Archive for 20 marzo 2013

Localizado el hipódromo de Delfos

Importante descubrimiento. Lo ha anunciado el profesor Panos Valavanis

Auriga-Delfos

El Auriga de Delfos (474 a. C.), tal como se exhibe en el Museo Arqueológico de Delfos.

Fechado en el 590-580 a.C., es ciertamente el hipódromo griego más antiguo, y el segundo en importancia después del – hoy perdido – hipódromo de la antigua Olimpia. En Delfos compitieron con sus carros destacados dirigentes políticos, como Clístenes, tirano de Sición, y el tirano de Siracusa, Hierón. Aquí muy probablemente, además, participó y obtuvo la victoria en la carrera de carros de los Juegos Píticos del 474 a.C. el famoso Auriga, la estatua de bronce del Museo de Delfos.

El hipódromo de Delfos, un monumento buscado por los arqueólogos desde hace más de dos siglos, fue revelado hace un año por el profesor de Arqueología Clásica Panos Valavanis. El profesor dio una conferencia acerca de este importantísimo hallazgo el pasado jueves en la Universidad de Atenas, frente a una gran audiencia.

Según el profesor Valavanis, «‘Gonia’, el sitio sugerido para el hipódromo de Delfos, en el extremo oeste del olivar, a aproximadamente 1,5 kilometros al noreste de Itea, situado en paralelo a la cordillera Kefali y junto a ella, entre Anargyroi Aghioi y las colinas Gla, satisface todos los condicionamientos físicos para un hipódromo y es acorde con los datos ofrecidos por las fuentes antiguas. Además, este sitio pertenece al territorio sagrado de Delfos y está en contacto inmediato con el Santuario, un punto muy importante para la asociación simbólica de la instalación deportiva distante con el centro de culto del Santuario».

Los inicios del descubrimiento

«En 2005, en un libro cuyo título era “The archaeological sites of Parnassis”, leí un artículo escrito por el ingeniero civil Nikos Arapopoulos sobre las antigüedades de Itea. Allí encontré una mención bastante vacilante de la posibilidad de que el antiguo hipódromo de Delfos pudiera estar situado en el sitio de «Gonia». Este fue el punto de partida de mi investigación. El autor me dijo que había copiado esta información de un libro más antiguo sobre la historia de Itea, escrito por el ginecólogo obstetra Demetrios Kolovos, con quien entonces me fue imposible ponerme en contacto. Abandoné la cuestión del hipódromo y la búsqueda de la fuente inicial de información», señala el profesor Valavanis.

La búsqueda «revivió» hace casi un año, en abril de 2012, cuando estaba subiendo la colina de Aghioi Anargyroi, al norte del cementerio de Itea. A continuación apareció ante su vista «Gonia», una zona plana rodeada por la montaña Kefali y las dos colinas de Aghioi Anargyroi y Gla. El profesor Valavanis señaló que en ambos emplazamientos, que se elevan y dominan el campo, hay huellas de instalaciones prehistóricas. En Gla se han encontrado restos de asentamientos desde finales del período micénico, y hace unos años también fue detectado un muro ciclópeo micénico bajando la colina hacia el suroeste. En Aghioi Anargyroi se han detectado restos de una instalación de tumbas prehistóricas y una cámara submicénica.

«Era primavera; el lugar estaba lleno de flores amarillas y, mientras hacíamos nuestro primer estudio de reconocimiento en el norte, nuestra mirada se detuvo en un punto sobre el olivar donde las flores amarillas se veían como haciendo curvas, una encima de la otra. La pendiente tenía casi el aspecto de un teatro, recordando directamente a la esfendone de un hipódromo».

A pesar de la penosa impresión dada por una cantera ahora abandonada al lado de la curva que conforma la colina, y también por una pequeña fábrica construida en el llano frenta a la cantera, que estropean terriblemente el paisaje natural, la vista desde la colina Gla premió al profesor y a sus colaboradores. «Desde allí pudimos establecer la geomorfología particular del paisaje que responde plenamente a las exigencias de un hipódromo: la combinación de una amplia área plana para la arena y una pendiente natural siguiente a la llanura que habría sido la cavea para los espectadores». El trabajo de campo prosiguió y ha sido apoyado por los hallazgos arqueológicos de superficie, aunque principalmente por la toma de fotografias por satélite de Google Earth. «Las imágenes tomadas desde arriba transmiten la geomorfología de la zona en relieve. El aspecto más llamativo es la curvatura de la cavea en el lado norte, un elemento que llamó nuestra atención desde el primer momento», destacó el orador.

Continuando con su discurso, el profesor Valavanis sorprendió al auditorio al revelar el nombre de la persona que primero localizó el nuevo sitio del monumento hasta ahora sin identificar. «Hace cinco días, habiendo terminado ya mi trabajo, después de muchos intentos infructuosos, pude por fin hablar por teléfono con el señor Kolovos. El médico, de 85 años de edad, me dijo que la idea de emplazar el hipódromo en el sitio de «Gonia» como aparece mencionado en su libro proviene de «Amfissa’s History», un libro del periodista e impresor Theocharis Melissaris, originario de la misma Amfissa. El libro fue escrito en 1923. Disponer de este tipo de pieza arqueológica de información que se copie y sobreviva desde hace casi cien años en los libros escritos por los investigadores de historia sin que se aprovechen de ello los arqueólogos es realmente extraño», subrayó.

El profesor Valavanis fue presentado a la audiencia por el profesor Theodossis Pelegrinis, rector de la Universidad de Atenas, y por Alexandre Farnoux, director de la Escuela Francesa de Arqueología de Atenas, dando énfasis a la importancia del descubrimiento del monumento.

Fuente: Archaiologia | The Delphi hippodrome has been located

20 marzo 2013 at 8:59 pm Deja un comentario

Más humanidades y menos bricolaje

Joaquín García Cruz | laverdad.es

El mundo no se concibe sin el latín y el griego, como tampoco sin la filosofía

Hay latinajos fascinantes, que solo cultivan eruditos y ratones de biblioteca, pero también otros que resultan imprescindibles para moverse por el mundo. El ‘Extra omnes’ (¡todos fuera!), y el ‘Habemus Papam’, las letanías más escuchadas de estos días, orientan el rumbo de la cristiandad desde sus orígenes. Los nombres de fobias y especialidades médicas proceden del latín y el griego, que también dejaron prescrita en su monumental legado la imposibilidad de condenar a una persona sin todas las garantías debidas: ‘in dubio, pro reo’. No se puede estudiar Derecho o Medicina sin una inmersión previa en las mal llamadas lenguas muertas.

El mundo no se concibe sin el latín y el griego, como tampoco sin la filosofía, por más que las sucesivas reformas educativas hayan arrinconado estas materias en favor del bricolaje. Aquel mítico ‘rosa rosae’ con el que muchas generaciones se asomaron a la cultura clásica era, pese a la época miserable en que les tocó vivir, la base sólida de un sistema que sacó de las aulas promociones enteras de escolares sin faltas de ortografía y con la motivación necesaria para instruirse. Los niños anteriores a la Logse, la LOE y la Lomce eran además capaces de pensar por sí mismos. Sócrates, Platón y Heráclito de Éfeso fueron sus mejores guías para adentrarse en la vida del conocimiento. Jugaban a la guerra en latín, ataviados con una espada casera de madera, y supieron de Julio César y de los gladiadores con exclamaciones como ‘«Ave, Caesar, morituri te salutant»’, ‘Alea jacta est’, y otros aforismos a través de los cuales asimilaban -divertidos- nociones básicas de historia, geografía, escritura y filosofía. No está probado que aquellos niños fueran más ñoños que los de ahora, y sí, por el contrario, que escribían mejor y hablaban mejor.

Pero las humanidades están de retirada, por desgracia. Apena ver a profesores de Filosofía de Murcia recurriendo a un ‘flashmob’ para pedir que la asignatura se mantenga en el Bachillerato y la Universidad. Mientras esto sucede aquí, en Francia el Gobierno de Hollande acaba de situar las humanidades en «el núcleo de la excelencia académica y profesional», al descubrir su Centro de Análisis Estratégico (CAS) que el 65% de los alumnos que eligen Latín son de Ciencias, y que la ‘operación Fénix’, lanzada en 2006 por PricewaterhouseCoopers (PwC) para buscar talentos en los liceos, dio como resultado el fichaje, entre el alumnado de Letras, de cientos de brillantes ejecutivos por parte de empresas de base tecnológica.

Es para tomar nota. Más humanidades y menos bricolaje.

20 marzo 2013 at 12:58 pm Deja un comentario


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

marzo 2013
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Archivos

RSS Blogs en Χείρων·Chiron

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente