Archive for 12 marzo 2013

El cónclave se desarrolla en latín, lengua litúrgica de la Iglesia Católica

cónclave

Foto: Reuters

El cónclave que comienza hoy en la capilla Sixtina se desarrolla en latín, idioma oficial de la Santa Sede y lengua litúrgica de la Iglesia Católica y todo el ritual está recogido en el «Ordo rituum conclavis», de 1978, usado para la elección de Juan Pablo I, Juan Pablo II y Benedicto XVI.

Antes de entrar en la capilla Sixtina, lugar donde tradicionalmente se eligen a los papas, los cardenales se reúnen en la cercana capilla Paulina, donde el purpurado que preside el rito les recordará en latín que están allí para elegir al Sumo Pontífice.

En procesión recitarán las letanías de los santos y las invocaciones a Cristo en latín.

Concluidas las letanías y una vez que cada uno ha ocupado su asiento cantarán el «Veni Creator Spiritus», himno de invocación al Espíritu Santo, también en latín.

Después se producirá el juramento de los cardenales, «De iure iurando». Todos, a la vez, pronunciarán la larga fórmula, por la que se juran observar la Constitución Apostólica «Universi Dominici Gregis», sobre la elección del papa y defender hasta la extenuación los derechos espirituales y temporales, además de la libertad de la Santa Sede.

Asimismo se comprometen a mantener el secreto de todo aquello que concierne a la elección del Romano Pontífice y todo lo que ocurre en la sixtina.

Después cada uno de los cardenales dice el siguiente juramento: «Et ego …cardinalis …spondeo, voveo ac iuro (Y yo, … cardenal … prometo, me obligo y juro).

Y poniendo las manos en el Evangelio agregarán: «Sic me deus adiuvet et haec sancta dei evangelia quae manu mea tango» (Que Dios me ayude y estos Santos Evangelios que toco con mi mano).

Cuando el último de los cardenales electores ha prestado el juramento, el Maestro de Ceremonias Litúrgicas Pontificias, el arzobispo Guido Marini, dirá «extra omnes», y todos los que no participan en el cónclave saldrán de la capilla Sixtina y se cerrarán las puertas.

Ya a solas, comenzará «de electione Romano Pontifice» (la elección del Romano Pontífice), y los cardenales cuando se acercan a la urna para depositar el voto formularán el siguiente juramento: «Pongo por testigo a Cristo Señor, que me juzgará, que doy mi voto al que, según Dios, considero que tiene que ser elegido»).

Una vez producida la elección canónica del papa, el último de los cardenales diáconos llama a la capilla Sixtina al Secretario del Colegio Cardenalicio, al Maestro de Celebraciones Litúrgicas y a dos ceremonieros para el ritual: De acceptatione et proclamatione electi romani pontificis.

El cardenal decano, aunque en esta ocasión -visto que el decano y el vicedecano son octogenarios y no son electores- será el cardenal Giovanni Battista Re quien formulará la pregunta al elegido:

«Acceptasne electionen de te canonice factam in summum pontificem?» (¿Aceptas tu elección canónica como Sumo Pontífice?).

Una vez dada la respuesta afirmativa, le preguntará: «quo nomine vis vocari?» («¿Con qué nombre quieres ser llamado?»).

El nuevo sumo pontífice responderá: «vocabor…» (Me llamaré…).

Ya hay papa y hay que anunciarlo al mundo de manera solemne. El «Ordo Rituum conclavis» establece el ritual: «De sollemni nuntio electi romani pontificis atque de eius prima benedictine «Urbi et orbi».

El cardenal protodiácono, en este ocasión será el francés Jean Louis Tauran, se asomará a la logia de las bendiciones de la basílica de San Pedro y anunciará al pueblo la elección con estas palabras: «Annuntio vobis gaudium magnum; habemus papam: eminentissimun ac reverendissimum dominum, dominum … sanctae romanae ecclesiae cardianlem … qui sibi nomen imposuit …»

(Os anuncio una gran alegría Tenemos Papa el eminentísimo y reverendísimo señor …el nombre Cardenal de la Santa Iglesia Romana, que ha tomado como nombre …).

Después el nuevo Papa pronuncia sus primeras palabras a los fieles e imparte la bendición Urbi et Orbi, a la ciudad de Roma y todo el mundo. Ya hablará, presumiblemente en italiano, visto que pasa a ser obispo de Roma.

La primera misa la celebrará al día siguiente en la Sixtina y será también en latín.

Fuente: EFE | La Razón

 

12 marzo 2013 at 5:57 pm Deja un comentario

Los alemanes saben latín

Lo que a nosotros ‘nos suena a chino’ a los alemanes les ‘suena a español’. Es la expresión que ellos utilizan para decir que no han entendido nada de nada

M. Mayayo | larioja.com

Eva-MarquésLo que a nosotros ‘nos suena a chino’ a los alemanes les ‘suena a español’. Es la expresión que ellos utilizan para decir que no han entendido nada de nada. A chino es, más o menos, a lo que les suena el latín a muchos de nuestros estudiantes cuando no les queda otra que enfrentarse a un texto en la lengua de la antigua Roma; sí, en latín; una lengua casi difunta aquí y que, sin embargo, goza de una espléndida salud en tierras teutonas. Tal es así que, junto al español, está de moda y es una de las más demandadas por los alumnos.

Eva Marqués. Logroñesa. 41 años. Estudió Filología Hispánica y Clásica. Desde el 2002 vive en Alemania y es profesora de español y de latín en un instituto. Casada con un alemán tiene una pequeña de 6 años.

Cuando acabó de hacer la tesis en la UR, impartió clases de español en un instituto de Hildesheim. Entonces, el idioma de Cervantes ganaba terreno pero el francés copaba todo el interés germano. Obtuvo una plaza como funcionaria en otro instituto de Hannover y esta vez al español sumó el latín. «Para tener plaza de funcionario, los profesores tienen que poder enseñar dos asignaturas. Tuve suerte de haber estudiado Filología Española y Clásica, lo que me permitió enseñar latín y español. Esta combinación es muy requerida en los institutos alemanes. Los alumnos pueden acceder a tres idiomas, francés, latín y español, y estos dos últimos son ahora los más demandados». El inglés lo aprenden desde pequeños.

Aunque parezca extraño, a la lengua clásica «se le da mucha importancia», explica Eva. Cuando acaban el instituto y si han estudiado esta lengua, tendrán un título que es imprescindible para acceder a muchas carreras, no sólo de letras, sino otras como medicina. «Junto al latín, el español es actualmente una de las lenguas favoritas», comenta.

La logroñesa tuvo que adaptarse rápidamente a otro sistema educativo y a otra vida porque «aquí todo empieza muy temprano. A las 8 te encuentras con tu grupo de alumnos medio dormidos y con frío y tienes que trabajar 90 minutos que es lo que duran las clases».

Entre Hildesheim y Hannover estuvo unos cuatro años y medio disfrutando de su trabajo como profesora, dice, «porque en los institutos alemanes hay bastante disciplina y respeto hacia los profesores y la labor docente». Después, se quedó embarazada y durante tres años se dedicó a su hija. El matrimonio se trasladó a Braunschweig y allí comenzó en otro instituto, donde lleva ya tres años. Aquí el número de alumnos de latín es muy elevado, hay tres grupos por curso y, por primera vez, el español es el segundo idioma solicitado.

12 marzo 2013 at 8:45 am Deja un comentario

Latín, griego, filosofía

Rafael Ruiz | El Día de Córdoba

SÉ que un cónclave hace referencia a un sitio cerrado con llave porque estudié latín. O que algo se anuncia urbi et orbi porque se avisa a la ciudad, Roma particularmente, y al resto del mundo. Cuando larguen al personal del Vaticano con el erga omnes, sabré de qué está hablando el camarlengo. Y estaré avisado porque unos profesores estupendos de un instituto público bastante marchito tuvieron a bien enseñármelo cuando era un muchacho.

Entonces, era obligatorio. Como el griego. Nominativo, vocativo, dativo, acusativo, genitivo y dativo eran los casos. Nadie se murió nunca en un comentario de texto ni por declinar mal una palabra. Probablemente, el mundo era más sencillo. Había letras y ciencias, puras o mixtas. Fue antes de que una panda de ministros volviesen loco el sistema educativo con suspensos que son aprobados en los despachos o asignaturas de nombre imaginativo. Gracias al griego sé lo que significa la palabra analfabeto y que se la puedo aplicar a no pocos políticos españoles que han tenido competencias en la materia. El BUP que muchos estudiamos se implantó a mediados de los 70 y estuvo vigente hasta 1990. Desde entonces hasta ahora van cinco leyes orgánicas aprobadas y una sexta en camino.

Entonces había Filosofía en las aulas. Libros escritos por señores muy inteligentes, algunos de los cuales están de plena actualidad. Aprendí quién era Marx y, desde entonces, nadie me cuela comunista por bolivariano pintoresco. Y Lógica, una materia fantástica que consistía en llegar a una conclusión prefijada sobre unas premisas dadas. Lo importante no era el final sino el camino, la capacidad de cada cual por buscar resortes imaginativos. Como esas películas donde lo importante no es el asesino sino el asesinato mismo.

Esta España madrastra no le está haciendo ni caso a los profesores de clásicas que están dando la voz de alerta. El latín, el griego, la filosofía son materias que ordenan el cerebro, nos hacen un poco más conscientes y libres. Estructuran el lenguaje, el pensamiento, y lo hacen de por vida. Las sucesivas reformas de ágrafos con cartera han dejado bajo mínimos esas aulas y ahora se les viene encima la puntilla definitiva. Y con estas asignaturas se va de nuestros institutos mucho de lo bueno y digno que a un joven se le puede y se le debe enseñar.

12 marzo 2013 at 8:37 am 2 comentarios


Follow La túnica de Neso on WordPress.com
logoblog2.gif
Licencia de Creative Commons
Este blog está bajo una licencia de Creative Commons.

Reunificación de los Mármoles del Partenón

"Hacemos un llamamiento a todos aquellos que en el mundo creen en los valores e ideas que surgieron a los pies de la Acrópolis a fin de unir nuestros esfuerzos para traer a casa los Mármoles del Partenón". Antonis Samaras, Ministro de Cultura de Grecia

Tempestas

CALENDARIO

marzo 2013
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Archivos

RSS Blogs en Χείρων·Chiron

  • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

Inscriptio electronica

Amici Chironis

Apasionados del mundo clásico

Suscríbete a esta fuente