Posts filed under ‘Grecia’

Encuentran una impresionante estatua de Afrodita durante las obras del metro en la ciudad griega de Salónica

Según ha dicho el responsable de la compañía de metro, “esta Afrodita es, probablemente, el hallazgo más bello de los más de 300.000 que han sido descubiertos durante las obras”. Además, también han aparecido restos de mosaicos del siglo VI en perfecto estado.

La estatua de afrodita hallada | Facebook | Yannis Mylópulos

Fuente: EFE – Madrid  |  La Sexta
21 de febrero de 2018

Una estatua de Afrodita de belleza extraordinaria ha sido hallada durante los trabajos para la construcción del metro de Salónica, la segunda ciudad más grande de Grecia en el norte del país, anunció el presidente de la compañía Atikó Metro, Yannis Mylópulos.

“Esta Afrodita sin cabeza es probablemente el hallazgo más bello de los más de 300.000 que fueron descubiertos durante los trabajos de construcción”, anunció Mylópulos en su cuenta personal de Facebook.

Los detalles del este nuevo descubrimiento serán presentados en una conferencia conjunta de la empresa constructora Atikó Metro y la dirección de arqueología de Salónica. La estatua fue encontrada durante las excavaciones en el subsuelo del centro de la ciudad, en las cercanías de la iglesia bizantina de Santa Sofía.

En el mismo lugar aparecieron recientemente unos mosaicos del siglo VI, en perfecto estado de conservación, también durante las obras de construcción del metro. Los hallazgos arqueológicos son una de las principales razones del retraso de la construcción del metro de Salónica, que comenzó en 2006 y cuya conclusión estaba inicialmente prevista para comienzos de 2013. Con retrasos similares se enfrentó también el metro de Atenas, algunas estaciones de las cuales exponen las piezas arqueológicos halladas ‘in situ’.

 

Anuncios

21 febrero 2018 at 8:13 pm Deja un comentario

Cómo eran los robots y los cines que ya existían en la antigua Grecia

 

Fuente: Dalia Ventura  |  BBC Mundo
17 de febrero de 2018

Clitemnestra, amante de Egisto, quien trató de matar a Orestes cuando era niño, mata a su esposo Agamenón. Orestes vuelve a matar a su madre y a su amante… ¡la vida no era sencilla en la Antigua Grecia!

Clitemnestra, la esposa de Agamenón, lo mata poco después de su llegada triunfal de Troya. Orestes, el hijo de ambos, llega a vengar la muerte de su padre y mata a su madre. Pero ahora, él mismo está a punto de convertirse en otra víctima de un asesinato de honor.

¿Cómo terminará esta historia de venganzas sin final?

Cuando los relatos se complicaba mucho y no parecía haber salida, los antiguos griegos tenían una solución, a la que el filósofo Aristóteles llamó deus ex machina.

Quizás el concepto te sea familiar: así se conoce al artificio literario que introduce un elemento, personaje o fuerza externa que no tiene mucho que ver con la lógica interna de la trama para solucionar el problema.

El deus en este caso -el de “La Orestíada” de Esquilo- es Apolo, quien salva a Orestes y declara que un juicio pondrá fin al baño de sangre de generaciones que ha plagado a la familia.

Pero, ¿cómo era la machina misma?

Porque aunque con el tiempo la frase se volvió metafórica, en la antigua Grecia era lo que su nombre indicaba: un dios en una máquina.

Y alguien que sabe cómo era esa máquina es Konstantinos Kotsanas.

“La danza mágica”, cuyo mecanismo hacía que se movieran las figuras de abajo. (Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas).

El ingeniero mecánico no sólo es un apasionado de la tecnología de la antigua Grecia sino que, notando que a diferencia de la Filosofía, las Bellas Artes y la Ciencia, la contribución de sus antepasados en este campo no es tan conocida, no se conformó con convertirse en un perito y dictar conferencias.

Lejos de eso.

A costo propio, y con exhibiciones personales, Kotsanas ha fundado hasta la fecha tres museos que alojan aproximadamente 450 modelos funcionales de inventos griegos antiguos.

Es decir, basándose en descripciones de los aparatos que aparecen en textos de la época, recreó las máquinas que se usaban en ese entonces.

Hay desde las más sencillas -como la deus ex machina- hasta aquellas creadas por Arquímedes y el prodigioso mecanismo de Anticitera.

A Kotsanas le pedimos que escogiera -aparte de esas- tres máquinas de todas las que ha recreado: la que más lo sorprendió, la que lo maravilló y la que más lo divirtió.

Sorprendente

La primera elección de Kotsanas concuerda con su objetivo de “demostrar que la tecnología justo antes del final del mundo griego antiguo era extremadamente similar al comienzo de nuestra tecnología moderna“.

El sirviente automático de Philon. (Foto cortesía del Museo Kotsanas)

El sirviente automático de Philon es el primer robot operativo de la humanidad… Es más que sorprendente: ¡es un logro! ¡Una verdadera innovación!”, le dijo a BBC Mundo.

Tenía forma humana y en su mano derecha sostenía una jarra de vino. Cuando le ponían una copa en la palma de la mano izquierda, automáticamente vertía vino primero y luego agua, mezclándolos si se deseaba.

¿Cómo lo lograba?

Ilustraciones del Museo Kotsanas en Atenas.

1. Dentro del ‘sirviente’ había dos contenedores herméticos (con vino y agua, respectivamente). En su parte inferior, dos tubos que llevaban su contenido a través de su mano derecha hasta el borde de la jarra de vino. Cuando la copa se coloca en la palma, su mano baja y los tubos de la articulación se levantan. El orificio de una tubería está alineado con el tubo de aire del contenedor de vino, el aire ingresa al contenedor y el vino fluye desde el tubo hacia la copa.

2. Cuando la copa de vino está medio llena, la mano (debido al peso) desciende más, el paso del tubo de aire de vino se obstruye y el flujo se detiene. Al mismo tiempo, el otro tubo se alinea con el tubo de aire del recipiente de agua y comienza a fluir, diluyendo así el vino.

3. Cuando la copa está llena, la mano (debido al peso) desciende más, el paso del tubo de aire con agua se obstruye y el flujo se detiene.

4. Además, si se retira la copa en cualquier momento, la mano izquierda se eleva, los tubos de la articulación descienden, cortando las tuberías de aire, creando vacío en los contenedores y deteniendo el flujo de líquido.

Maravilloso

En cuanto a la máquina que mejor ilustra cuán maravilloso es la tecnología de los antiguos griegos, para Kotsana “sin duda es el teatro automático de Garza de Alejandría, el llamado ‘cine’ de los antiguos griegos”.

“Los antiguos griegos tenían exactamente las mismas necesidades que nosotros. Cuando se trata de entretenimiento, buscaban una historia con elementos de gran estética y sorpresa”.

En este caso esa historia es “una serie de la Guerra de Troya y los diferentes episodios describen el mito de Nauplio”, explica Kotsanas.

¿Cómo? Con una máquina que “contiene 32 mecanismos, muestra una historia y tiene imagen en movimiento“, detalla.

El teatro automático de Herón de Alejandría. (Foto cortesía del Museo Kotsanas).

Fíjate en la parte de abajo de esta la imagen, en el pie del pedestal, en el medio de la parte roja, puedes ver una cuerda: el único movimiento manual que se requería para hacer funcionar el teatro automático era halar esa cuerda… y la historia empezaba (y sigue haciéndolo de igual manera en el modelo que hizo Kotsanas).

Entre las escenas, las puertas del teatro se abre y se cierran. (Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas).

En la primera escena, aparecen los aqueos reparando sus barcos -las figuras se mueven mientras martillan o serruchan, y se escuchan los sonidos que hacen las herramientas.

(Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas)

En la segunda y tercera escena, empujan los barcos al mar. En la tercera, van navegando de derecha a izquierda del la imagen, mientras los delfines saltan a su lado. El mar se va poniendo más picado.

(Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas)

En la cuarta escena, Nauplio, parado en un promontorio, con una antorcha encendida, envía una señal falsa a los aqueos instigado por la diosa Atenea.

(Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas)

En las últimas escenas, se ven los restos dispersos de los barcos naufragados y Aeas nadando en el mar. Atenea aparece (como deus ex machina), cruza el escenario y desaparece. Mientras se escuchan rayos y truenos, la figura de Aeas se pierde.

(Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas)

Divertido

Para Kotsanas, la máquina más entretenida es sin duda el “pájaro gorjeador y el búho giratorio”.

Se trata del autómata hidráulico de Filón.

“Los pájaros están cantando pero cuando el búho se vuelve hacia ellos, les da miedo y detienen su hermosa canción. Cuando el búho se aleja de ellos, comienzan a cantar otra vez”.

Cuando el búho esta de espaldas, los pájaros cantan; cuando el mecanismo hace que se voltee y los mire, los pájaros se callan. (Imagen cortesía del Museo Katsanos de Atenas).

“Vale la pena mencionar que esta pieza está a la entrada del Museo Kotsanas en Atenas, de manera que a lo largo de toda la calle Pindaru, en el corazón de la capital griega, se oyen el cantar de los pájaros. La gente nos dice que se siente como si la naturaleza estuviera floreciendo, aunque estemos en medio del invierno”, señala Kotsanas.

¿Y qué fue de deus ex machina, la máquina que traía un dios cuando todo se complicaba demasiado?

Pues aquí está: una sencilla palanca que hacía aparecer a los actores con roles divinos en el escenario.

Te la dejamos, en caso de que la necesites.

¡Siempre vale la pena tener un dios a la mano… uno nunca sabe cuándo lo va a necesitar, en la vida o en el teatro!

(Imagen cortesía del Museo Kotsanas de Atenas)

 

18 febrero 2018 at 2:26 pm Deja un comentario

Así trabajan en el único taller que puede copiar las grandes esculturas del arte clásico griego

Aunque existen multitud de copias de las principales esculturas del Arte Griego, solo un taller de Atenas cuenta con el certificado oficial para poder realizarlas. Este derecho exclusivo le ha sido concedido por el Ministerio de Cultura de Grecia.

En la imagen, un artista trabaja en una réplica de una estatua antigua de Higía, la diosa de la salud, en un taller de Atenas. Es el único centro del mundo que puede realizar copias de obras del arte clásico griego. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

Fuente: YAHOO Noticias
5 de febrero de 2018

Unas 50 personas, todas licenciadas en Bellas Artes, trabajan en este taller para recrear con exactitud una gran variedad de esculturas de la Antigua Grecia. Desde piezas de apenas unos centímetros hasta estatuas de Zeus de más de dos metros. Todas las figuras están realizadas con yeso y a escala real. Además, se pintan cuidadosamente a mano para imitar los tonos originales.

Las piezas son destinadas a la venta, aunque por el momento solo se pueden comprar en los principales museos y sitios arqueológicos de Grecia. Sin embargo, próximamente también se podrán adquirir a través de Internet.

Esta tienda y taller de Atenas cuenta con el derecho exclusivo de hacer las copias de las esculturas clásicas de la Antigua Grecia gracias a un permiso especial concedido por el Ministerio de Cultura del país heleno. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

En la fotografía, una copia de la Venus de Milo, la escultura del siglo II a. C. que representa a Afrodita, la diosa griega del amor, la belleza, el placer y la procreación. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Un equipo de unas 50 personas, todas ellas licenciadas en Bellas Artes, trabaja en el taller para realizar estas réplicas exactas. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

El equipo realiza copias de todo tipo de esculturas. Desde figuras de animales de apenas unos centímetros hasta grandes piezas de más de dos metros de altura. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Las piezas se venden exclusivamente en los principales museos y lugares arqueológicos de Grecia y los ingresos se destinan a la conservación del arte clásico heleno. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Sin embargo, próximamente también se podrán comprar estas esculturas a través de Internet. La ministra de Cultura de Grecia, Lydia Koniordou, anunció recientemente que en verano estará disponible la venta online. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Unas estatuillas cicládicas son embaladas en una caja para enviarse a su lugar de venta. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Las copias se realizan con moldes a escala real y en yeso, un material que no se contrae al secarse a diferencia de otros como la resina. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Además, las esculturas se pintan a mano cuidadosamente para imitar el tono de la pieza original, ya sea de metal, mármol, arcilla, marfil u otro material. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Las reproducciones pueden tardar en realizarse desde unos pocos días hasta dos meses, el tiempo que duró el fabricar la copia de esta estatua del siglo V a. C., dios del cabo Artemisio, que representa a Zeus o Poseidón. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

La estatua de Zeus o Poseidón es una de las principales obras que se puede contemplar en el Museo Arqueológico Nacional de Atenas. El precio de su copia alcanza los 3.000 euros. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Una copia de la cabeza de Alejandro Magno pasando por el procesamiento de color. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Uno de los artistas limpia la copia de una cabeza de Higía. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Los moldes se fabrican en los museos donde se guardan las piezas originales y todos se almacenan en el taller. Se conservan algunos incluso desde el siglo XIX. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

Un trabajador del laboratorio sujeta la copia de un kuros, un tipo de escultura que imperó en el Periodo Arcaico del arte griego. (Foto: Thanassis Stavrakis / AP).

 

6 febrero 2018 at 6:09 pm Deja un comentario

El imponente promontorio de Daskalio en Grecia era como una gran pirámide escalonada

Los arqueólogos se han sorprendido ante la sofisticación técnica de una civilización que es 1.000 años anterior a la de los palacios micénicos

Terrazas escalonadas. Terrazas escalonadas excavadas en el islote de Daskalio. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

Fuente: ALEC FORSSMANN  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
25 de enero de 2018

Daskalio es hoy un islote deshabitado del archipiélago de las Cícladas (Grecia), pero antiguamente era un promontorio en el oeste de la isla de Keros, unido a esta a través de un paso estrecho que desapareció debido a la subida del nivel del mar. Las últimas excavaciones arqueológicas en Daskalio han demostrado que este era un asentamiento más imponente y densamente ocupado de lo que se creía hasta ahora, “uno de los sitios más impresionantes del mar Egeo a comienzos de la Edad del Bronce, en el 3000 a.C.”, según explicó la semana pasada la Universidad de Cambridge, que ha dirigido las excavaciones con permiso del Ministerio de Cultura y Deporte de Grecia.

Las excavaciones arqueológicas están revelando la impresionante apariencia que debió de tener Daskalio: una serie de muros a modo de terrazas le daba el aspecto de pirámide escalonada, y en cada una de esas terrazas se erigían unas formidables estructuras de piedra reluciente, como si todo el promontorio fuera un gran monumento que emergía del mar. Tras excavar una magnífica escalera en las terrazas inferiores, los arqueólogos se han sorprendido ante la sofisticación técnica de una civilización que es 1.000 años anterior a la de los palacios micénicos. Un sofisticado sistema de drenaje, que indica que la arquitectura fue cuidadosamente planificada de antemano, está siendo investigado para saber si por ahí circulaban aguas limpias o residuales.

El promontorio de Daskalio debió de parecer un gran monumento que emergía del mar

La metalurgia, la tecnología novedosa más importante del III milenio a.C., parece que fue fundamental en Daskalio. Las nuevas excavaciones han sacado a la luz dos talleres metalúrgicos llenos de escombros propios de la metalurgia y otros objetos relacionados. En una de las habitaciones se ha descubierto un hacha de plomo con un molde utilizado para fabricar dagas de cobre, además de docenas de fragmentos cerámicos, entre ellos aquellas piezas usadas para impulsar el aire en el fuego y hacer subir la temperatura del mismo. Al final de la última campaña de excavaciones apareció en otra habitación un horno de arcilla intacto que indica la existencia de otra zona metalúrgica.

Escalera. Magnífica escalera excavada en las terrazas inferiores. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Paso estrecho. Escalera que conducía al paso estrecho que unía el promontorio de Daskalio con Keros. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Recipientes cerámicos. Recipientes cerámicos que se usaban para guardar grano o aceite. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Sello. Anillo que era utilizado como un sello. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Estatuilla de mármol. Estatuilla de mármol diminuta. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Molde. Molde para hacer una punta de lanza o una daga, de cobre o de bronce. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

Colin Renfrew. El arqueólogo británico Colin Renfrew, el codirector de la excavación, de la Universidad de Cambridge. Foto: Ministry of Culture and Sports, Greece

 

25 enero 2018 at 8:43 pm Deja un comentario

Descubren bajo una antigua ‘pirámide’ griega un complejo sistema de ingeniería

  • En el archipiélago de las Pequeñas Cícladas
  • Un grupo de arqueólogos de tres países han hallado proezas de la ingeniería bajo las terrazas del santuario piramidal del islote Daskalio

El islote de Daskalio / Cambridge Keros Project

Fuente: DIEGO MARIÑO  |  lainformacion.com
19 de enero de 2018

Hoy en día cuando se habla del archipiélago de las Pequeñas Cícladas en Grecia se le asocia a playas deslumbrantes, paisajes del mismo estilo y un remanso de paz. Las pequeñas islas que lo conforman son Iraklia, Schoinoussa, Koufonisia, Keros, Antikeros, Daskalio y Donoussa, todas ellas habitadas desde hace más de 4.000 años, ocupando un lugar importante en la historia de la humanidad tal y como se acaba de descubrir.

El enclave del hallazgo es el islote de Daskalio, de apenas 150 metros de diámetro, y que antaño estaba unido a la isla de Keros por una calzada en la actualidad desaparecida por la subida del nivel del mar.

En su estructura rocosa los hombres que habitaban la zona hace más de cuatro milenios crearon arte tanto por fuera como por dentro. Trasladaron mil toneladas de piedra blanca y tallaron una pirámide en una estructura más propia de un acantilado que de una isla. Sus terrazas eran perfectas y se construyeron escalones en sus pendientes para simular que la pirámide emergía del agua.

Este descubrimiento tuvo lugar hace más de una década, pero desde entonces los investigadores no han cesado en su búsqueda de nuevas pistas sobre el pasado. Esta misma semana, arqueólogos de la Universidad de Cambridge, el Instituto de Chipre y el Instituto de Antigüedades de Cícladas han hallado ‘arte’ también bajo la pirámide.

Bajo las terrazas se han encontrado proezas de la ingeniería y de los trabajos con metales. Por un lado, un complejo sistema de túneles de drenaje de agua y, por otro, dos talleres de metalistería con un hacha, un molde para forjar dagas de cobre y otros fragmentos de cerámica como un fuelle.

“Lo que hemos encontrado en términos de ingeniería y metalistería son los inicios de la urbanización”, explica Michael Boyd, codirector de las excavaciones representando a la Universidad de Cambridge, en declaraciones a ‘The Guardian’.

La pirámide, que se convirtió en santuario, se erigió en el epicentro de una gran comunidad en la que destacaron la producción artesanal y la agricultura, así como los avances arquitectónicos.

El hallazgo no hace más que poner de manifiesto la continúa ambición del hombre en el ámbito del progreso. Ahora solo falta conocer si la red de túneles de drenaje estaba destinada al paso de agua fresca o a la evacuación de aguas residuales.

 

20 enero 2018 at 11:36 am Deja un comentario

El extraño sistema político de Esparta: dos «reyes» con sangre de Hércules para gobernar a la vez

Los diarcas no se repartían el poder, sino que ambos ostentaban las mismas responsabilidades. Los dos reyes eran sacerdotes de Zeus, ambos eran jefes militares permanentes y en un principio podían salir de campaña juntos o por separado

Fuente: CÉSAR CERVERA  |  ABC
12 de enero de 2018

La monarquía espartana es uno de los escasos y extraños casos de diarquía en la antigüedad, esto es, un sistema en la que reinan a la vez dos personas, representantes de dos dinastías distintas. Un concepto que también aparece en Cartago e incluso en Roma, cuya herencia más evidente estuvo en los cónsules republicanos que gobernaban a la vez. Precisamente la batalla de Cannas (216 a. C), el mayor desastre militar de la historia romana, demostró las desventajas de tener el poder absoluto dividido entre dos personas. Eso sin mencionar lo irresistible que es para los que quieren medrar y conjurar en la Corte poder bascular entre dos bandos.

Como explica Nic Fields en su libro «La leyenda de los 300: Termópilas» (Osprey Ediciones), lo más peculiar del sistema político espartano estaba en su monarquía dual, con dos familias reales al frente del país. Los agíadas y los euripóntidas compartían antepasados comunes y cada uno tenía su propio rey, tal vez como remanente de dos tribus que se unieron y decidieron compartir el poder en otro tiempo. No obstante, la mitología griega relata que los dos primeros diarcos fueron Proeles y Euristenes, hijos gemelos del Rey Aristodemo, descendiente de Hércules, que reinaron juntos en Esparta ante la imposibilidad de distinguir quién era el mayor.

Leónidas I fue el 17.º rey agíada de Esparta.

Los diarcas no se repartían el poder, sino que ambos ostentaban las mismas responsabilidades. Los dos reyes eran sacerdotes de Zeus, ambos eran jefes militares permanentes y en un principio podían salir de campaña juntos o por separado, lo cual cambió por los problemas generados sobre el terreno. Con el tiempo se prohibió que los dos reyes dirigiesen a la vez al Ejército, de modo que uno se quedaría en la ciudad, mientras el otro salía en campaña militar.

Aristóteles definió así esta diarquía como un generalato hereditario y vitalicio. Pero que fuera hereditario no hacía de este sistema una monarquía en sí. El poder real descansaba realmente en una asamblea de guerreros, «apella», y en un consejo de ancianos, «gerousia», formado por los dos reyes y otros 28 miembros elegidos entre los espartanos de más de 60 años. En este sentido, estos dos órganos tenían capacidad para deponer o mandar al exilio a los reyes, si bien los diarcas espartanos se encargaron de mantener bajo su control ambas asambleas aprovechando sus victorias militares para aumentar poder. El frágil equilibrio entre las instituciones regulada por la Retra (le Ley suprema espartana) fue el demoninador común de este reino griego.

La diarquía más allá de Esparta

Otras potencias antiguas también emplearon fórmulas parecidas a la espartana, entre ellas Cartago, algunas tribus de Dacia y Germania) y la propia Roma. En los inciertos primeros años de la fundación de la ciudad, se estableció una diarquía entre el mítico Rómulo y Tito Tacio, instaurada tras la guerra de Roma con los sabinos. Esta monarquía dual se prolongó hasta el momento en el que Tacio fue muerto por una familia enemiga y Rómulo no intervino ni en su defensa ni para vengar a su compañero. Con la instauración de la República Romana, la diarquía pervivió en parte a través del sistema de dos cónsules que se alternaban a la cabeza del gobierno y del ejército. Una fórmula que a nivel militar resultó desastrosa a cuenta de que a veces los cónsules les preocupaba más destacarse frente a sus compañeros de gobierno, normalmente rivales políticos, que colaborar con ellos en pos de la Res publica.

El ejemplo de diarquía más conocido y cercana hoy es el del Principado de Andorra, cuyos gobernantes son el Presidente de Francia y el Obispo de Urgell. Un coprincipado vigente desde 1278, cuando se firmó el «Pariatge» entre el Obispo de Urgel y el Conde de Foix. Caso parecido al de la República de San Marino, gobernada en forma colegiada por dos Capitanes Regentes y el Reino de Swazilandia, cuyas cabezas de Estado son el Rey y su madre.

 

12 enero 2018 at 8:33 pm Deja un comentario

Una exposición en Grecia reúne los últimos hallazgos del naufragio de Antiquitera

Las piezas recuperadas el verano de 2017 se exponen en el interior de depósitos de agua, pues debido a su conservación se encuentran en la fase de desalinización

Hallazgo del disco de bronce. Hallazgo del disco de bronce que oculta la imagen de un toro. Foto: Brett Seymour, EUA, Argo 2017

Fuente: ALEC FORSSMANN  |  NATIONAL GEOGRAPHIC
9 de enero de 2018

La exposición temporal El naufragio de Antiquitera. La aventura continúa, hasta el 18 de marzo de 2018 en la Fundación Aikaterini Laskaridis, en El Pireo, el puerto de Atenas, reúne los últimos hallazgos realizados cerca de la isla griega de Antiquitera, donde en el siglo I a.C. se hundió una imponente nave cargada de reliquias griegas. Destacan las siguientes piezas, recuperadas el pasado verano: un misterioso disco de bronce que, observado con rayos X, contiene la imagen de un toro; un brazo de bronce y un pedazo de vestimenta de bronce, pertenecientes a unas estatuas que estarían bajo unas grandes piedras que rodaron debido a un evento sísmico violento; una losa de mármol rojizo que formaba parte de una mesa; y partes de las decoraciones de bronce de un elaborado mobiliario de madera. Estos hallazgos recientes se exponen en el interior de depósitos de agua, pues debido a su conservación se encuentran en la fase de desalinización.

Se exhibe el misterioso disco de bronce que oculta la imagen de un toro

La exposición, inaugurada el pasado 11 de diciembre por Prokopis Pavlópulos, el presidente de Grecia, reúne un total de 37 objetos, descubiertos gracias a las excavaciones realizadas desde 2014. Entre ellos el anillo de oro de la campaña de 2016, piezas de excepcionales vasos de cristal del cargamento del barco, además de restos del mismo barco, unos objetos que permiten reconstruir el célebre naufragio de Antiquitera. El diario de excavaciones de Lazaros Kolonas, el arqueólogo que supervisó las investigaciones desarrolladas en 1976 por el francés Jacques-Yves Cousteau y por arqueólogos griegos, es otro de los reclamos de la exposición, pues incluye descripciones detalladas e ilustraciones de los trabajos y hallazgos arqueológicos. El diario se exhibe junto a unos objetos asociados a la campaña de 1976, que fueron recuperados este año.

Disco de bronce. Una radiografía ha revelado la imagen de un toro en el disco de bronce hallado en septiembre de 2017. Foto: EUA

 

Tecnología subacuática. Cada hallazgo ha sido correctamente posicionado en un mapa digital mediante la tecnología subacuática GIS. Foto: Brett Seymour, EUA, Argo 2017

 

Detector de metales. Excavación subacuática con la ayuda de un detector de metales. Foto: Brett Seymour, EUA, Argo 2017

 

Hallazgos recientes. Dos de los hallazgos de septiembre de 2017: un brazo de bronce y un elemento de la vestimenta de una estatua de bronce. Foto: Aikaterini Laskaridis Foundation

 

Cerámica. Cerámica procedente del naufragio de Antiquitera. Foto: Aikaterini Laskaridis Foundation

 

Inauguración de la exposición. La exposición fue inaugurada el pasado 11 de diciembre por Prokopis Pavlópulos, el presidente de Grecia, y Lydia Koniordou, la ministra de Cultura y Deportes. Foto: Aikaterini Laskaridis Foundation

 

9 enero 2018 at 3:05 pm Deja un comentario

Entradas antiguas


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Twitter

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

febrero 2018
L M X J V S D
« Ene    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728  

Archivos

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente