Posts filed under ‘teatro’

Los teatros griegos tenían escenarios móviles

Ya disponían de una moderna escenografía hace más de 2000 años

Plano y foto del teatro de Mesene. Kumamoto University

 

Fuente: EurekAlertVicente Fernández  Quo.es
13 de julio de 2017

Los antiguos griegos son los padres del teatro tal y como lo conocemos. Pero, poco a poco, se va descubriendo que algunos de los adelantos técnicos que están presentes en los modernos escenarios, tampoco eran ajenos para ellos. Así se desprende de un estudio realizado por arquitectos de la Universidad Kumamoto, en Japón y, según el cual, algunos teatros helenos ya disponían de escenarios móviles.

Los autores de la investigación han estado estudiando las ruinas del teatro de la antigua ciudad griega de Mesene, y han descubierto una extraña hilera de piedras que también está presente en otro teatro situado en el territorio de la antigua Esparta.

Los análisis realizados demuestran que esas piedras eran usadas como apoyos para transportar diversos escenarios, que se situaban sobre el principal. Existían documentos escritos que apuntaban a esa posibilidad, pero hasta ahora, nunca se había encontrado una prueba material de que fuera realmente así.

Los investigadores han llegado a la conclusión de que tanto el escenario como el llamado proscenio (una pieza situada entre el escenario principal y el foso de la orquesta), eran móviles. Y, aunque todo indica que disponían de ruedas, debió ser necesario un gran despliegue de fuerza para poder moverlos.

Localización de Mesene. Kumamoto University

 

14 julio 2017 at 7:45 pm Deja un comentario

Calígula, el hombre que quiso tocar la luna

Mario Gas estrena en Mérida la obra de Albert Camus, interpretada por Pablo Derqui y que indaga en el existencialismo y la arbitrariedad del poder

Mónica López y Pablo Derqui, en el ensayo de ‘Calígula’, el pasado jueves en el Teatre Nacional de Catalunya. JUAN BARBOSA

Fuente: ROCÍO GARCÍA > Barcelona  |  EL PAÍS
2 de julio de 2017

Solo tres días de ausencia y el emperador Cayo reaparece como el tirano Calígula. Hay un empeño colectivo por creer que esa transformación surge del dolor ante la muerte de su gran amor clandestino, Drusila, hermana y amante. Calígula está, sin embargo, noqueado por otros dolores. Es de noche cuando por fin aparece abstraído y conmovido. “El amor no es nada. Quiero la luna en mis manos”, grita. Es el alarido de un hombre poderoso pero infeliz y desesperado, que siente la necesidad de lo imposible y la búsqueda de lo absoluto, que quiere tocar con sus manos la luna y que se debate en una melancolía extrema que le llevará a desear y cumplir con su propia muerte.

Mario Gas indaga con Calígula, una de las piezas teatrales clave de Albert Camus, en el existencialismo, la finitud de la existencia y la arbitrariedad del poder. Protagonizada por Pablo Derqui, Calígula es uno de los grandes montajes que acogerá este año el Festival de Teatro Clásico de Mérida que se inaugura el próximo miércoles. El espectáculo se representará en el escenario romano del 12 al 16 de julio para viajar luego al Festival Grec, de Barcelona, a finales de mes. A Pablo Derqui le acompañan en el reparto Mónica López, Borja Espinosa, Pep Ferrer, Pep Molina, Anabel Moreno, Ricardo Moya, Bernat Quintana y Xavier Ripoll.

Es el primer día de ensayos en el Teatre Nacional de Catalunya, antes del desembarco a cielo abierto en Mérida, y director y actores se van adaptando y midiendo en el nuevo escenario, una hermosa plataforma inclinada, inspirada en un edificio de la época fascista italiana, en la que se reflejará ese gong del que hablaba Camus y el enorme espejo en el que cada uno irá enfrentando su propia imagen.

“Ojo”, advierte Mario Gas, “este Calígula no es solo el retrato de un tirano y un déspota, de un emperador que gobernó desde el año 37 hasta el 41. Es evidente que es la encarnación de un poder químicamente malo, pero no es un déspota en sí mismo. Es el reflejo de la sociedad que le rodea. Lo fácil es decir que Calígula era un loco o un esquizofrénico. Lo que late debajo de este personaje es un estado de ánimo profundo, una melancolía que le lleva a reconocer su equivocación absoluta”. Estrenada en 1945, Calígula recoge, en palabras de su director, todo el compromiso y la especulación sobre el poder, la caducidad del amor, la corrupción y las castas, la insatisfacción humana y la reflexión sobre el existencialismo que invade la literatura de Albert Camus. “Con el Calígula de Camus se da paso a toda una serie de arquetipos de tiranía, monstruosidad y arbitrariedad que hemos conocido a lo largo de la historia”, añade Gas (Montevideo, Uruguay, 1947).

No es una crónica histórica, sino un exhaustivo recorrido en torno a la reflexión de la existencia. El propio Camus sugirió en sus acotaciones que no aparecieran tocas romanas y que la obra se pudiera representar bajo cualquier contexto histórico, excepto con el Imperio Romano. Es así un montaje que se despega de los hechos reales para establecer un arquetipo de una actitud existencial, vital y torcida muy determinada. “No olvides que su voluntad es la de cambiar el mundo”, advierte el director a Pablo Derqui, en pleno combate en el escenario con ese energúmeno e iluminado emperador que somete al terror a sus patricios y a su pueblo. Es la segunda vez que Derqui trabaja con Mario Gas, tras su encuentro hace ocho años con La muerte de un viajante, de Arthur Miller. Se tenían ganas. Derqui asegura que Mario Gas es un hombre de teatro “con mayúsculas”, y este asegura que un personaje como Calígula “necesita de un actor muy versátil, capacidad de cambio y potencia interpretativa”.

Pablo Derqui (Barcelona, 1976) se estrena con este montaje en el teatro romano de Mérida, todo un icono en la dramaturgia clásica, en el que Calígula ha sido representado seis veces desde 1963. La inquietud del actor por el escenario va a la par de las ganas y la fascinación. Las mismas con las que se enfrenta a Calígula, un personaje mítico por el que han pasado grandes actores. “Es verdad que la lupa puede ser algo más cruel, pero los miedos a la hora de hacer un papel de estas dimensiones más que bloquearme me alientan”, asegura el actor en un descanso del agotador ensayo. Ha salido a fumar a la calle y a beber agua antes de explicar que la felicidad para Calígula es solo un velo. “Ante la disfunción de que el amor no es nada, de que todo es mentira, que nada dura y que la muerte llega cuando llega, este emperador poderoso se va encaminando a un lento suicidio. Su gran error fue que acabó negando al hombre y al mundo y eso le llevó a negarse a sí mismo. Es su final”, reflexiona el actor.

Y si no puede alcanzar la luna, ¿para qué sirve la existencia? Para nada, como el amor. Calígula, convencido de que ha escrito su vida con renglones torcidos, busca así a gritos a su propio verdugo, a alguien que acabe con él. “Todavía estoy vivo”, advierte ya herido de muerte. Una clara advertencia vital de que todo sigue.

Siete montajes en el gran teatro romano

La 63ª edición del Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, la sexta que gestiona y dirige Jesús Cimarro, acogerá entre el 5 de julio y el 27 de agosto un total de siete montajes teatrales que se representarán en el teatro romano de la ciudad extremeña, un majestuoso escenario al aire libre de 50 metros de embocadura y un aforo para 3.000 personas.

La Orestiada, dirigida por José Carlos Plaza. Esta tragedia de Esquilo, en versión de Luis García Montero, contará en el reparto con Ana Wagener, Roberto Álvarez y Amaia Salamanca, entre otros. Del 5 al 9 de julio.

Calígula. La obra de Albert Camus está dirigida por Mario Gas y protagonizada por Pablo Derqui junto a Mónica López . Del 12 al 16 de julio.

Troyanas. Carme Portaceli, actual responsable del Teatro Español, dirigirá esta obra de Eurípides en versión de Alberto Conejero. En el reparto figuran, entre otros, Aitana Sánchez Gijón y Ernesto Alterio. Del 19 al 23 de julio.

Séneca. Obra de Antonio Gala, en versión y dirección de Emilio Hernández. Interpretada por Carmen Linares, Antonjio Valero, Diego Garrido y otros. Del 26 al 30 de julio.

La Bella Helena. De Jacques Offenbach. Dirigida por Ricard Reguant y protagonizada por un largo reparto, en el que figuran, entre otros, Rocío Madrid, Cata Munar o Pablo Romo. Del 2 al 6 de agosto.

La comedia de las mentiras. Inspirada en la obra de Plauto, este montaje cuenta en la dirección con Pep Anton Gómez y en la actuación con Pepón Nieto, María Barranco o Paco Tous. Del 9 al 15 y del 18 al 20 de agosto.

Viriato. De Florián Recio. Dirigida por Paco Carrillo e interpretada por Fernando Ramos, Jesús Manchón o Juan Carlos Tirado. Del 23 al 27 de agosto.

 

3 julio 2017 at 10:32 am Deja un comentario

Ocho estrenos absolutos en los teatros romanos de Andalucía

La programación para los coliseos de Málaga, Baelo Claudia e Itálica incluye 67 funciones

Rafael Álvarez ‘El Brujo’, en un momento de ‘El asno de oro’. COMPAÑÍA EL BRUJO

Fuente: ESPERANZA CODINA > Málaga  |  EL PAÍS
7 de junio de 2017

Más compañías, más funciones y más estrenos. El programa de artes escénicas en los coliseos andaluces pasa a denominarse Festival de los Teatros Romanos de Andalucía y en su quinta edición, que se cumple este verano, ha incluido 67 representaciones en los recintos de Málaga, Baelo Claudia (Tarifa, Cádiz) e Itálica (Santiponce, Sevilla), cifra un 30% superior a la del año pasado. 16 compañías, 11 de ellas andaluzas, participan en el circuito diseñado por la Consejería de Cultura, que se prolongará durante 10 semanas, entre el 27 de junio y el 2 de septiembre. Hay previstos ocho estrenos absolutos.

“Esta iniciativa se ha convertido en una de las citas indispensables en la oferta cultural del verano de nuestra comunidad”, ha subrayado Eduardo Tamarit, secretario general de Cultura, durante la presentación del evento en Sevilla. Para conmemorar el quinto aniversario del circuito, que arrancó en 2013 con siete compañías de teatro y 23 funciones, se instalará también en el mismo espacio una exposición fotográfica sobre los yacimientos arqueológicos y las obras que se representan en cada uno de ellos.

La temporada se inaugurará el próximo 27 de junio en el Teatro Romano de Málaga, que acogerá funciones durante seis semanas, y echará el telón el 2 de septiembre en Baelo Claudia. Tanto en este recinto como en Itálica, las obras se representarán a lo largo de cinco semanas. Para la jornada de apertura, se han proyectado sendos espectáculos especiales del Ballet Flamenco de Andalucía (en los teatros malagueño y gaditano) y de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla, en el escenario de Itálica. La programación incluye cuatro comedias, seis tragedias, la representación de La Odisea y El laberinto del Minotauro, pensadas para disfrutar en familia, y dos representaciones centradas en la figura de Trajano, con motivo del 19º centenario de su muerte.

El contenido completo del programa, así como el precio de las entradas, se puede consultar en www.juntadeandalucia.es/cultura/teatrosromanos. La obra El asno de oro, de la compañía de Rafael Álvarez El Brujo, está prevista en la agenda de los tres teatros. Algunos de los estrenos son Dido y Eneas, de Silencio Danza; La asamblea, de Andolini Producciones; y Amazonas, de Andanzas/TNT. El presupuesto del festival, a cargo de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales, asciende a 185.000 euros, cantidad a la que hay que sumar la movilización de medios técnicos y humanos, con 36 empresas implicadas en las labores de montaje o comunicación, entre otras.

Se trata de una “oportunidad excepcional para acercar nuestro patrimonio a la ciudadanía, llenándolo de vida, siempre desde la premisa de la conservación del espacio y de su entorno, logrando, además, una perfecta comunión entre el patrimonio histórico y las artes escénicas”, ha añadido Tamarit. La Consejería de Cultura fue pionera en 2013 en la puesta en marcha de un plan de estas características alrededor de los teatros romanos andaluces. En la última edición, la de 2016, se representaron 50 funciones de nueve compañías y se alcanzaron los 16.249 espectadores.

 

7 junio 2017 at 11:38 pm Deja un comentario

Granada: Afloran dos gradas del teatro romano de Guadix durante los trabajos de mantenimiento

También se han descubierto sillares de lo que podría ser la entrada oriental

Los trabajos de mantenimiento se han iniciado tras los meses de invierno. / IDEAL GUADIX

Fuente: JESÚS JAVIER PÉREZ > Guadix  |  Ideal Digital
3 de abril de 2017

Durante estos días, los restos del Teatro Romano Acci de Guadix se encuentran inmersos en un completo proceso de obras de mantenimiento destinadas a paliar los efectos de las últimas lluvias de invierno. Además de la retirada de hierbas y tierra, se está adecuando el itinerario de visitas. Pero la actuación principal es, sin duda, la re-excavación de la orquesta, un proceso que no se ha podido llevar a cabo durante los meses de noviembre a marzo debido a las condiciones meteorológicas.

Según explica el arqueólogo director del Teatro Romano, Antonio López, se han consolidado los taludes de la cavea. Y se ha iniciado la recuperación de la orquesta, un proceso que ha sacado a la luz restos de lo que serían una segunda y una tercera grada de la ima-cavea. Se está trabajando además en la definición de unos sillares que han aparecido en la parte más cercana a la catedral (junto al talud de contención) que podrían corresponder a la entrada oriental del teatro.

Unos trabajos y unos hallazgos que el concejal de Turismo, Iván López Ariza, valora muy positivamente puesto que permiten seguir avanzando en la puesta en valor de este importante recurso patrimonial, turístico y económico. Al tiempo que evidencian la importancia de estos restos y el buen grado de conservación de los mismos.

Más información sobre el teatro

El Teatro Romano de Guadix es uno de los símbolos vivos y de primer nivel de la época romana en la ciudad.

Fue descubierto de manera fortuita en 2007, durante la construcción de un parking público en la conocida como “Huerta de los Lao”, una de las huertas históricas de la ciudad medieval. Fue el comienzo de una bella historia.

El Teatro Romano de la Colonia lulia Gemella Acci es uno de los tesoros más impresionantes de la ciudad de Guadix, comparándose en importancia a los teatros de Mérida y Cartagena.

La decisión de fundar una colonia romana en el lugar que hoy ocupa Guadix la tomó Julio César, poco después de la batalla de Munda (marzo de 45 a.C.), para albergar en ella a los veteranos de la Legio Prima y la Legio Secunda. La instalación de la colonia a partir del 29-27 a.C. llevó implícito un programa constructivo, de tal calibre que, forzosamente dejó restos arqueológicos de consideración. A lo largo de las intervenciones arqueológicas desarrolladas en Guadix en los últimos 20 años se han comenzado a vislumbrar en distintos puntos de la ciudad elementos de la urbanística romana y parte de sus edificios monumentales, como termas, cloacas, casas e, incluso, los posibles cimientos de un templo.

El Theatrum de Guadix era un conjunto monumental de casi 6.000 m2 levantado en tiempos del emperador Tiberio, a principios del segundo cuarto del siglo I d.C Su construcción es reflejo de la propaganda imperial y surge ante la necesidad de ofrecer actividades de ocio a la población. Las representaciones eran sufragadas por los magistrados y ediles de la ciudad como parte de su cursus honorum (carrera política). El edificio estuvo en uso hasta finales del siglo III , cuando se abandona, y se convierte en cantera de materiales para otras construcciones. A finales del siglo XI, los musulmanes aún extraían sillares del frente escénico para usarlos como cimientos de las torres de la muralla medieval.

El teatro, del que se han excavado unos 2.000 m², se articulaba en torno a tres partes: la scaena (que engloba el escenario y todos los elementos y salas para el funcionamiento de las representaciones), la orchestra (espacio semicircular que separa el escenario del graderío, con un diámetro de 19,80 m y construida con base de sillares de arenisca de gran tamaño perfectamente encajados entre sí, sobre los que se dispondrían las losas de mármol y otros materiales suntuosos) y la cavea o graderío que, con un perímetro exterior de 73 metros, tendría capacidad para unas 4.000 personas. Según los estatus sociales de la época, así tomaban asiento dentro de la Cavea, incluso había una legislación sobre ello. La parte inferior y más próxima al escenario, estaba reservada para los miembros del Orden Ecuestre, la parte media reservada para ciudadanos libres y soldados y por último, en la parte alta del graderío o cavea se sentarían los esclavos, mujeres y otros grupos de baja condición social.

Tras el escenario se encontraba en una terraza inferior el porticus post scaenam, zona porticada de jardines de 50 metros de largo y una anchura de al menos 30 m. El sondeo realizado junto a la puerta occidental muestra como este espacio se abandonó de forma violenta en la segunda mitad del siglo I d.C a causa de una fuerte inundación que lo colmató con cuatro metros de barro. Por tal motivo, es probable que el interior se encuentre tal y como estaba en uso a finales del siglo I d.C, con los estanques, columnas y estatuas propios de estos lugares.

 

Guardar

3 abril 2017 at 9:31 pm Deja un comentario

Lucio Anneo Séneca: cumbre del estoicismo

Montaje de una obra de Antonio Gala sobre el filósofo cordobés

Escultura de Lucio Anneo Séneca. | G. NIMATALLAH / GETTY

Fuente: MANUEL HIDALGO > Madrid  |  EL MUNDO
1 de abril de 2017

El buen nombre de Séneca soportó, vivo y muerto, tremendas acusaciones: ambicioso, servil, adulador, inconsecuente, desagradecido, conspirador, corrupto, codicioso, adúltero y cómplice de tiranos. El prestigio de su sabiduría y la trascendencia de su obra filosófica y literaria, situados en el terreno de la apología de la virtud y de la iluminación del comportamiento moral, chocaron con las imputaciones o las contradicciones señaladas desde el principio por historiadores romanos como Tácito, Suetonio o Plinio el Viejo, que no dieron una visión unívoca del personaje.

En la herida de esas contradicciones hurgó Antonio Gala en 1987 cuando escribió Séneca o el beneficio de la duda, pieza teatral refrescada y puesta al día ahora, con mayor vivacidad y alcance, por Emilio Hernández en el Teatro Valle-Inclán (CDN).

Séneca fue la figura más relevante de la filosofía estoica, inaugurada 300 años antes por el chipriota Zenón de Citio, contemporáneo y detractor de Epicuro y del epicureísmo. Su aportación se inscribe en la llamada etapa posterior del estoicismo, protagonizada no ya por griegos -excepto Epícteto-, sino por pensadores romanos: el propio Séneca y el emperador filósofo, Marco Aurelio, cuyas Meditaciones siguen compitiendo en popularidad con el pensamiento, disperso en varias obras, del filósofo cordobés.

El estoicismo, “ciencia de las cosas divinas y humanas” -según Johannes Hirschberger-, tuvo tres campos principales: la lógica, la física y la ética. Aunque Séneca escribió de infinidad de cuestiones, su aportación principal tuvo lugar en el terreno de la ética, tratando de prescribir las normas y modos de actuar, lejos del vulgo y los vicios, para cuidarse de uno mismo, ser útil a los demás y tener un buen vivir sin temer la inexorable llegada de la muerte.

Séneca fue condenado dos veces a muerte, una por Calígula y la otra por Claudio. Calígula se conformó con que Séneca, ya brillante senador con Tiberio, se retirara de la vida pública. Claudio vio en él a un detractor peligroso y le acusó -se dice que azuzado por su esposa Mesalina– de haberse acostado con una hermana de Calígula. Le perdonó, finalmente, la vida y lo desterró a Córcega. A los ocho años, Claudio -esta vez reconvenido por su nueva esposa, Agripina la Menor– no sólo le permitió regresar a Roma, sino que le confió la tarea de educar a Nerón, hijo de un matrimonio anterior de su mujer, quien, finalmente, se quitó de en medio a Británico -hijo biológico de Claudio- y logró que Nerón fuera proclamado, a los 17 años, emperador, el último de la dinastía Julio-Claudia. Estamos en el año 54 después de Cristo, y Séneca, elevado por Nerón a la categoría de consejero de gobierno, tiene unos 58 años.

Lucio Anneo Séneca había nacido en Córdoba, cabeza de la Hispania Ulterior, en el seno de una familia culta y acomodada de origen romano. Su padre, Marco Anneo Séneca, conocido como El Retórico, fue un gran orador y escritor. Su madre, Helvia, emparentada con Cicerón, era una mujer muy instruida a la que escribiría una de sus tres consolaciones -las otras dos fueron a Polibio y a su tía Marcia-, de la que Hernández ha incluido algún fragmento en su montaje.

Séneca tuvo dos hermanos, Galión y Mela, también notables. Galión fue procónsul de Acaya y optó por dejar libre a San Pablo cuando lo trajeron a su presencia acusado de ir contra los dioses romanos. Mela fue el padre del gran poeta épico Lucano.

Se dio la calamidad de que Galión, Mela, Séneca y Lucano se suicidaron por orden imperial. Séneca y su sobrino Lucano fueron conminados a suicidarse por Nerón por el mismo motivo: haber participado presuntamente en la conjura de Pisón para asesinarle.

Nerón ya no era el que fue. Quo vadis aparte, Nerón fue un hombre bien preparado por Séneca, poeta, músico y amante de las bellas artes, que, al menos durante sus primeros años como emperador -que coinciden con el tiempo en el que el filósofo tuvo mucho poder-, fue un buen gobernante. Después se le fue yendo la olla, se convirtió en un tirano y veía enemigos -que los tenía, claro- por todas partes.

En el año 59, Nerón se cargó a su madre, Agripina, y en el 64 se produjo el incendio de Roma, cuando el emperador estaba enfrascado en la persecución de los cristianos. Nerón había escuchado los rumores que acusaban a Séneca de haberse acostado con su madre -cosa que había hecho él- y los comentarios sobre su gran fortuna. Ya le había apartado de su lado años atrás, pero temía sus juicios. Así que le acusó de conspirar contra él y le ordenó que se suicidara. Corría el año 65.

Séneca -entonces casado con Paulina, su segunda y joven mujer- se cortó los brazos y las piernas. Como se desangraba muy lentamente, bebió cicuta como Sócrates. Pero tampoco dio resultado. Pidió que lo metieran en una bañera de agua muy caliente y, según parece, los vapores lo asfixiaron, ya que padecía asma desde niño. Esta escena está muy bien contada por el enciclopedista Denis Diderot, gran defensor del filósofo, en su beligerante Vida de Séneca y ha sido inmortalizada por Rubens, David y el pintor español del XIX Manuel Domínguez Sánchez.

Tutelado por su tía Marcia, Séneca se formó en Alejandría durante unos 15 años, impregnándose del antiguo pensamiento estoico y pitagórico. Editorial Gredos ha publicado la práctica totalidad de su obra: sus Diálogos, sus Cuestiones naturales y, sobre todo, sus 124 Epístolas a Lucilio, la biblia de su ideario. Y también –Medea, Edipo, Fedra…- sus 10 u 11 violentas y expresionistas tragedias. Si sus ideas -absorbidas y reorientadas por muchos pensadores cristianos- han nutrido a los más importantes filósofos de todos los tiempos, su teatro no es ajeno al de Shakespeare y fue ensalzado por alguien tan rupturista como Antonin Artaud.

 

2 abril 2017 at 8:55 am Deja un comentario

Educación convoca el XII Concurso Nacional de Teatro Clásico Grecolatino de los centros docentes

El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha convocado la duodécima edición del Concurso Nacional de Teatro Clásico Grecolatino de los centros docentes, una iniciativa con la que busca “difundir la lectura y la representación teatral de las obras clásicas grecolatinas, los valores del mundo clásico y su vigencia en el mundo actual”.

La final del año pasado se celebró en el teatro de Mérida. Foto: Salamanca24horas.com

Fuente: EUROPA PRESS  |  EL PERIÓDICO
31 de marzo de 2017

Así lo ha dado a conocer este viernes 31 de marzo el departamento que dirige Iñigo Méndez de Vigo, que ha precisado se podrá participar en dos modalidades distintas. La primera, destinada al montaje y representación de obras teatrales de la tradición clásica griega y latina, para alumnos de Educación Secundaria de centros públicos y privados (Tragedia griega/latina y comedia griega –20 alumnos máximo– o comedia latina –12 alumnos máximo–) y, una segunda, a través de representaciones breves, originales o adaptadas, de fábulas, textos dramáticos, mitológicos o históricos, destinada a alumnos de Educación Secundaria Obligatoria (12 alumnos máximo).

Respecto a la primera modalidad, el Ministerio ha detallado que las obras deberán ser de autores clásicos griegos y latinos y la representación de la obra tendrá una duración de entre 45 y 65 minutos. También ha indicado que, en la segunda, las obras además de autores griegos o latinos, podrán estar inspiradas en obras o temas de la Antigüedad Clásica y tendrán una duración de entre 15 y 20 minutos.

En relación con la solicitud de participación, ha explicado que se deberá realizar por parte del centro educativo a través de la Oficina Virtual del Ministerio (https://sede.educacion.gob.es sección ‘Trámites y servicios’), entre el 1 y e 30 de abril.

De esta forma, en la categoría de tragedia griega/latina o comedia griega, el Ministerio ha establecido un primer premio de 8.000 euros y un segundo de 3.000 euros; en la categoría de comedia latina, un primer premio de 6.000 euros y un segundo de 2.000 euros; y en la categoría de representaciones breves, un primer premio de 4.000 euros y un segundo de 1.000 euros. En la final, participarán seis grupos, dos por cada modalidad.

Finalmente, el Ministerio ha asegurado que, con este concurso, quiere apoyar “el valor pedagógico de los montajes teatrales, incrementar el conocimiento y valoración de la tradición grecolatina en los centros educativos y favorecer su difusión entre toda la comunidad escolar, como referente para la práctica docente”.

 

31 marzo 2017 at 8:59 pm Deja un comentario

Seis estrenos absolutos en el LXIII Festival de Teatro Clásico de Mérida

El certamen, que se desarrollará del 5 de julio al 27 de agosto, se inaugurará con «La Orestiada», dirigida por José Carlos Plaza

Una imagen de «Séneca», de Antonio Gala – MarcosGPunto

Fuente: ABC
29 de marzo de 2017

El Festival de Teatro Clásico de Mérida celebrará entre el 5 de julio y el 27 de agosto su sexagésima tercera edición en el Teatro Romano de la capital extremeña. Siete montajes, seis de ellos estrenos absolutos, y un concierto, constituyen la oferta del certamen. A ello hay que sumar otros espectáculos en los teatros romanos de Medellín, Regina y por primera vez Cáparra, en la provincia de Cáceres, y los diversos espacios de la ciudad de Mérida donde se desarrolla la amplia programación off con más teatro, cine, conferencias, exposiciones, talleres y pasacalles, entre otras actividades.

Según el festival, esta edición, la sexta consecutiva que dirige Jesús Cimarro a través de Pentación Espectáculos, continúa la apuesta por la nueva creación, con textos inéditos y originales jamás representados en Mérida, como «Séneca» o «La comedia de las mentiras», y nombres emergentes o consolidados del teatro contemporáneo nacional y nuevos en el Teatro Romano emeritense, como el dramaturgo Alberto Conejero o los actores y actrices Ana Wagener, Diego Garrido, Pablo Derqui, Amaia Salamanca, Alba Flores y Ricardo Gómez, entre otros.

Programa Off

El Off de esta edición, «cuyas intervenciones sirven para divulgar la cultura clásica a través de acciones lúdicas y artísticas», incluye este año algunas novedades, según los responsables del certamen. Además de las habituales representaciones teatrales de pequeño formato en otros escenarios de la ciudad, proyecciones cinematográficas, conferencias, exposiciones, un nuevo campo de trabajo, nuevos cuentaclásicos para los niños, otra clase magistral, la programación paralela se enriquece este año con nuevos talleres formativos y un encuentro internacional sobre la igualdad en el mundo de la cultura.

La programación Off Agusto en Mérida es una iniciativa, coproducida y dirigida por TAPTC? Teatro y el Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida, que contribuye a revitalizar espacios arqueológicos de la ciudad como el Templo de Diana, el Pórtico del Foro y las Termas de calle Pontezuelas, devolviendo a estos escenarios la cultura clásica grecolatina durante los meses de julio y agosto.

En este programa se verán títulos teatrales como «Edipo y Los Labdácidas: ¡qué familia!», «Los suplicantes», «Agamenón», «Minotauro» y «Los gemelos de Híspalis y Emérita Paz». Y dentro de la programación Cinema Aestas, que estará dedicada a la aventura de la infancia, se proyectarán en el Pórtico del Foro todos los lunes las películas «Kubo y las dos cuerdas mágicas», «Midnight special», «Lobo», «Sing Street», «El niño y la bestia», «Las furias» y «La madre».

Conferencias y encuentros

Además se celebrará el Ciclo de Conferencias «Encuentro con los clásicos», que un año más coordinará el catedrático de la Universidad de Extremadura Santiago López Moreda.

Este año se complementará con el Encuentro Internacional sobre «La construcción de la ciudadanía en el teatro clásico griego, sus personajes divinos y humanos». El encuentro tendrá lugar del 19 al 21 de julio y reunirá en Mérida a figuras del teatro y de la cultura, especialistas y estudiosos nacionales e internacionales, como Carme Portaceli, Anna Caballé, Laura Freixás, Juan José Sánchez Tamayo, Ana de Miguel, Thierry Roisin, Margarita Borja (coordinadora del encuentro), Anne Grummet, Christine Hamilton, Charo Feria y Carmen Magallón, entre otros.

El encuentro está organizado de forma conjunta con Clásicas y Modernas, Asociación para la Igualdad de Género en la Cultura y cuenta con la colaboración de la Fundación SGAE y el Instituto Francés. También tendrá lugar el tercer Campo de Trabajo Internacional en coordinación con el Instituto de la Juventud de la Junta de Extremadura.

Este año se continuará con la actividad iniciada el año pasado para los más pequeños denominada Cuentaclásicos que ofrecerá a los niños cuentos inspirados en la mitología clásica con el objetivo de acercar la cultura clásica al público infantil y captar para el teatro el público del futuro. La actividad se desarrollará todos los domingos de julio y agosto en la plaza de España de Mérida.

Formación

La formación en cultura clásica y teatro, como una forma de profundizar en el conocimiento clásico y escénico, es una de las motivaciones de la dirección del Festival. Por ello, a las representaciones teatrales de agosto en Mérida que son el colofón de los talleres formativos de TAPTC? Teatro, al campo de trabajo juvenil y otros veinte talleres que se desarrollarán por la geografía extremeña, se vuelve a programa por segundo año consecutivo una clase magistral. Este año será impartida por el dramaturgo y poeta Alberto Conejero y versará sobre «Mecanismos teatrales de lo trágico: de los griegos a nuestros días». Se impartirá los días 25 y 26 de julio.

Además, del 7 al 9 y del 21 al 23 de julio, se impartirá el Taller de Canto aplicado al teatro musical: On the way to the forum. Pedro Pérez y Leandro Martínez-Romero, profesores de la Escuela Superior de Arte Dramático de Murcia serán los encargados de este taller formativo.

Todos los sábados del Festival, previo al inicio de la función, un pasacalles inundará de teatro y amenizará todo el centro de la ciudad de Mérida. En esta ocasión la compañía extremeña Escalera de Tijeras escenificará la liberación por Hades de diversos monstruos para sembrar el caos en la Tierra y el Olimpo. Será misión de Atenea en su cuadriga, con la ayuda de Hércules y Perseo, capturar a estos monstruos del averno y devolverlos a su prisión. El pasacalle podrá verse los sábados 8, 15, 22 y 29 de julio y 5, 12, 19 y 26 de agosto a las 21 horas.

Exposiciones

Siguiendo la estela de anteriores ediciones, el Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida colabora en 2017 en la organización de la exposición «Mulieres. Mujeres en Augusta Emerita», que podrá verse en el Museo Nacional de Arte Romano de Mérida de julio a diciembre. La exposición pretende mostrar el papel de la mujer en la cultura romana a través de piezas y texto.

Además, en la Sala de Exposiciones Santa Clara, sede del Festival, podremos ver un repaso en imágenes por la trayectoria en el Festival de la compañía de teatro emeritense TAPTC? Teatro, que cumple 30 años de vida.

Programa en el Teatro Romano

«La Orestiada», de Esquilo. Versión de Luis García Montero. Dirección: José Carlos Plaza. Intérpretes: Ana Wagener, Juan Fernández, Roberto Álvarez, Amaia Salamanca, Ricardo Gómez, María Isasi y Alberto Berzal. Del 5 al 9 de julio.

«Calígula», de Albert Camus. Dirección: Mario Gas. Intérpretes: Pablo Derqui, Borja Espinosa, Mónica López y Bernart Quintana. Del 12 al 16 de julio.

«Troyanas», de Eurípides. Versión de Alberto Conejero. Dirección: Carme Portaceli. Intérpretes: Aitana Sánchez Gijón, Ernesto Alterio, Alba Flores, Maggie Civantos, Pepa López, Míriam Iscla y Gabriela Flores. Del 19 al 23 de julio.

«Séneca», de Antonio Gala. Dirección: Emilio Hernández. Intérpretes: Diego Garrido, Carmen Linares, Esther Ortega, Eva Rufo, José Luis Sendarrubias, Aka Thiemele, Antonio Valero, Ignasi Vidal y Carolina Yuste. Del 26 al 30 de julio.

«La bella Helena», de Jacques Offenbach. Versión de Miguel Murillo y Ricard Reguant. Dirección: Ricard Reguant. Gisela, Cata Munar, Rocío Madrid, Miriam Queba, Clara Alvarado, Tamara Agudo, Leandro Rivera, Roger Pera, José Antonio Moreno, Joan Carles Bestard, Pablo Romo, Javier Pascual y Mikel Hennet. Del 2 al 6 de agosto.

«La comedia de las mentiras», de Plauto. Versión de Pep Antón Gómez y Sergi Pomermayer. Dirección: Pep Antón Gómez. Intérpretes: Pepón Nieto, María Barranco, Canco Rodríguez, Paco Tous, Raúl Jiménez, Angie Fernández y Marta Guerras. Del 9 al 15 y del 18 al 20 de agosto.

Concierto de Arcángel, Las Nuevas Voces Búlgaras y Ana Moura. 17 de agosto.

«Viriato», de Florián Recio. Dirección: Paco Carrillo. Intérpretes: Fernando Ramos, Ana García, Pedro Montero, Manuel Menárguez, David Gutiérrez, Jesús Manchón, Juan Carlos Tirado, Paca Velardiez y José Francisco Ramos. Del 23 al 27 de agosto.

 

29 marzo 2017 at 6:24 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

julio 2017
L M X J V S D
« Jun    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente