitología griega, según explica Cotswold Archaeology.

“El propietario del mosaico quería proyectar una imagen de persona cultivada, alguien familiarizado con la mitología clásica y con una elevada cultura romana, a pesar de que su villa era de tamaño relativamente modesto y estaba en una parte remota del Imperio romano”, afirma Neil Holbrook, un experto de Cotswold Archaeology.

Anthony Beeson, otro experto en temas romanos, sugiere que la escena lateral debería de ser interpretada como el héroe Belerofonte (quien montó al caballo alado Pegaso y mató en vuelo a la Quimera, un monstruo híbrido con cuerpo de león, cabra y serpiente) en la corte de Yóbates o de Proteo, el primero el rey de Licia y el segundo el anciano dios del mar. Otras figuras que aparecen en el mosaico posiblemente incluyen a Hércules luchando contra un centauro, Cupido con una guirnalda y representaciones de Telamón en las esquinas, que parecen sostener el panel central.

Elevada cultura romana. “El propietario del mosaico estaba familiarizado con la mitología clásica y atesoraba una elevada cultura romana”, dice Neil Holbrook. FOTO: COTSWOLD ARCHAEOLOGY

 

Hércules y Cupido. Panel del mosaico romano en el que presumiblemente aparecen Hércules luchando contra un centauro y Cupido rodeado por una guirnalda de flores. FOTO: COTSWOLD ARCHAEOLOGY

 

Anuncios

14 septiembre 2017 at 7:53 pm Deja un comentario

Desentierran objetos abandonados de la caballería romana junto al Muro de Adriano

Los arqueólogos han descubierto una espada de hierro conservada en su vaina de madera, la hoja de otra espada y dos pequeñas espadas de madera de juguete

Fuerte romano de Vindolanda. Imagen áerea del fuerte romano de Vindolanda, situado en el norte de Inglaterra. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

Fuente: ALEC FORSSMANN NATIONAL GEOGRAPHIC
12 de septiembre de 2017

La fructífera campaña arqueológica efectuada estas últimas semanas en el fuerte romano de Vindolanda, en el norte de Inglaterra y junto a la Muralla de Adriano, ha sacado a la luz varios objetos que fueron abandonados en un cuartel de caballería romana: una espada de hierro conservada en su vaina de madera y con la punta torcida, otra espada sin empuñadura, pomo ni vaina, pero con la hoja entera, incluida la espiga. Los arqueólogos también han desenterrado dos pequeñas espadas de madera de juguete y armas de la caballería romana como lanzas, puntas de flecha y restos de una balista, un arma de asedio que disparaba proyectiles. Los objetos fueron abandonados en el suelo, en diferentes espacios del cuartel de caballería, puede que debido a la precipitada huida de la guarnición romana, según informó el domingo The Vindolanda Trust.

Los espacios abandonados corresponden a establos para los caballos, alojamientos para los soldados, además de hornos y hogares para hacer fuego. Algunos objetos se han conservado de forma excepcional, por ejemplo piezas de aleación de cobre para ajustar la montura del caballo o procedentes del arnés. Alrededor del año 120 d.C., la guarnición de Vindolanda estaba formada por una combinación de soldados de los confines del Imperio romano, entre ellos un destacamento de caballería del norte de la actual España, conocidos como los várdulos. Los nuevos hallazgos datan de una época rebelión y guerra, antes de la construcción del Muro de Adriano en el año 122 d.C.

Cuartel de caballería romana. Los espacios abandonados corresponden a establos para los caballos, alojamientos para los soldados, además de hornos y hogares para hacer fuego. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

Montura del caballo. Pieza de aleación de cobre para ajustar la montura del caballo. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

Elemento decorativo. Elemento decorativo dorado del arnés. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

Espada de hierro. Espada de hierro conservada en su vaina de madera y con la punta torcida. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

Hoja de una espada. Espada sin empuñadura, pomo ni vaina, pero con la hoja entera, incluida la espiga. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

Espada de juguete. Pequeña espada de madera de juguete. FOTO: THE VINDOLANDA TRUST

 

12 septiembre 2017 at 8:28 pm Deja un comentario

Encuentran un excepcional mosaico durante un proyecto arqueológico comunitario en Berkshire (Reino Unido)

El mosaico, que representa al héroe griego Belerofonte montado en el caballo alado Pegaso, ha sido descrito como el mejor hallazgo de este tipo en los últimos 50 años

Sección del mosaico hallado en el antiguo sitio romano de Boxford en Berkshire

Fuente: Maev Kennedy  |  The Guardian
2 de noviembre de 2017

Un espectacular mosaico romano, descrito como el mejor hallazgo de este tipo en medio siglo, ha sido parcialmente descubierto en Berkshire durante un proyecto arqueológico comunitario al que sólo le quedaban dos semanas para concluir.

Anthony Beeson, experto en arte clásico y miembro de la Asociación para el Estudio y la Preservación de los Mosaicos Romanos, lo ha descrito como “sin duda el descubrimiento de mosaicos más emocionante realizado en Gran Bretaña en los últimos cincuenta años”.

Luigi Thompson, un artista conocido por sus minuciosas pinturas de mosaicos, se ha referido al hallazgo – que data del año 380 d. C.- como “el pavimento más agradable, alegre y encantador que he visto en mi vida”.

Menos de la mitad del mosaico, una franja de seis metros ricamente dibujada con personajes míticos, ha sido descubierto en las últimas dos semanas. Ahora ha sido enterrado de nuevo para protegerlo.

Los paneles centrales representan al héroe griego Belerofonte montado en el caballo alado Pegaso. Se les muestra atacando a Quimera, un monstruo que escupe fuego, y, a continuación, se les ofrece a la hija del rey como recompensa, una leyenda que más tarde sería cristianizada como San Jorge y el dragón.

Otras escenas del mosaico incluyen imágenes desconocidas de cualquier otro sitio británico, según los expertos.

El hallazgo ha tenido lugar en un yacimiento romano cerca de Boxford, donde residentes y arqueólogos e historiadores aficionados, supervisados por Cotswold Archaeology, han estado excavando desde 2011.

En los últimos tres veranos, respaldados por el Fondo de la Lotería del Patrimonio, han encontrado los restos de una gran villa y unas termas, un edificio agrícola y ahora el mosaico.

Los excavadores voluntarios, muchos de ellos sin experiencia previa, esperan recaudar fondos para regresar el próximo año.

 

7 septiembre 2017 at 10:47 pm Deja un comentario

Hallan nuevas tablillas romanas junto al Muro de Adriano

Las delicadas piezas de madera, con sus textos aún visibles, se han conservado milagrosamente gracias a la humedad y a las condiciones anaeróbicas del terreno

Tablillas de Vindolanda. Algunas tablillas se encuentran completas y otras fragmentadas, pero con sus textos aún visibles. Foto: THE VINDOLANDA TRUST

Fuente: ALEC FORSSMANN  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
11 de julio de 2017

Unas 25 nuevas tablillas de madera han sido excavadas en el fuerte romano de Vindolanda, junto a la Muralla de Adriano, al norte de Inglaterra, según anunció ayer The Vindolanda Trust. El hallazgo, realizado el pasado 22 de junio, es uno de los más importantes en este sitio arqueológico desde 1992. Las tablillas de Vindolanda son tablillas finas de madera, de menos de 2 milímetros de grosor y del tamaño de una postal, que contienen textos escritos con tinta por los romanos. Las delicadas piezas de madera, con sus textos aún visibles, se han conservado milagrosamente gracias a la humedad y a las condiciones anaeróbicas del terreno (baja concentración de oxígeno), desde que fueron desechadas a finales del siglo I d.C.

Algunas tablillas se encuentran completas y otras fragmentadas. “Algunas de estas nuevas tablillas están tan bien conservadas que se pueden leer sin la habitual fotografía infrarroja y antes de pasar por el largo proceso de conservación. No hay nada más emocionante que leer estos mensajes personales del pasado lejano“, dice el arqueólogo británico Robin Birley. Unos pocos nombres presentes en los textos ya han sido descifrados, entre ellos un hombre llamado Masclus, conocido por una tablilla anterior en la que se dirige a su superior pidiendo más cerveza para su avanzada. En una de las nuevas cartas parece solicitar un permiso para ausentarse (commeatus).

Las tablillas están siendo sometidas a un meticuloso proceso de conservación y de fotografía infrarroja para tratar de descifrar el contenido de todos los textos.

Sitio arqueológico. Las tablillas de madera han sido excavadas en el fuerte romano de Vindolanda, junto a la Muralla de Adriano, al norte de Inglaterra. Foto: THE VINDOLANDA TRUST

 

Conservación milagrosa. Las delicadas piezas de madera se han conservado milagrosamente gracias a la humedad y a las condiciones anaeróbicas del terreno. Foto: THE VINDOLANDA TRUST

 

Limpieza de una tablilla. Limpieza meticulosa de una de las tablillas de madera. Foto: THE VINDOLANDA TRUST

 

Fuerte romano de Vindolanda. Fotografía aérea del fuerte romano de Vindolanda, situado al norte de Inglaterra. Foto: THE VINDOLANDA TRUST

 

11 julio 2017 at 5:29 pm Deja un comentario

Las «balas» aullantes, el arma secreta con la que las legiones romanas aterrorizaron a sus enemigos

Una excavación en Escocia encontró una gran acumulación de proyectiles para hondas. Algunos estaban agujereados para aullar y recientemente se ha descubierto que otros tenían casi la misma potencia que balas de calibre 44 Magnum

Proyectiles encontrados en «Burnswark Hill», donde un ejército romano asaltó una fortaleza – THE BURNSWARK PROJECT

Fuente: ABC.ES
28 de mayo de 2017

Se cree que hace unos 1.900 años un ejército de 5.000 romanos asaltó una fortaleza de nativos situada en «Burnswark Hill», al suroeste de Escocia, y tan solo unos pocos kilómetros al norte del muro de Adriano. Entre 1.000 a 2.000 defensores trataron de resistir. Pero, tal como averiguaron arqueólogos de la Sociedad histórica escocesa, que investigaron la zona, aquella no fue una batalla convencional. Los romanos acumularon una gran cantidad de armas de asedio y un importante arsenal de munición para hondas, cuya finalidad, a parte de provocar enormes bajas entre los enemigos, era aterrorizarlos y avisar a las otras tribus de la futilidad de su defensa.

«Burnswark Hill», posición donde se alzó un fuerte asaltado por romanos – THE BURNSWARK PROJECT

El yacimiento, situado en la región de Dumfries, se convirtió hace cinco años en la mayor representación de «balas» para hondas de Roma nunca descubierta. En total, una investigación dirigida por John Reid y Andrew Nicholson halló 2.700 proyectiles para honda. «Es un fuerte muy pequeño que fue atacado por un ejército considerable que usó un enorme volumen de proyectiles», ha dicho Reid en National Geographic, «La violencia ejemplar no es nueva, y los romanos no fueron los únicos en usar esta técnica, pero ellos alcanzaron un nivel magistral».

Los investigadores analizaron la composición de las balas, a través del análisis de radioisótopos, para datar el momento del ataque. El estudio de la forma y el peso de los proyectiles indicó que estos eran similares a otros encontrados en Escocia, pero distintos a los hallados en cualquier otro lugar de las antiguas posesiones de Roma.

Como balas del calibre 44 Magnum

Después de calibrar los detectores de metal para encontrar los proyectiles, los investigadores encontraron en el yacimiento de «Burnswark Hill» un total de 2.700 proyectiles, de los que desenterraron alrededor de 400, y un par de proyectiles para balista. Los primeros pesan entre 30 y 50 gramos y tienen forma de limón o bellota (esta última era un símbolo de buena suerte).

Aparte de esto, prepararon réplicas de los proyectiles y se las entregaron a un hondero experto. Gracias a esto comprobaron que en las manos adecuadas el poder de parada de las bolas era similar al de un proyectil de un revólver del calibre .44 Magnum (de aproximadamente 10.9 milímetros de diámetro).

Acumulación de municiones en «Burnswark Hill» – THE BURNSWARK PROJECT

Además observaron que los proyectiles eran capaces de volar a velocidades de 160 kilómetros por hora y acertar a objetos menores a un hombre a una distancia de casi 120 metros. «Las piedras más grandes para hondas son muy poderosas, literalmente podrían volarte la parte de arriba de la cabeza», dijo John Reid en National Geographic.

Proyectiles aullantes

Aparte de eso, en el yacimiento de «Burnswark Hill» los investigadores hallaron unos proyectiles que no se han encontrado en otras zonas bajo dominio romano, aparte de las situadas bajo territorio británico: se trata de proyectiles agujereados por un orificio de unos cinco milímetros.

Después de ser lanzadas por el hondero de pruebas, los investigadores comprobaron que eran mucho menos efectivas que las macizas, pero que al volar emiten un «extraño aullido» a medida que el aire se adentra en el agujero. Tal como ha dicho Andrew Nicholson en National Geographic, su propósito era aterrorizar y distraer a los enemigos.

«Imagínate que estás oyendo ruidos casi sobrenaturales que nunca antes has oído, y que hay gente cayendo a tu alrededor», dijo Nicholson, para narrar lo que ocurriría cuando los romanos lanzaban una lluvia de proyectiles sobre el enemigo.

Los temidos honderos

Las hondas estaban formadas por dos largas cuerdas, que se sujetaban con la mano lanzadora, y que estaban unidas a un pequeño bolso que albergaba la munición. El diseño permitía lanzar varios proyectiles a la vez, lo que era muy útil en combates a corta distancia.

Los historiadores consideran que los proyectiles de «Burnswark Hill» fueron usados por tropas auxiliares («auxilia»). Probablemente los honderos más temidos fueron los baleares, que lucharon con Julio César en la invasión fallida de Britania, entre el 55 y el 54 antes de Cristo. «Esos tipos eran honderos expertos; habían estado haciendo eso toda su vida», dijo Reid.

Largo y sangriento asedio

La localización y el número de proyectiles muestran, según los investigadores, que el asedio fue largo y violento. Según la datación, la batalla ocurrió en torno al 140 después de Cristo, momento en que Roma estaba bajo el mandato del emperador Antonino Pío, el sucesor de Adriano. «Era un nuevo emperador y necesitaba una victoria militar en alguna parte», propuso Reid. Quizás, sugirió, Pío decidió mostrar su capacidad con un acto de extraordinaria violencia para conquistar y aterrar a las tribus del norte.

A pesar e la superioridad tecnológica de los romanos, se cree que las tribus aprovecharon mejor el terreno, y que la batalla se alargó más de lo previsto por los romanos. En consecuencia, el final de la batalla de «Burnswark Hill» no fue nada amistoso: «Estamos bastante seguros de que los nativos de lo alto del monte no sobrevivieron», dijo Reid.

A pesar de la victoria en esta fortaleza, se considera que la guerra se extendió durante dos décadas al norte del muro de Adriano. Finalmente, la resistencia de las tribus, lo inhóspito del terreno y los problemas de suministro, obligaron a los romanos a claudicar y a marchar de vuelta al muro. Según los arqueólogos de «Burnswark Hill», esta guerra fue una especie de Afganistán romano.

 

28 mayo 2017 at 4:52 pm Deja un comentario

Zapatos, llaves, joyas y otros objetos romanos del norte de Inglaterra

Los trabajos de mejora de la autopista A1 en Yorkshire del Norte están sacando a la luz numerosos objetos de época romana, que revelan un pasado culto y próspero

Anillo de plata. Anillo de plata con forma de serpiente hallado en Catterick. Foto: Northern Archaeological Associates

Fuente: ALEC FORSSMANN  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
11 de abril de 2017

Los trabajos de mejora en la autopista A1, una carretera histórica de Inglaterra, están sacando a la luz numerosos objetos de época romana en el condado de Yorkshire del Norte, entre Leeming y Barton, según anunció el viernes pasado el organismo público Historic England. Los arqueólogos que trabajan en este proyecto viario han descubierto unos objetos excepcionales que revelan cómo era la vida en época romana: zapatos, llaves y diferentes piezas artísticas, entre ellas un anillo de plata con forma de serpiente y un fragmento de una figurilla en ámbar que representa a un actor ataviado con una toga.

Los restos de unos talleres de orfebrería en Scotch Corner, donde se fabricaban monedas de oro, plata y bronce, constituyen el ejemplo de producción de monedas antiguas más septentrional que se ha descubierto en Europa. Estos vestigios demuestran que los romanos desarrollaron una notable actividad industrial en el norte de Inglaterra, probablemente produciendo monedas de gran valor. La gran cantidad de llaves halladas en Catterick demuestra, asimismo, que los ciudadanos intentaron proteger sus bienes más preciados. Y, según destaca Historic England, el gran número de instrumentos de escritura (estiletes y tinteros) sugiere que había una parte importante de la población que sabía leer y escribir.

Figurilla en ámbar. Fragmento de una figurilla realizada en ámbar que representa a un actor ataviado con una toga. En Pompeya se ha encontrado una figurilla similar, pero nunca en el Reino Unido. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Zapato de cuero. Uno de los muchos zapatos de cuero que se han descubierto en Catterick. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Llave. Llave descubierta en Catterick. La gran cantidad de llaves halladas en Catterick demuestra que los ciudadanos intentaron proteger sus bienes más preciados. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Plomada. La plomada es un peso que pende de una cuerda y que marca una línea vertical. En la fotografía aparece una plomada romana de plomo junto a un ejemplo moderno. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Recipientes. Dos recipientes de terra sigillata hallados en Scotch Corner. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Esqueleto de un niño. Esqueleto de un niño procedente del cementerio Bainesse. En la imagen se pueden distinguir algunas cuentas y pulseras que adornaban su cuerpo. Foto: Dr Jonathan Shipley

 

Cabeza de Baco. Una cabeza de Baco hallada en Scotch Corner, procedente de una jarra de cristal. A la derecha, un molde en yeso de la misma pieza. Foto: Northern Archaeological Associates

 

Excavación de un cementerio. Excavación del cementerio de Bainesse, el cementerio romano más grande que se ha descubierto en el norte de Inglaterra. Foto: Dr Jonathan Shipley

 

Muralla ciudadana. Excavación de los cimientos de la muralla ciudadana de Catterick. Foto: Dr Jonathan Shipley

 

11 abril 2017 at 8:02 pm 1 comentario

Hallan mosaicos romanos y un edificio con calefacción subterránea en Leicester

Un proyecto arqueológico ha sacado a la luz los restos de una calzada y de unos edificios romanos con pavimentos de mosaico y un sistema de calefacción subterránea denominado hipocausto

leicester1_ng

Restos de un mosaico romano de más de 1.500 años de antigüedad, descubierto cerca del centro de Leicester, en Inglaterra. Foto: Carl Vivian / University of Leicester

Fuente: ALEC FORSSMANN  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
6 de febrero de 2017

La ciudad de Leicester, en el centro de Inglaterra, va desvelando su pasado romano. Un proyecto arqueológico que comenzó en noviembre de 2016, con motivo de la futura construcción de un edificio de apartamentos, ha sacado a la luz los restos de una calzada y de unos edificios romanos con pavimentos de mosaico y un sistema de calefacción subterránea denominado hipocausto, según anunció el viernes la Universidad de Leicester, que participa en las excavaciones.

Los trabajos arqueológicos junto al aparcamiento John Lewis, a unos pasos del centro, han revelado unas estructuras romanas que se ocultaban bajo la tierra de jardín de época victoriana y bajo los escombros modernos. Los arqueólogos han descubierto casi dos terceras partes de una insula, que curiosamente era un edificio de apartamentos para los antiguos romanos. En una gran casa urbana han aparecido los restos de un hipocausto, una evidencia del poder que tenían algunos ciudadanos hace más de 1.500 años.

El hipocausto evidencia el poder que tenían algunos ciudadanos hace 1.500 años

Una segunda casa romana ha sido hallada junto al aparcamiento John Lewis, con suelos de mosaico en al menos tres de sus habitaciones. Uno de los mosaicos, de unos tres metros de largo y dos de ancho, una cuarta parte del suelo original, es uno de los más grandes que se han encontrado en Leicester en los últimos treinta años. Ha sido fechado a comienzos del siglo IV d.C. y consta de un borde grueso de teselas rojas que rodea un cuadrado central de teselas grises. Entre los motivos geométricos se distingue una esvástica, un símbolo antiguo utilizado por muchas culturas y que es frecuente en los mosaicos romanos.

leicester2_ng

Una esvástica, un símbolo antiguo utilizado por muchas culturas y que es frecuente en los mosaicos romanos. Foto: Carl Vivian / University of Leicester

 

leicester3_ng

Una esvástica, un símbolo antiguo utilizado por muchas culturas y que es frecuente en los mosaicos romanos. Foto: Carl Vivian / University of Leicester

 

leicester4_ng

Reconstrucción de la casa romana de Vine Street a finales del siglo III d.C. Ilustración: Mike Codd

 

leicester5_ng

El arqueólogo Richard Huxley limpia cuidadosamente el pavimento de mosaico. Foto: Mathew Morris / University of Leicester

 

leicester6_ng

Recipiente de uso culinario con forma de cabeza de león, de finales del siglo II d.C., hallado durante las excavaciones. Foto: Mathew Morris / University of Leicester

 

leicester7_ng

Restos de una vasija romana. Foto: Mathew Morris / University of Leicester

 

6 febrero 2017 at 2:56 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente