Excavando una batalla naval de hace dos milenios

20 diciembre 2013 at 5:58 pm Deja un comentario

En el año 241 adC se encontraron dos flotas militares frente a la costa oeste de Sicilia, justo en el pico que mira a poniente. Casi 500 barcos de guerra de las dos potencias de la época se mecían sobre las olas. De un lado los casi 200 quinquerremes de la agresiva república romana, el poder creciente en el Mediterráneo, mandadas por Cayo Lutacio Cátulo. Del otro unos 250 barcos de la armada cartaginesa comandados por Hannón el Grande que pretendían llevar provisiones y guerreros a la sitiada ciudad de Lilibea, hoy Marsala, sitiada por los romanos. Las dos potencias llevaban varios años enzarzadas en una guerra sin visos de finalizar; la superioridad romana en tierra se veía contrarrestada por su poco conocimiento de las artes de la guerra naval, que sin embargo Cartago dominaba. Tras una derrota en Drépano y la tormenta que siguió Roma se había quedado prácticamente sin Armada, y sin dinero para construir una, pero en típica reacción patriótica los romanos de a pie costearon la construcción de más de 200 naves de guerra. El diseño, además, se adaptó e hizo más marinero; los nuevos barcos romanos ya no llevaban corvus, por lo que eran menos inestables. El cónsul Cátulo aprovecho el periodo de construcción para entrenar a remeros y guerreros; por primera vez en su historia Roma puso en el mar una flota bien pertrechada y entrenada. Cartago, en cambio, estaba algo confiada quizá, y peleaba por mantener sus últimas colonias en Sicilia. La mañana del 10 de marzo del 241 adC la flota cartaginesa abandonó su refugio en la costa para avanzar hacia Lilibea. Cátulo decidió atacar, aunque el mando efectivo lo tuvo su segundo, Quinto Valerio Falto; el cónsul había sido herido en una batalla anterior. El resultado fue la derrota cartaginesa, que sólo perdió la mitad de sus barcos gracias a un oportuno cambio de viento. Las pruebas están siendo encontradas y extraídas del fondo del mar hoy.


En efecto, un proyecto de investigación está localizando los restos de la batalla en el fondo del mar, entre 40 y 120 metros de profundidad. Primero hubo que descubrir el punto exacto, ya que la tradición posterior colocaba la batalla en un lugar próximo. Pero anécdotas de buzos locales y de pescadores permitieron encontrar el punto exacto, en las Islas Égadas, marcado por la presencia de decenas de anclas de plomo y piedra. Y hay mucho más: cascos, armas de bronce e incluso 17 espolones de los que los barcos romanos y cartagineses de la época llevaban en su proa. Los arqueólogos están encontrando los restos de los buques hundidos en aquella batalla, hace más de dos milenios, y cartografiando lo sucedido. El uso de nuevas tecnologías, como el sónar de barrido lateral, y los avances en técnicas de buceo y en robots submarinos están permitiendo analizar y excavar un campo de batalla milenario debajo del mar. Y de una batalla vital, además: tras la derrota de las Égadas Cartago perdió Lilibea y el resto de las ciudades sicilianas, y viendo perdida la guerra negoció con Roma la paz, dando por finalizada la Primera Guerra Púnica. Se dio así uno de los más importantes pasos hacia el Mare Nostrum, el dominio romano del Mediterráneo que se produjo mucho después, cuando finalmente Cartago fue destruida. Si los romanos hubiesen perdido esa batalla, quién sabe; igual estaríamos hablando en un idioma derivado del cartaginés y no del latín…

Fuente: Pepe Cervera | RTVE

Entry filed under: arqueología, cultura clásica, documentales, historia. Tags: , , , , , , .

Reinterpretando el significado de los monumentos romanos Aparece un Cupido del siglo IV en el yacimiento romano El Villar de Ablitas, en Navarra

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

diciembre 2013
L M X J V S D
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Archivos

RSS Blogs en Χείρων·Chiron

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente


A %d blogueros les gusta esto: